Economía andaluza

Andalucía. Características. Núcleo básico. Modelo de crecimiento. Problemas. Desempleo agrario. Recuperación económica

  • Enviado por: Peloponeso
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 6 páginas
publicidad
publicidad

'Economía andaluza'
LA ECONOMÍA ANDALUZA

La economía andaluza presenta las siguientes características:

  • Los pilares sobre los que se mantiene son la construcción, el comercio, el transporte, el turismo y las administraciones públicas.

  • Su núcleo básico son las actividades industriales y sus principales problemas se relacionan con el reducido de la industria en el valor añadido(diferencia entre en valor de los bienes producidos y el coste de las materias primas y otros bienes intermedios utilizados para producirlos) regional.

  • Una notable dependencia exterior ya que la economía andaluza satisface sus necesidades mediante importaciones.

  • Desde 1993 la economía andaluza inició un crecimiento sostenido debido principalmente al proceso de convergencia de España y Europa.

    MODELO DE CRECIMIENTO DE LA ECONOMÍA ANDALUZA

    Andalucía ocupa el penúltimo lugar en el ranking según el PIB per cápita y su crecimiento a lo largo de estos últimos años no puede calificarse como moderado.

    La economía andaluza se caracteriza por su elevada sensibilidad con que los ciclos económicos la afectan. Esto, principalmente, se debe a:

    • La existencia de deficiencias estructurales profundas que limitan el grado de repuesta de la Economía

    Andaluza y la incapacidad de los mecanismos económicos de la región para realizar sus propios ajustes.

    • La dependencia de recursos financieros.

    El análisis de la dotación de infraestructuras de la Economía andaluza da como resultado una posición favorable en lo que se refiere a infraestructuras económicas. Andalucía también aparece en un nivel destacado, a pesar de ser la penúltima Comunidad Autónoma en renta per cápita del país, en lo referente al potencial científico-tecnológico, es decir, lo referente a universidades y centros dependientes de las administraciones públicas. Sin embargo, cuando se analiza el nivel de cualificación de la mano de obra Andalucía aparece centrada en el cuarto grupo formativo junto con Extremadura, Castilla la Mancha, Canarias y Galicia (excluida Pontevedra)

    PROBLEMAS EN LA ECONOMÍA ANDALUZA

    El primordial problema con el que nos encontramos es la situación de mercado de trabajo, es decir, la tasa de paro en Andalucía. La intensidad del mismo se produce como consecuencia de la acumulación de tres circunstancias principales:

  • La elevación de las tasas de actividad, en buena medida consecuencia de factores demográficos (la incorporación de los jóvenes al mercado de trabajo, aumento de la tasa de actividad femenina.)

  • La concentración de la demanda de trabajo en las principales ciudades en contrate con la disminución de la movilidad geográfica.

  • La modificación del marco de relaciones laborales que dificulta la renovación de plantillas y las condiciones de accesibilidad al mercado de trabajo.

  • Hay que aclarar que las reformas laborales introducidas a partir de 1933 tuvieron un efecto positivo inmediato sobre el número de contrataciones, aunque el problema persistía ya que estas contrataciones no eran indefinidas. Aumentaron las contrataciones temporales y a tiempo parcial mientras que las de tiempo completo se redujeron.

    Este problema de semejante dimensiones requiere una solución a nivel nacional pero esto no quiere decir que Andalucía deba adoptar una posición pasiva, todo lo contrario, tiene que participar activamente en el diseño de la política nacional y, sobre todo, debe poner en marcha sus propias estrategias (sobre todo para combatir el desempleo agrario)

    EL DESEMPLEO AGRARIO: Dentro de los problemas de empleo andaluces hay que hacer un especial llamamiento al desempleo rural. Andalucía y Extremadura son las únicas regiones españolas donde es muy importan este gran problema. Estas deficiencias de empleo pueden relacionarse con:

    • La intermediación de los mecanismos institucionales (INEM) como vía de acceso al mercado de trabajo, frecuentemente evitada en el medio rural como consecuencia de la abundancia de actividades irregulares y de la extensión de lo que se conoces como cultura de multiplicidad de fuentes de renta y que consiste en la ocupación estacional en actividades diferentes a lo largo de los años

    • La oferta de empleo, la cual es particularmente escasa en el medio rural y el acceso a un empleo implica normalmente emigración. El coste que esto presenta y la existencia de fórmulas alternativas de supervivencia (Ej: el plan de empleo rural: PER) justifican la permanencia en el desempleo.

