Don Álvaro o la fuerza del sino; Duque de Rivas

Literatura española del Romanticismo. Teatro romántico del siglo XIX. Fatalidad. Estructura. Argumento. Personajes

  • Enviado por: Iñigo Biosca
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 13 páginas
publicidad

Autor

Ángel de Saavedra, Duque de Rivas

Político y literato español, nació en Córdoba. Ex combatiente de la guerra de la independencia, en la que fue herido, se adhirió con entusiasmo a los principios de la constitución de 1812, a cuya proclamación asistió en Cádiz. En 1822 inició su carrera política como diputado liberal; pero, condenado a muerte por su antiabsolutismo, busco refugio en el extranjero y no volvió a España hasta la muerte de Fernando VII. En 1836 desempeñó la cartera de Gobernación con el gabinete Istúriz y, tras una nueva expatriación, presidió el consejo de ministros en 1854. Dirigió la academia de la lengua y perteneció a la de la historia. Formado en el clasicismo, escuela en la que se encuadran sus tragedias Ataúlfo, Aliatar (1814) y Lanuza (1822), así como toda su primera producción lírica (Al faro de Malta), la épica (El moro expósito 1834) y la dramática (Don Álvaro o la fuerza del sino, 1835) españolas. El moro expósito, nueva versión en metro endecasílabo del poema medieval de Los infantes de Lara, constituye, con El paso honroso lo mejor de sus leyendas. Al par de estas, dentro de la más pura visión romántica, vienen a revitalizar la temática del romancero sus Romances históricos, publicados en 1841: Un castellano leal, Una antigualla de Sevilla, El fratricidio, El Alcázar de Sevilla, Don Álvaro de Luna, El conde de Villamediana, etc. El drama Don Álvaro, en el que se inspiró Verdi para componer su opera La forza del destino, rompe todos los moldes literarios, introduce la innovación formal de mezclar la prosa y el verso y, con su énfasis de la fatalidad, que persigue implacable al protagonista, tiene no poco de tragedia griega. Menos conocido es su drama simbólico El desengaño de un sueño 1842, de corte calderoniano.

Época histórica

El siglo XIX fue para España “el siglo del liberalismo”, aunque el triunfo del nuevo régimen se viera frenado por la inestabilidad social, la intervención política del ejército y las guerras civiles. Durante el reinado de Isabel segunda se abrió paso el liberalismo moderado, tras la derrota militar del carlismo. Después de la revolución de 1868, que destrono ha la reina, se inició una breve etapa de liberalismo democrático con la monarquía de Amadeo I y la primera república. El sistema de restauración, inspirado por Cánovas del Castillo, supuso el éxito del liberalismo conservador durante el reinado de Alfonso XII, que benefició a la burguesía y en el que se inició una tardía y limitada industrialización. El siglo se cerró con el desastre de 1898: la derrota ante los Estados Unidos sacó a la luz los problemas de España, de los que se hizo una profunda reflexión crítica.

Para situarnos mejor haré una línea cronológica de la primera mitad del siglo XIX (mitad en la que se escribe el libro a comentar).

  • 1814: Fernando VII regresa a España y anula la constitución de 1812.

  • 1820: Pronunciamiento de Riego: el rey jura la Constitución de 1812 y comienza el trienio liberal.

  • 1823: Los “Cien Mil Hijos de San Luis” invaden España y Fernando VII repone el absolutismo: comienza la década ominosa.

  • 1828: Muere Francisco de Goya y Lucientes.

  • 1833: Muere Fernando VII. Comienza la regencia de su esposa María Cristina. Comienza la primera guerra carlista.

  • 1835: El Duque de Rivas escribe Don Álvaro o la fuerza del sino.

  • 1836: pronunciamiento progresista en la granja: la regente acata la constitución de 1812.

  • 1839: Convenio de Vergara: fin de la primera guerra carlista.

  • 1840: María Cristina renuncia a la regencia.

  • 1841: Comienza la regencia de Espartero.

  • 1843: Comienza el reinado personal de Isabel II.

  • 1844: Zorrilla escribe Don Juan Tenorio, obra romántica.

  • 1846: Segunda guerra carlista.

  • 1849: Finaliza la segunda guerra carlista.

Época Literaria

Don Álvaro o la fuerza del sino es una obra dramática perteneciente al romanticismo, movimiento, que frente a los ideales de la etapa anterior, prefiere la imaginación, la sensibilidad, la intuición, el individualismo y la rebeldía, es decir, lo opuesto al neoclasicismo.

El romanticismo fue un movimiento de corta duración, pero de gran influencia en la literatura posterior. Las características del romanticismo son:

  • Deseo de libertad

  • Libertad política: esta en contra del absolutismo.

