Didáctica infantil

Psicopedagogía. Desarrollo: biológico, psicomotor, conocimiento experiencial, lingüístico, cognitivo, social. Niños preadolescentes. Preadolescencia. Estudio. Evolución

  • Enviado por: El remitente no desea revelar su nombre
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 25 páginas
publicidad
cursos destacados
Cómo montar un Ordenador
Cómo montar un Ordenador
En este curso te guiamos de una forma muy práctica y gráfica, para que puedas realizar el montaje de tu...
Ver más información

Iníciate en LOGIC PRO 9
Iníciate en LOGIC PRO 9
Vamos a ver de manera muy sencilla y en un breve paseo de poco más de una hora como funciona uno de los...
Ver más información

publicidad

EL NIÑO DE 0 A 3 AÑOS DE EDAD

* Desarrollo biológico

Las cuatro primeras semanas de vida marcan el período neonatal, un momento de transición de la vida intrauterina- cuando el feto depende totalmente de la madre- a una existencia independiente.

El bebé al nacer tiene características distintivas, cabeza grande, ojos grandes adormilados, nariz pequeña y mentón hendido (lo que hace más fácil amamantar) y mejillas gordas.

La cabeza del neonato es un cuarto de la longitud del cuerpo y puede ser larga y deformada debido al amoldamiento que ha facilitado su paso a través de la pelvis de su madre. Este amoldamiento temporal es posible debido a que los huesos del cráneo del bebé no se han fusionado aún; no estarán completamente unidos durante los 18 meses. Los lugares de la cabeza en donde los huesos no han crecido juntos- puntos suaves o fontanela- están cubiertos por una membrana fuerte. Debido a que el cartílago de la nariz del bebé es moldeable, el viaje a través del canal deja la nariz luciendo aplastada por unos pocos días.

Crecimiento del niño

- Crecimiento del cuerpo

El crecimiento físico es más rápido durante los 3 primeros años que durante el resto de la vida. A medida que los niños pequeños crecen en tamaño, la forma del cuerpo también cambia. El tamaño del resto del cuerpo se proporciona con el de la cabeza, la que sigue el proceso en curso hasta alcanzar el tamaño de la de un adulto. La mayoría de los niños se adelgazan durante los 3 primeros años; el niño de 3 años es más delgado si se compara con el regordete y barrigón de un año.

En la mayoría de los bebés el primer diente aparece entre los 5 y 9 meses, y al año tiene 6 u 8 dientes y a los 2 años y medio tiene 20.

- Crecimiento del cerebro

El cerebro humano crece más rápido mientras el bebé está todavía en el vientre y en los primeros meses de vida. En el feto en desarrollo, se forman un promedio de 250.000 células cerebrales por minuto, a través de la división celular (mitosis); así la mayoría de los cien mil millones de células en el cerebro humano ya están presentes en el nacimiento.

El cerebro, la columna vertebral y una red de nervios que llega a todas las partes del cuerpo constituye el sistema nervioso. Este complejo sistema de comunicación envía mensajes sensoriales desde todas las partes del cuerpo al cerebro y regresa órdenes motrices de éste.

Inmediatamente después del nacimiento hay un incremento en el crecimiento de las células cerebrales. Las células formadas recientemente se clasifican por funciones, y se dirigen a sus posiciones apropiadas bien sea en la capa superior del cerebro, o en la capa inferior, o niveles subcorticales. En un recién nacido, las estructuras subcorticales que regulan funciones biológicas como la respiración y la digestión son las que estñan desarrolladas de manera más completa; las células en ek córtex cerebral, que es donde se origina el pensamiento y la solución de problemas, todavía no están bien conectadas. Las conexiones entre las células en el córtex aumentan marcadamente a medida que el bebé madura y hacen posible el funcionamiento motor e intelectual en niveles más altos.

- Conductas reflejas

Los seres humanos tienen un arsenal de reflejos, algunos de los cuales parecen ofrecer protección e inclusive abarcan hasta la supervivencia misma.

Los llamados reflejos primitivos, o reflejos de los recién nacidos, se encuentran presentes en el momento del nacimiento o un poco después, y algunos se pueden producir aun antes del nacimiento. En un bebé neurológicamente saludable, estos reflejos desaparecen en diferentes épocas durante el primer año. La breve aparición de estos reflejos primitivos indica el control subcortical del sistema nervioso de un infante, ya que la maduración de la corteza cerebral inhibe sus manifestaciones.

Los reflejos primitivos son normales en los recién nacidos pero después de los primeros meses es normal que se desvanezcan como señal de desarrollo neurológico. Los reflejos primitivos se hallan controlados por la subcorteza; su desaparición es prueba de que la corteza se está desarrollando

y da como resultado el cambio de conducta refleja a conducta voluntaria. Ya que hay un tiempo preestablecido para el desarrollo y la desaparición de los reflejos primitivos, el desarrollo neurológico de un bebé, se puede evaluar al observar qué reflejos se hallan presentes o ausentes.

REFLEJO ESTIMULACIÓN CONDUCTA

Hociqueo Las mejillas del bebé se El bebé voltea la cabeza., abre la boca

acarician con el dedo o el y empieza movimientos de succión.

pezón.

Darwiniano Se acaricia la palma de la El bebé empuña la mano; se lo

mano del bebé. puede levantar hasta ponerlo de pie

si ambos puños se encuentran cerrados alrededor de un palo.

Natación Se pone al bebé boca abajo. El bebé hace movimientos de natación bien coordinados.

Cuello tónico Se acuesta al bebé sobre El bebé voltea la cabeza hacia un

la espalda. lado y adopta una posición de “esgrimista”; extiende los brazos y las piernas hacia el lado que más le gusta y flexiona las extremidades opuestas.