    PER: El plan de empleo rural satisface unas condiciones mínimas de subsistencia a la población campesina desempleada. Proporciona soluciones al problema de fondo pero visto desde una perspectiva exclusivamente económica el PER es un instrumento incitador a la permanencia en el paro. La desaparición de este plan conllevaría a la emigración por lo que su eliminación tendría consecuencias no deseadas desde el punto de vista social.

    REFLEXIONES SOBRE UNA POLÍTICA DE EMPLEO EN ANDALUCÍA.

    Los principales objetivos serian muy fáciles de deducir, acabar con la incapacidad para crear empleo, corregir los patrones de desigualdad, reducir las relaciones entre el sistema productivo y el medio ambiente acabando con la sobreexplotación de recursos naturales, fomentar un definitivo desarrollo industrial en Andalucía.

    ANDALUCÍA ANTE LA GLOBALIZACIÓN DE LA ECONOMÍA Y LA RECUPERACIÓN ECONÓMICA.

    Andalucía no ha sido ajena al proceso de globalización de la Economía mundial. Este proceso se ha plasmado en la implantación de estrategias empresariales comunes en los distintos mercados y una creciente estandarización de los productos. La competencia global se encuentra relacionada con el fenómeno de la internalización de la empresa, esta ha sido propiciada primordialmente por el nivel de actividad en materia de movimientos de capital desconocido con anterioridad a la pasada década.

    El citado proceso de internacionalización ha configurado un marco de competencia global, en el que las ventajas competitivas descansan cada vez más en factores tales como la calidad y la diferenciación de los productos, el nivel tecnológico y los atributos productivos de los factores productivos. Además del fenómeno de la internacionalización de las empresas, de la expansión del comercio y del aumento de movilidad en los capitales, la mejora en la economía se ve fomentada por la formación de grandes regiones económicas sobre la base de tratados de uniones aduaneras y comerciales, zonas de libre comercio, etc.

    Andalucía ante la recuperación de la economía.

    Cabe destacar que se detiene la emigración y los desplazamientos de la población a las grandes ciudades, la aportación del sector primario a la formación del PIB regional se sitúa en torno al 10% del total y la presión de los jóvenes sobre el mercado de trabajo se reduce. Sin embargo, ciertos rasgos característicos de la estructura económica andaluza se mantienen como la expulsión de población activa del sector agrario, las restricciones del medio natural al mantenimiento de algunas actividades, o el aumento de las tasas de actividad femenina y de paro.

    LA ECONOMÍA ANDALUZA ANTE UN NUEVO MILENIO.

    Andalucía ha pasado de ser una región atrasada a convertirse en una región moderna con un sistema económico y productivo similar a lo más avanzados del mundo occidental. El notable crecimiento económico se ha debido en parte al aumento que ha experimentado la escala de producción como consecuencia del fuerte incremento del capital, del trabajo y sobre todo de la productividad por trabajador.

    También el crecimiento se ha visto estimulado por las mejoras de la eficiencia, los nuevos procesos de informatización, el desarrollo delas telecomunicaciones, etc. Todo esto ha originado un desplazamiento dela curva de la oferta agregada hacia la derecha y un incremento del potencial productivo de la Economía andaluza.

    De cara al futuro, la economía andaluza presenta las siguientes características:

    • La competitividad se ha de considerar profundamente ya que la economía andaluza no podrá fomentar su desarrollo si no se producen importaciones, salidas de productos y rivalidades.

    • La situación socio-económica plantea un difícil problema en lo que se refiere a escasez de recursos hídricos debido al alto consumo de los mismos y a su existencia.

    • Se debe resaltar de nuevo el problema del mundo rural y su paro y se debe tener una especial consideración.

    • El factor tecnológico influye fuertemente de cara al futuro en la economía andaluza y ofrece la posibilidad de acudir en tiempo real a las nuevas iniciativas.

    'Economía andaluza'

    'Economía andaluza'