  • Libertad moral: rechaza las normas tradicionales y la religión pierde importancia.

  • Libertad de expresión: manifiesta libremente las emociones más violentas. Antepone el sentimiento a la razón.

  • Culto al individualismo: el romántico se considera el centro del universo.

  • Idealismo: se mueve por ideales hacia los que dirige toda su atención, tales como, patrióticos, amorosos, filantrópicos...

  • Desengaño al chocar con la realidad: Esto le hace desear la huida o rebelarse contra el mundo. A veces su afán de evasión, lo lleva al suicidio.

  • La creación literaria tiene un fuerte matiz subjetivo

  • Se da la exaltación de lo nacional y popular, se idealiza a la mujer y se tratan temas filosóficos, sociales he históricos.

  • Surge la atracción por lugares exóticos y épocas pasadas.

Como decía anteriormente esta obra pertenece al genero dramático dentro del movimiento artístico denominado romanticismo. Durante este movimiento en el teatro no se respeta la regla de las tres unidades, se mezcla la prosa y el verso, lo cómico y lo dramático, las obras tienen cinco actos y no son de carácter moralizante, ni verosímil. Se tratan temas históricos o legendarios, ambientados en lugares excepcionales: ruinas, monasterios... Los personajes son seres extraños, perseguidos por un destino fatal, que no pueden evitar. Los finales son trágicos.

Argumento

En esta obra se nos narra la vida de don Álvaro, hijo de un virrey español, encarcelado por intentar convertir el virreinato en un imperio, y de una princesa inca. Don Álvaro se dirige a España, desde América, con el fin de pedir la rehabilitación de sus padres pero por amor a Leonor, una joven de la familia Calatrava, olvida la misión que le ha llevado a España.

Don Álvaro pretende casarse con Leonor pero su padre, al cual Leonor siempre obedecerá a pesar de que en un inicio parezca que esta se sienta lo suficientemente fuerte como para negarse a seguir los deseos de su padre, no les permite casarse, y en una furtiva visita de don Álvaro a su amada, este es sorprendido por el padre de la joven, al cual mata de un disparo involuntario que se produjo al tirar el arma al suelo.

Tras este trágico accidente, Leonor huye a una gruta cordobesa a realizar penitencia y don Álvaro huye de los hijos del marques que desean matarle en venganza por la muerte de su padre. Don Álvaro, se alista en el ejercito y es enviado a Italia para combatir, allí establece una gran amistad con don Carlos, hijo del marques que más tarde descubrirá que nuestro protagonista es el asesino de su padre y le reta a un duelo en el cual el hijo del marques sufre el mismo destino que este, muriendo en manos del asesino -a pesar de ser involuntario- de su padre.

Don Álvaro es encarcelado por realizar el duelo, pero en un ataque del bando enemigo lo liberan y le proponen luchar al lado de este, proposición que acepta pero que la lleva a cabo sin ilusión por vivir. Tras luchar junto a ese ejercito sale ileso gracias a sus grandes dotes como militar y decide recluirse en un convento franciscano en el que realiza una dura penitencia que es interrumpida por don Alfonso, el ultimo de los hijos del marques, que le obliga a batirse en duelo contra el, a lo cual don Álvaro en un principio se niega, pero más tarde se ve obligado a aceptar y en el transcurso del duelo hiere de gravedad a don Alfonso, el cual pide apoyo religioso, y lo llevan a una gruta que resulta ser la gruta en la que se refugió Leonor, cuando don Álvaro la había dado por muerta, y al dirigirse a su hermano en ayuda, este, creyendo que los enamorados continuaban aliados, mata a su hermana lleno de ira.

Don Álvaro dolorido por la muerte de su amor platónico y odiándose a sí mismo por matar contra su voluntad a toda una familia se suicida maldiciéndose y llamándose Satanás a sí mismo.

Tema

El tema principal de la obra pienso que es el destino atormentado de un joven. Creo que el autor cree que estamos predestinados y a querido reflejar como el personaje no hace su futuro, sino que le ocurren diversas cosas desagradables por causas ajenas que le han conducido a la muerte, como trágico final.

Estructura externa

El libro se divide en las cinco jornadas cinco jornadas tradicionales del romanticismo teatral (como ya hemos visto en la fase de etapa literaria). Estas cinco jornadas se dividen en escenas de la siguiente manera:

  • I jornada: ocho escenas.

  • II jornada: ocho escenas.

  • III jornada: nueve escenas.

  • IV jornada: ocho escenas.

  • V jornada: once escenas.

La ultima jornada es la más aparatosa ya que el autor utiliza tantas escenas para mostrarnos los diferentes lugares en los que se desarrolla la jornada que acabará en tragedia.