Moro El bebé se deja súbitamente El bebé extiende las piernas, los

en la cama o se le hace oír brazos y los dedos; arquea la espalda

un ruido alto. lanzando la cabeza hacia atrás.

Babinski Se acaricia la planta del pie Los dedos de los pies del bebé se

del bebé. abren en forma de abanico; el pie

se dobla hacia adentro.

Caminar Se toma al bebé por debajo El bebé hace movimientos semejan-

de los brazos, con los pies tes a pasos, lo que parece un cami-

descalzos tocando una nado bien coordinado.

superficie plana.

Ubicación El talón del bebé se coloca El bebé retira el pie.

contra el borde de una su-

perficie plana.

* Desarrollo psicomotor

Hay un orden definido para la adquisición de destrezas motrices y la habilidad de moverse deliberada y acertadamente es progresiva. Las habilidades van de lo simple a lo complejo. Primero, el niño alza objetos relativamente grandes con toda su mano. Luego, gradúa el uso de pequeños movimientos como de pinza con su pulgar y su índice para alzar objetos muy pequeños. Después de que ha logrado control sobre movimientos separados de los brazos, manos, piernas y pies, será capaz de coordinar todos estos movimientos para poder caminar.

La habilidad para caminar y la precisión para agarrar son dos de las habilidades motrices más distintivas de los humanos, ninguna de las cuales está

presentes en el momento de nacer.

- Control de la cabeza

Al nacer, el bebé puede voltear la cabeza de lado a lado cuando está acostado hacia arriba y, cuando está boca abajo, puede levantar la cabeza lo suficiente como para voltearla. Primero domina el elevar la cabeza mientras que está boca abajo; luego mantiene su cabeza derecha cuando se le sostiene, y después levanta la cabeza cuando está boca arriba. Durante sus primeros 2 ó 3 meses continúa elevando la cabeza más alto y, alrededor de los 4 meses, puede mantenerla derecha cuando se le ayuda ocuando se lo mantiene sentado.

- Control de las manos

Aproximadamente a los 3 meses y medio, el bebé puede agarrar un objeto de tamaño no muy grande, aunque todavía tiene dificultad para agarrar cualquier cosa que sea mucho más pequeña. Alrededor de los 7 meses, las manos están lo suficientemente coordinadas como para poder alzar un guisante de la bandeja de su silla de comer, haciendo uso solamente de un movimiento como de pinza . A los 14 meses puede construir una torre de dos cubos; alrededor de los dos años pude agarrar una taza y beber de ella, y su lateralidad ya se halla bien establecida; aproximadamente 3 meses antes de su tercer cumpleaños, puede copiar un círculo, bastante bien.

- Locomoción

A los 3 meses, después de un cuarto de año como prisionero de la gravedad, el bebé empieza a rodar sobre sí mismo a propósito, primero de su estómago a la espalda y más tarde de la espalda al estómago. Los bebés aprenden a sentarse ya sea levantándose por sí mismos, ya sea cuando están acostados o dejándose caer cuando están de pie.

El bebé promedio puede sentarse sin apoyo entre los 5 y 6 meses y puede adoptar una posición de sentado sin ninguna ayuda, dos meses más tarde. Alrededor de los 6 meses aproximadamente, empiezan a moverse por todas partes en forma muy variada y bajo su propia cuenta y riesgo. Se mueven sobre el estómago, empujan el cuerpo con los brazos y arrastran con dificultad los pies detrás de ellos. A veces, sentados, corren rápidamente, empujándose hacia delante con los pies y las manos. La mayoría de los bebés ya se desenvuelven por todas partes con bastante propiedad alrededor de los 9 ó10 meses.

Alrededor de los 10 meses, después de unos 4 meses de práctica parándose con el apoyo de cualquier objeto, puede soltarse y pararse solo. Alrededor de dos semanas antes del primer cumpleaños, se pone de pie correctamente, por sí mismo.

* Desarrollo del conocimiento experiencial del mundo

Cuando el niño recién nacido agarra algo, esta acción es un acto reflejo. Es una respuesta ante un estímulo. Las manos del bebé se desarrollan durante los 2 primeros años de vida, a los 3 meses de edad, el niño ya empieza a adquirir hábitos o habituación a agarrar instrumentos, utensilios...

Se establecen conexiones en el cerebro para poder realizar movimientos con las manos, este es el primer paso.

El segundo paso, es establecer una relación con el medio. El niño puede percibir un objeto, pero no puede alcanzarlo. Cuando logra alcanzar algún objeto que quería, se da cuenta que todos sus esfuerzos no son en vano, y repite la acción continuadamente.

Cuando consiga coordinar el alargamiento del brazo y la mano, conseguirá agarrar aquellos objetos que quiera, con más precisión. La boca, las manos, son las primeras acciones que se desarrollan en la corteza cerebral ( conexiones cerebrales).

El bebé es capaz de reconocer un objeto que haya tenido en la boca sin haberlo visto antes. Un bebé sabe que su madre está en casa aunque no se encuentre en la habitación Permanencia de los objetos.

El niño puede agarrar un objeto en movimiento, pero se encuentra con un problema, el niño no puede soltar el objeto, tiene que esperar a que se suelte por sí solo. Al cabo de un tiempo, el niño es capaz de agarrar y soltar los objetos.

A los dos años de edad, el niño ya puede tener la habilidad de abrir y cerrar las puertas. Lo más dificultoso es vestirse y desvestirse, limpieza de dientes...

La percepción de la profundidad es innata o aprendida muy temprano. Sin embargo, la habilidad para percibir la profundidad no indica un temor a las alturas. El sentido del peligro no se desarrolla sino más tarde y está relacionado con la habilidad de los niños para moverse por sí solos.

* Desarrollo lingüístico

La primera actividad vocal del bebé es llorar. Uno o dos meses después, balbucea, utilizando su lengua de diferentes formas para moldear los sonidos; alrededor del primer cumpleaños. El niño dice algunas palabras cortas formadas por sonidos simples; puede producirlas bien y muestra un control sutil y voluntario de su cuerpo.

El manejo del habla no es únicamente una cuestión de aprendizaje. Es también una función de maduración. La importancia de la maduración, el desdoblamiento de los patrones de conducta en una secuencia determinada biológicamente y relacionada con la edad. Estos cambios son programados por los genes; es decir, antes que el niño pueda tener control completo de todas las habilidades debe estar biológicamente listo.

- Discurso prelingüístico

A las 6 semanas del nacimiento, los bebés se arrullan cuando están felices produciendo chillidos, gorgoteos y sonidos vocálicos. Entre los 4 y los 6 meses empiezan a balbucear, repitiendo una serie de sonidos simples.

De los 7 a los 12 meses imitan accidentalmente sonidos que han escuchado y luego se imitan a sí mismos al producir estos sonidos. Cerca de los 9 a 10 meses imitan sonidos deliberadamente. Aun cuando no los entiendan. Más o menos

Al principio del segundo mes, cuando de arrullan para expresar satisfacción, los bebés empiezan a aumentar en forma continua la gama de entonaciones emocionales.

- Discurso lingüístico

Cuando la primera palabra no es mamá o papá, puede ser una sola sílaba que tiene gran variedad de significados, de acuerdo con lo que está sucediendo en ese momento. Una palabra sola que parece expresar un pensamiento completo se llama holofrase.

Normalmente, alrededor de los 15 meses un niño de cualquier sexo ha dicho diez nombres o palabras diferentes, y el vocabulario continúa creciendo a través de la etapa de las palabras simples. También hay seguridad creciente en las palabras, más y más ocasiones inspiran al bebé para decir una palabra o un nombre.

La edad en que los niños comienzan a combinar palabras varían. Generalmente, lo hacen después de su segundo cumpleaños. Aunque el discurso prelingüístico está clara e íntimamente ligado a la edad cronológica, el discurso lingüístico no.

Algunas de las características del habla temprana:

- Los niños simplifican y dicen solamente lo suficiente para que se les entienda.

- Generalización de reglas: las aplican rígidamente sin usar excepciones.

- Entienden las relaciones gramaticales que no pueden expresar.

* Desarrollo cognitivo

A las doce semanas el niño entiende la relación causa-efecto. Han aprendido que llorando puede conseguir que ocurran cosas, ha aprendido también a saber a escuchar.

El cerebro de un bebé empieza a desarrollarse los primeros meses de vida, el córtex permite al bebé controlar su comportamiento. El córtex humano se desarrolla más lentamente, y hasta los 3 años no se aprecia la diferencia en cuanto a la creatividad.

A los 6 meses, se es sensible a las diferencias matemáticas, ej: saben diferenciar entre un juguete y dos juguetes.

Para los bebés “más de tres“ es más. Saben diferenciar que un juguete no es igual que dos juguetes.

Aprenden mediante la acción y no sólo mediante la observación. Desarrollan la capacidad de categorización.

A los 15 meses, ya comienzan a experimentar. Descubren que el agua no tiene las mismas propiedades que el aire.

La habitación de los juguetes, es donde el niño monta y desmonta las cosas, rara vez pasa de un juguete a otro sin manipularlo. Con 1 año más de edad, el niño tiende al orden, ha aprendido que los objetos se pueden clasificar.

El pensamiento no sólo es científico, sino también creador. Los bebés 1º aprenden a copiar, después improvisar y más tarde a crear.

* Desarrollo social

- ¿Cómo se desarrollan las emociones?

El desarrollo emocional depende de muchos factores, algunos de los cuales son innatos y visibles en el nacimiento y otros sólo aparecen después de un tiempo. Este proceso puede provenir de un reloj ”biológico” en maduración, gobernado por el cerebro, el cual dispara sentimientos específicos en diferentes etapas. Esta cronología puede tener valor para la subsistencia: expresiones de dolor de niños indefensos de dos meses pueden hacer que se les proporcione la ayuda que necesitan, mientras que la ira expresada por los mismos bebés en la misma situación, pero siete meses más tarde, puede ocasionar que alguien haga algo para ayudarles, por ejemplo a alejar a una persona que le molesta.

Poco después de nacer, los bebés muestran interés, angustia y disgusto. En los meses siguientes van más allá de estas expresiones primarias para expresar alegría, cólera, sorpresa, timidez, miedo. Pero emociones más complejas que dependen del sentido de sí mismo llegan más tarde, alguna de ellas el segundo año, que es cuando la mayoría de los niños desarrollan la autoconciencia: capacidad para reconocer sus propias acciones, intenciones, estados y competencia y para entender que están separados de otras personas y cosas. Al darse cuenta de esto, pueden pensar sobre sus acciones y juzgarlas.

Alrededor de los ocho meses, la mayoría de los bebés desarrollan miedo a los extraños, sin embargo no muestran miedo si el extraño es otro niño.

El logro de la autoconciencia representa un gran salto de los niños en la comprensión y en la relación con otra gente; pueden colocarse en el lugar de otras personas y así desarrollan el sentimiento de empatía; además pueden pensar sobre sus propios sentimientos. Cuando se dan cuenta de que nadie más puede conocer sus pensamientos, desarrollan la habilidad de mentir.

- ¿Cómo expresan los bebés sus emociones?

Durante el primer mes, el bebé se aquieta al sonido de una voz humana o cuando la alzan, y sonríe cuando le mueven las manos y se las ponen juntas para jugar a dar palmaditas. Cada día que pasa, responde más a la gente- sonriendo, arrullándose, agarrando objetos...