Estructura interna

Las cinco jornadas de la estructura externa podrían reducirse a tan sólo tres, ya que son tres los acontecimientos fundamentales de la obra:

  • Primera parte: La muerte del marqués.

  • Segunda parte: La muerte de don Carlos.

  • Tercera parte: La muerte de don Alfonso, doña Leonor y don Álvaro.

Por ello pienso que la obra se divide en las muertes de los personajes y, como consecuencia, la II y III jornadas creo que tan solo son acontecimientos que el autor a tenido que desarrollar para conseguir el trágico final.

La jornada más importante es la primera ya que en ella aparecen todos los elementos que preludian la tragedia final.

Personajes

  • Personajes principales:

Don Álvaro: Es el prototipo de héroe romántico. Hijo de un virrey encarcelado por querer convertir su virreinato en un imperio independiente, y de una princesa inca. Se crió entre indios, de lo cual se siente orgulloso pero las circunstancias de su nacimiento -en una prisión de Lima y de una madre india- provoca que se calle sobre su procedencia.

Es un hombre respetuoso con las leyes, honesto, formal, generoso valiente y culto. En el campo amoroso es un apasionado amante y un fiel cónyuge.

Representa a la burguesía ya que no es un noble y es un ser acaudalado.

Familia Calatrava: la aristocracia

Leonor: es la heroína romántica. Es tierna, tímida y dócil. Se encuentra dominada por su padre al cual en un inicio parece intentar desafiar pero finalmente se siente incapaz de desobedecerle.

El marqués de Calatrava: se presenta como un padre protector y tierno, pero a la vez es firme en sus convicciones, tiene unos valores inamovibles.

Don Carlos: es todo un caballero al inicio pero al desear, finalmente, tan fervientemente la venganza de su padre esta visión se pierde.

Don Alfonso: personaje de gran simpleza, menos desarrollado psicológicamente que su hermano, solo se mueve por la venganza lo que le hace rígido frío y poco real.

  • personajes secundarios:

Son los personajes populares del aguaducho y el mesón, los representantes de la iglesia (con el padre Melitón desempeñando el papel de “gracioso”), los militares y los criados.

Lenguaje y estilo

La narración está hecha a partir de conversaciones entre personajes, algunos diálogos y también monólogos. Los personajes están bien caracterizados a través de un detallismo descriptivo increíble.

El lenguaje presenta una gran variedad. Destaca especialmente la entonación, el ritmo y la musicalidad, la abundante adjetivación y riqueza léxica, que presenta diferentes registros lingüísticos. He localizado algunos hipérbatos, anagnórisis y arcaísmos.

La obra está escrita en verso y prosa, estos son utilizados indistintamente por todos los personajes. Se da la polimetría en los versos, predominan las estrofas de arte menor y rima consonante, lo que más abunda son redondillas y seguidillas.

Ideas secundarias

  • El ideal de héroe y heroína.

  • Idealismo amoroso.

  • Desengaño al chocar con la realidad.

  • Atracción por lugares extraños, monasterios, cuevas...

  • Idealización de la mujer.

Valoración personal

Me ha parecido muy interesante conocer la mentalidad, el ambiente;

En general, la vida de los personajes de la obra.

Tiene un hilo conductor que me a parecido excepcional; cuando terminas de leer un acto estas muy impaciente por saber lo que ocurrirá en el siguiente

Ya que los versos y las narraciones del libro no se me han hecho nada pesadas porque tienen una comprensión para la gente de nuestra época bastante simple y son fáciles de entender. Eso sí, en algunas jornadas, sobre todo en la II y la III, Podían pasar líneas y líneas sin haber ningún punto importante.

Me a parecido muy entretenido e interesante, aunque, a decir verdad, también me ha parecido un poco culebrón.

Finalmente, cabe destacar que Don Álvaro recoge todos los tópicos románticos, tanto en lo referente a la forma como al contenido, lo cual hace de esta obra del duque de Rivas la más representativa de su género, dentro del romanticismo español.

Indice

Autoria............................................................................................................. 1

Etapa literaria................................................................................................. 2

Época................................................................................................................ 3

Argumento....................................................................................................... 4

Tema................................................................................................................. 5

Ideas secundarias............................................................................................ 6

Lenguaje.......................................................................................................... 7

Personajes........................................................................................................ 8

Estructura externa......................................................................................... 9

Estructura interna.......................................................................................... 10

Valoración personal......................................................................................... 11

Don Álvaro o la fuerza del sino; Duque de Rivas
Don Álvaro o la fuerza del sino; Duque de Rivas

Don Álvaro o la fuerza del sino; Duque de Rivas

Don Álvaro o la fuerza del sino; Duque de Rivas