Al nacer, su grito indica incomodidad física; más tarde, posiblemente expresa angustia psicológica. Sus primeras sonrisas con frecuencia son espontáneas como una expresión de bienestar interno. Después de unos meses, las sonrisas son, con más frecuencia, señales sociales en las cuales el bebé muestra su agrado por otras personas.

- El llanto

Como la forma más poderosa - y a veces única - como los bebés pueden señalar al mundo externo cuando necesitan algo, el llanto es un medio vital de comunicación. Desde la primera semana de vida, los infantes lloran cuando sienten hambre, frío y cuando están desnudos o despiertos. Durante las siguientes semanas, también lloran cuando se les interrumpe la comida, cuando se los estimula estando incómodos y cuando se los deja solos en un cuarto.

Patrones de llanto: Hay cuatro patrones de llanto:

1- Llanto de hambre básico: llanto rítmico que no siempre está asociado con hambre.

2- Llanto de ira: variación del llanto rítmico en cual un bebé expele el exceso de aire a través de las cuerdas vocales.

3- Llanto de dolor: ataque súbito de llanto en voz de alta sin quejidos preliminares, o grito inicial prolongado seguido de un período largo de retención de la respiración.

4- Llanto de frustación: empieza con dos o tres gritos largos sin períodos largos de retención de la respiración.

- La sonrisa

Su sonrisa pone en movimiento un ciclo de confianza y afecto. La sonrisa se desarrolla por etapas. La primera sonrisa tímida aparece muy pronto después del nacimiento y en alguna ocasión se explicó que se debía a gases; pero se sabe que ocurre en forma espontánea como resultado de la actividad del sistema nervioso central y, frecuentemente, aparece cuando el niño se está quedando dormido.

Durante la segunda semana después del nacimiento, el bebé sonríe con frecuencia de manera somnolienta después de comer, posiblemente como respuesta a los sonidos de su madre. Después de la segunda semana, es probable que sonría más cuando está despierta pero inactiva y, alrededor del mes, sus sonrisas llegarán a ser más frecuentes y sociales. Las primeras sonrisas sociales son breves en tanto que la primera sonrisa refleja hace uso de los músculos faciales inferiores únicamente y la sonrisa social, también, incluye los músculos de los ojos. A esta edad los bebés sonríen cuando se los hace palmotear y cuando oyen una voz familiar; durante el segundo mes, pueden reconocer a distintas personas y les sonríen más a aquellas que conocen; alrededor de los tres meses, sus sonrisas son más amplias y duran más.

- La risa

Durante su cuarto mes, el bebé empieza a reír fuerte cuando lo besan en el estómago, cuando oye determinados sonidos. A medida que el bebé va creciendo, ríe con más frecuencia y ante más cosas. De los cuatro a los seis meses se ríe en forma nerviosa como respuesta a los sonidos y al contacto, pero de los siete a nueve meses lanza la cabeza hacia atrás y ríe en igual proporción ante situaciones más complejas. El cambio refleja su desarrollo cognoscitivo creciente: al reír ante lo inesperado, muestra que sabe qué esperar; la risa también le ayuda a descargarla tensión.

Las rabietas es uno de los signos que delatan que se están haciendo humanos conocen su mente y están intentando tomar sus propias decisiones.

A los 2 años, es capaz de fabricar emociones con las que sabe que conseguirá lo que quiera. Es capaz de reaccionar ante los sentimientos, pueden imaginarse lo que sienten los demás. Comienzan a aprender el mundo adulto, de los premios y los castigos. A los 3 años dominan todas las técnicas para entablar una amistad.

EL NIÑO DE 3 A 6 AÑOS

* Desarrollo biológico

El niño crece ahora más rápidamente que en los tres primeros años pero progresa mucho en coordinación y desarrollo muscular entre los tres y los seis años y puede hacer muchas más cosas. Durante este período, conocido como primera infancia, los niños son más fuertes, después de haber pasado por el período más peligroso de la infancia para entrar en uno más saludable.

- Crecimiento y cambio físico

Durante los tres y los seis años los niños pierden su redondez y toman una apariencia más delgada y atlética. La barriga típica de los tres años se reduce al tiempo que el tronco, los brazos y las piernas se alargan; la cabeza es todavía relativamente grande pero las otras partes del cuerpo están alcanzando el tamaño apropiado y la proporción del cuerpo se parece progresivamente más a la de los adultos.

- Cambios estructurales y sistemáticos

Diferentes tipos de desarrollo tienen lugar en el cuerpo de los niños. El

crecimiento muscular y del esqueleto progresa volviéndose más fuertes.

Los cartílagos se vuelven huesos más rápidamente y los huesos se endurecen, dando a los niños una forma más firme y protegiendo los órganos internos. Estos cambios permiten a los niños desarrollar muchas destrezas motrices de los músculos más largos y cortos. La estamina aumenta debido a que los sistemas respiratorio y circulatorio generan mayor capacidad y el sistema de inmunidad, que se está desarrollando los protege de infecciones.

Las exigencias nutritivas de la primera infancia se satisfacen fácilmente. Demasiados niños no obtiene los nutrientes esenciales debido a que muchas familias se dejan seducir por los comerciales televisados de alimentos ricos en azúcar y grasas.

* Desarrollo psicomotor

- Destrezas motrices

Los niños de los 3 a los 6 años logran grandes progresos en la destreza de los músculos gruesos. A los 3 años, el niño puede caminar en línea recta; a los 4 años puede caminar en un círculo pintado con tiza en el campo de juegos y a los 5 años logra correr al estilo de los adultos, firme y rápidamente.

Entre tanto, la habilidad de lanzamiento del niño se está desarrollando, a los 3 años puede lanzar cosas sin perder el equilibrio aunque su meta, forma y distancia todavía no tienen mucho que mostrar. A los 4 años puede jugar a meter aros en una estaca que está a 5 pies de distancia y, a los 5 años, empieza cambiar su punto de equilibrio dando un paso hacia delante y manteniendo la estabilidad después del lanzamiento.

Estas conductas motrices crecientemente complejas son posibles debido a que las áreas sensoriales y motrices del córtex están más desarrolladas, lo cual permite mejor coordinación entre lo que el niño siente, lo que quiere hacer y lo que puede hacer. Además, los huesos son más fuertes, los músculos más poderosos y la fuerza de los pulmones es mayor. La destreza motriz de la primera infancia ha avanzado mucho más allá de los reflejos de la infancia para establecer las bases de la eficiencia posterior en el deporte, el baile y otras actividades recreativas, para toda la vida.

Los niños de 3 años realizan avances significativos en la coordinación de los ojos y las manos, y de los músculos finos. Puede verter su leche en la taza de cereal, abotonarse y desabotonarse la ropa suficientemente bien como para vestirse por sí mismos.

A los 4 años, el niño puede cortar con tijeras a lo largo de una línea, dibujar a una persona, hacer diseños, garabatear y plegar un papel en forma de un triángulo. A los 5 años, el niño puede ensartar cuentas en un hilo, bastante bien; controlar el lápiz, copiar un cuadrado y mostrar preferencia para usar una de las manos una y otra vez. Casi uno de cada 10 niños son zurdos, y la mayoría de ellos son varones y no niñas.

- Desarrollo artístico

Los niños de dos años y medio son capaces de hacer garabatos; aunque los adultos tienden a desecharlos como cosas hechas al azar y sin significado. A los 2 años, el control de las manos todavía no es bueno, per tampoco es el azar y, en esta etapa primera etapa del dibujo, el niño está concentrado principalmente en el lugar de sus garabatos.

Alrededor de los 3 años, aparece la etapa de forma. Ahora el niño puede dibujar diagramas con 6 formas básicas- círculos, cuadrados o rectángulos, triángulos cruces, equis y formas extrañas -. Una vez que alcanzan esta etapa, los niños pasan rápidamente a la etapa del diseño, en la cual mezclan dos formas básicas en un patrón complejo. Estos diseños son más abstractos que representativos. El propósito del niño no es el de pintar lo que ve a su alrededor; más bien, es probablemente un maestro experimentado del arte autoenseñado.

La etapa pictórica empieza entre los 4 y 5 años. Los primeros dibujos de este etapa tienden a indicar cosas de la vida real: los posteriores están más definidos. Los niños se alejan de la preocupación por la forma y el diseño, que son los elementos primarios del arte. El cambio de diseño abstracto a la representación marca un cambio fundamental en el propósito de la pintura infantil.

* Desarrollo del conocimiento experiencial del mundo

A menudo aquellos niños entre los 10 y los 12 meses de edad lloran cuando ven llorar a otro niño; alrededor de los 13 ó 14 meses, acarician con palmaditas o abrazan a un bebé que llora; y, aproximadamente a los 18 meses, prestan un tipo específico de ayuda como ofrecer un juguete nuevo para reemplazar uno roto, o darle una cura a alguien que se ha cortado un dedo.

Es verdad que, a menudo, los niños son egocéntricos en su conservación , hablan sin saber y sin importarles si la persona a la que están hablando está interesada o si, aunque sea, está escuchando.

- ¿Pueden clasificar objetos los niños pequeños?

En la actualidad, los investigadores difieren acerca de la habilidad de los niños para clasificar. Piaget identificó tres etapas de clasificación:

-Etapa 1. ( 2 años y medio- 5 años): los niños agrupan objetos para formar un diseño o una figura, por ejemplo una casa; o los agrupan de acuerdo con criterios que van cambiando como es el agregar un cuadrado azul a uno rojo porque los dos son cuadrados y después agregar al grupo un triángulo rojo porque es rojo, como el cuadrado rojo.

- Etapa 2. ( 5- 7 años): los niños agrupan por similaridad, pero pueden cambiar los criterios durante la tarea, clasificando algunos grupos con base en el color, y otros con base en la forma o el tamaño.

- Etapa 3. ( 7- 8 años): en la etapa de las operaciones concretas, los niños están clasificando verdaderamente: empiezan con un plan general para agrupar objetos de acuerdo con dos criterios( como color y forma ), mostrando que entienden entre clases y subclases.

Alrededor de los 18 meses, los niños atraviesan, típicamente, por una explosión de nombres; de repente, adquieren muchas palabras nuevas para clasificar los objetos. Su interés en nombrar las cosas muestra que ahora ellos se dan cuenta e que éstas pertenecen a categorías diferentes. Parecen querer dividir el mundo en dos clases naturales, tanto de palabra como de obra.

* Desarrollo lingüístico

A los 3 años y medio, el niño habla constantemente y tiene un comentario para todo. El nuevo lenguaje que emplea suena más y más como la lengua materna.

A los tres años puede dar y seguir órdenes sencillas y nombrar cosas familiares como animales, partes del cuerpo y gente importante. Usa plurales y el tiempo pasado, como también los pronombres yo, tú y me, mi, correctamente.

Entre los cuatro y cinco años, sus oraciones tienen un promedio de cuatro a cinco palabras, y puede manejar preposiciones como encima, debajo, en, sobre y detrás. Además, utiliza más verbos que sustantivos.

Entre los cinco y seis años de edad, el niño empieza a utilizar oraciones de seis a ocho palabras. Puede definir palabras sencillas y conoce algunos antónimos. En su conversación diaria, utiliza más conjunciones, preposiciones y artículos. Su conversación es completamente gramatical, pero aún descuida la excepción a las reglas como al escribir “poní” en vez de “puse”.

Entre los seis y siete años, su conversación se vuelve más compleja. Ahora habla con oraciones compuestas y gramaticalmente correctas, y utiliza todas las partes del habla.

- Conversación privada

La conversación privada -hablarse a uno mismo en voz alta sin intentar comunicarse con nadie más- es normal y común en la primera infancia y en la intermedia, considerando 20% a 60% de lo que los niños dicen. Los más pequeños repiten festivamente sonidos rítmicos en un patrón como el del balbuceo de un infante; los niños un poco mayores “desarrollan un plan” en vos alta relacionado con sus actividades y los más grandes rezongan en tonos escasamente audibles.

La comprensión de la importancia de la conversación privada tiene implicaciones prácticas, especialmente cuando los niños van a la escuela:

- Hablar en voz alta o rezongar no debe ser considerado un mal comportamiento.

- En vez de insistirles a los niños que se estén callados, los profesores pueden reservar rincones especiales donde pueden hablar (y de esta manera aprender) sin molestar a los otros estudiantes.

- Se debe animar a los niños a jugar con otros para desarrollar el pensamiento interno que eventualmente desplazará el desarrollo de planes en voz alta.

- Conversación social

La conversación social busca ser comprendida por alguien que no sea el hablante. Tiene en cuenta las necesidades de otras personas y se ajusta a los patrones de conversación y al comportamiento de éstas. Puede implicar un intercambio de información con preguntas y respuestas o sin ellas, críticas, u órdenes, peticiones y amenazas.

Mientras Piaget caracterizaba la mayor partes de la conversación preescolar como egocéntrica, investigaciones recientes muestran que la conversación de los niños es social desde muy temprana edad y que puede, en verdad, tener sentido al mirar a los niños como socialmente centrados desde el momento mismo del nacimiento

Desarrollo de la conversación social

Edad Características de la conversación

2 y medio Comienzos de la conversación:

la conversación es cada vez más pertinente a las observaciones de los demás.

Se reconoce la necesidad de la claridad.

3 Ruptura en la atención de la comunicación:

el niño toca la forma de aclarar y corregir malos entendidos.

La pronunciación y la gramática mejoran lentamente.

La conversación con niños de la misma edad se extiende en forma patética.

El uso del lenguaje se incrementa como instrumento de control.

4 Conocimiento de los principios de la conversación:

el niño es capaz de cambiar la conversación de acuerdo con el conocimiento del oyente.

Las definiciones literales ya no son una guía segura para el significado.

Las sugerencias de cooperación se han vuelto comunes.

Las disputas se pueden resolver con palabras.

5 Buen control de los elementos de conversación.

* Desarrollo cognitivo

En general, en la primera infancia el reconocimiento es bueno, el recuerdo es parcial y los dos mejoran entre los dos y los cinco años. El reconocimiento de los niños ha mejorado en forma considerable desde la infancia.

El reconocimiento se mide mostrándole a un niño un número de objetos, guardándolos, y después mostrándoselos de nuevo, junto con otros que no había visto antes. Luego se le pregunta cuáles no había visto y después, cuáles había visto antes y cuáles son nuevos. El recuerdo se examina mostrándole al niño un número de objetos, guardándolos y pidiéndole después que nombre todos los objetos.

En todas las edades, la gente puede reconocer mejor de lo que puede recordar. Niños de dos años logran reconocer alrededor de 80% de nueve objetos en tareas de este tipo pero recuerdan, en promedio, sólo más de 20%. Los niños de cuatro años hacen en promedio cerca de 90% correcto en tareas de reconocimiento, pero recuerdan mejor el objeto presentado de último orden. Los niños mayores recuerdan significativamente más objetos en las otras ocho posiciones que los niños menores.

Reconocimiento: tipo de memoria que le permite a una persona identificar correctamente un estímulo, como algo previamente conocido.

Recuerdo: capacidad de reproducir material de memoria.

* Desarrollo social - afectivo (personalidad)

- Emociones y actitudes

A través del proceso de identificación, un niño adopta las características, creencias, actitudes y comportamientos de otra persona o grupo. La perspectiva psicoanalítica explica esto como el resultado de la solución del conflicto de Edipo o de Electra.

Por otro lado, los teóricos del aprendizaje social ven la identificación como la consecuencia de observar a imitar un modelo. Normalmente, un modelo es un padre, pero los niños también pueden tomar como modelos a otras personas, por ejemplo al abuelo, un hermano o hermana mayor, un profesor, una niñera, un jugador de fútbol o un personaje de la televisión. Los niños por lo general toman características de diferentes modelos a quienes escogen con base en cuánto poder parece tener una persona y qué tan educada y cuidadosa es.

Se describen cuatro procesos interrelacionados que establecen y fortalecen la identificación:

1- Los niños quieren ser como el modelo.

2- Los niños creen que son como el modelo.

3- Los niños experimentan emociones como las que el modelo está sintiendo.

4- Los niños actúan como modelo. En el juego y en las conversaciones diarias, con frecuencia ellos adoptan loa amaneramientos, modulaciones de la voz y manera de expresarse del modelo.

A través de la identificación, entonces, los niños llegan a creer que tienen las mismas características del modelo. De ese modo, cuando se identifican con un modelo formado y competente, se sienten felices y orgullosos. Pero cuando éste es inadecuado se pueden sentir tristes e inseguros.

- Identidad sexual

La sociedad ejerce gran influencia en los papeles de género y en el comportamiento de los hombres y las mujeres.

Las diferencias sexuales son diferencias biológicas presentes entre los dos sexos; las diferencias de género son las diferencias psicológicas entre los sexos; los papeles de género son comportamientos y actitudes que una cultura considera apropiada para hombres y mujeres; y la tipificación del género es el proceso por el cual una persona aprende un papel de género.

Maccoby resumió algunas diferencias en el comportamiento de niños y niñas. Los primeros juegan en forma más violenta, se tratan con rudeza con más frecuencia, pelean más y están más dispuestos a tratar de establecer dominio sobre otros niños. Las niñas establecen con más frecuencia reglas para el juego para evitar conflictos. Los niños se oponen y desafían a sus padres más que las niñas, quienes probablemente tienen una relación más agradable y cooperativa con sus padres. Los niños tienen más cuidado de evitar un comportamiento “afeminado” que las niñas de evitar uno “maritornes”.

EL NIÑO DE 6 A 12 AÑOS DE EDAD

* Desarrollo biológico

La infancia intermedia está entre las etapas más saludables de la vida, a pesar de la frecuencia de gripes y gargantas irritadas. Afortunadamente, las enfermedades debilitantes son raras.

El crecimiento normal depende de una nutrición adecuada y a una buena salud. Un problema común que va en aumento: la obesidad infantil.

- Crecimiento: Estatura y peso

Los niños de 6 a 12 años se ven diferentes de los de menos edad. Son mucho más altos y la mayoría delgados pero fuertes, a pesar de que la tasa de obesidad se ha incrementado en las últimas décadas.

Las niñas conservan un poco más de tejido graso que los niños, una característica física que persistirá a lo largo de la madurez. Hacia el final de la etapa intermedia, generalmente entre lo 10 y 12 años de edad, las niñas comienzan su esfuerzo extraordinario de crecimiento y, de repente, están mirando a los niños de su clase con menosprecio.

Los cambios en estatura y peso no son completamente paralelos en niños y niñas. Para cuando las niñas tienen nueve años, han alcanzado a los niños en estatura, después de haberse rezagado un poco; sin embargo, con frecuencia se rezagan en peso, hasta cuando los alcanzan a los 10 años las niñas.

Los niños, en forma individual, varían ampliamente. También hay una diferencia entre niños ricos y niños pobres. Los de hogares opulentos tienden a ser más grandes que los de los hogares pobres; esto surge debido a las diferencias en nutrición.

Las diferencias étnicas también afectan el tamaño promedio de los niños. A pesar de que las diferencias genéticas explican una partes de la diversidad existente, las influencias ambientales también juegan un papel importante. Los niños más altos son originarios de partes del mundo donde la comida nutritiva es abundante, donde las enfermedades infecciosas están bien controladas o ampliamente eliminadas.

Crecimiento anormal

Los niños cuyo crecimiento está por debajo de lo normal con frecuencia son de manera significativa, más bajos que sus compañeros, aún a la edad de seis o siete años. Hay muchos tipos diferentes de problemas de crecimiento. Uno de los principales surge de la deficiencia del cuerpo para producir suficientes hormonas de crecimiento. Recientemente, los bioquímicos han desarrollado una técnica para insertar el código genético humano de la hormona del crecimiento en bacterias, reproduciendo la bacteria “agámicamente” y permitiendo que luego ésta elabore la hormona de crecimiento.

* Desarrollo psicomotor

Desarrollo motor en la infancia intermedia

Edad Comportamientos seleccionados

6 Las niñas son superiores en la precisión del movimiento; los niños son superiores en actos que involucren fuerza, menos complejos. El acto de saltar es posible pueden lanzar con equilibrio apropiado.

7 Mantener el equilibrio en un pie sin mirar, llega a ser posible.

Pueden caminar en barras de equilibrio de dos pies de ancho. Pueden brincar y saltar con exactitud en cuadros pequeños. Pueden ejecutar ejercicios exactos de golosa.

8 El número de juegos en que participan, para ambos sexos, es el más amplio a esta edad.

9 Los niños pueden correr 16 pies por segundo.

Los niños pueden lanzar una pelota pequeña s 70 pies.

10 Pueden juzgar e interceptar el camino de pelotas pequeñas lanzadas desde cierta distancia.

11 Un salto amplio de cinco pies es posible para los niños; seis pulgadas menos para las niñas.

12 Es posible un salto alto de tres pies.

- Manejo de las manos

La preferencia para usar una mano más que la otra se llama uso de las

manos. A pesar de que el concepto parece simple, la determinación de usar

una de las manos puede ser difícil de tomar, puesto que no todo el mundo

prefiere una mano para cada tarea.

Tanto zurdos como diestros tienen algunas ventajas y desventajas. La gente

zurda sufre más alergias y está más propensa a dislexia y déficit de atención.

Pero, asimismo, están más predispuestos a ser mejores en tareas especiales y a

recuperarse más rápidamente de daño cerebral.

Ninguna de las muchas teorías ambientales, anatómicas y genéticas acerca

de las causas del uso de una mano ha sido capaz de establecer el asunto. Un

creciente consenso favorece las teorías anatómicas, en especial las que se

refieren a la anatomía del cerebro. La hipótesis parece lógica: el cerebro

regula el comportamiento motor; el uso de la mano izquierda es una caracte

rística de este comportamiento; por tanto, el cerebro regula el uso de la mano

izquierda.

* Desarrollo del conocimiento experiencial del mundo

- Etapa de las operaciones concretas ( Piaget )

El modo de pensar del niño está caracterizado por la habilidad de aplicar principios lógicos a situaciones reales. Los niños en esta etapa son más lógicos y menos egocéntricos que los de la etapa previa, o sea la etapa preoperacional de la primera infancia.

Ahora que el niño ha alcanzado la etapa de las operaciones concretas, puede aplicar principios lógicos a situaciones concretas (reales). El niño utiliza operaciones mentales internas ( pensamientos ) para resolver problemas situados en el aquí y ahora. Esto significa que puede realizar muchas tareas de un grado más alto de lo que podía en la etapa anterior. Es mejor cuando:

- Clasifica objetos agrupándolos en categorías similares.

- Agrupa ordenando artículos ( como palitos de distinto tamaño ) en series, de acuerdo con una dimensión particular.

- Trabaja con números.

- Entiende conceptos de tiempo y espacio.

- Distingue entre realidad y fantasía.

- Entiende el principio de conservación.

Sin embargo, los niños en esta etapa todavía están limitados a situaciones reales, presentes; todavía no pueden pensar en términos abstractros o hipotéticos, sobre lo que podría ser en lugar de lo que es. La capacidad para pensar en forma abstracta, que caracteriza el nivel más alto del desarrollo cognoscitivo según Piaget, no ocurre sino hasta la adolescencia.

- Conservación

Uno de los aspectos más conocidos del trabajo de Piaget es su estudio de

la conservación, la capacidad para reconocer que la cantidad de algo

permanece igual, aún si la materia está alterada, siempre y cuando no se le quite ni se le agregue algo.

Piaget y otros investigadores han evaluado la comprensión de los niños acerca de la conservación, con respecto a una variedad de características, tales como número, sustancia, longitud, área, peso y volumen.

* Desarrollo lingüístico

La sabiduría popular sostiene que para la época en que entran al primer grado, todos los niños normales han aprendido un idioma. El niño pronuncia las palabras claras y puede conversar fácilmente acerca de muchas cosas. Pero todavía hay bastantes palabras que desconoce y muchas sutilezas del lenguaje que no nota. Los niños son ahora más capaces de interpretar la comunicación y de hacerse entender.

- Gramática: estructura del lenguaje

La mayoría de los niños de seis años todavía no han aprendido cómo manejar las construcciones gramaticales en las cuales una palabra se utiliza en la forma como se hizo prometer en la primera frase, aunque ellos saben lo que significa una promesa y son capaces de usar y entender la palabra correctamente en otras oraciones. Para la edad de 8 años, la mayoría de los niños pueden interpretar la primera frase en forma correcta. Ellos conocen el concepto ligado a la palabra “promesa” y saben como puede ser usada.

Durante los primeros años escolares, rara vez emplean la voz pasiva, los tiempos verbales que incluyen el auxiliar haber y las oraciones condicionales con si...entonces.

Hasta los nueve años y posiblemente después, desarrollan una creciente y compleja comprensión de la sintaxis, la forma como las palabras se organizan en frases y oraciones.

Sintaxis: la forma como las palabras están organizadas en frases y oraciones.

* Desarrollo cognitivo

A la edad de 4-6 años, el niño piensa que su propio punto de vista es el único posible. Mientras que a la edad de 6-8 años, el niño se da cuenta de que otras personas pueden interpretar una situación de forma distinta de cómo élla ve. Los niños de 8 a 10 años tienen una conciencia recíproca, y se da cuenta de que otros tienen diferentes puntos de vista y que son conscientes de que él tiene sus propios puntos de vista. Entiende la importancia de que otros sepan que sus requerimientos no han sido ignorados u olvidados.

A la edad 10-12 años, el niño puede imaginar la perspectiva de una tercera persona, teniendo en cuenta diferentes puntos de vista. En la adolescencia, la persona se da cuenta de que la comunicación y el desempeño mutuo de papeles no siempre resuelven disputas sobre valores rivales.

* Desarrollo social-afectivo ( personalidad )

- Desarrollo del autoconcepto

El autoconcepto es el sentido de sí mismo. La base del autoconcepto es nuestro conocimiento de lo que hemos sido y hecho; su función es guiarnos a decidir lo que seremos y haremos en el futuro. El autoconcepto, entonces, os ayuda a entendernos a nosotros mismos y, también a controlar o regular nuestra conducta.

El sentido de sí mismo crece lentamente. Comienza en la infancia con la autoconciencia: el niño gradualmente se da cuenta de que es un ser diferente de otras personas y cosas, con la capacidad de reflexionar sobre sí misma y sus acciones. Alrededor de los 18 meses, tiene su primer momento de autorreconocimiento cuando se reconoce a sí misma en el espejo.

El siguiente paso es la autodefinición. Esto sucede cuando identifica las característica que considera importantes para describirse ella misma.

El sentimiento de sí mismo podría parecer como la cosa más peculiar del mundo. Pero la mayoría de los teóricos e investigadores ven el autoconcepto como un fenómeno social, “el punto de encuentro entre el individuo y la sociedad”. En la segunda infancia, el niño mira en torno suyo, ve lo que la sociedad espera, entremezcla sus expectativas con la imagen que ya tiene de sí mismo y su autoconcepto evoluciona.

Ahora, en la segunda infancia, el niño puede hacer más cosas de las que podía como preescolar y, en efecto, las hace, y está relacionado con más gente.

El niño empieza a regular su conducta no sólo para conseguir lo que necesita y desea, sino también, para satisfacer las necesidades y deseos de otras personas. A medida que interioriza los valores y los patrones de conducta y las exigencias de la sociedad, coordina las exigencias sociales y personales y las cosas para las que antes necesitaba que lo estuvieran puyando, ahora las hace voluntariamente.

En la medida en que se empeñan en convertirse en miembros activos de la sociedad, los niños deben cumplir varias tareas importantes encaminadas al desenvolvimiento del autoconcepto. Deben hacer lo siguiente:

- Ampliar la comprensión de sí mismos para entender las percepciones, necesidades y expectativas de otras personas.

- Aprender más acerca de cómo funciona la sociedad, sobre relaciones complejas, papeles y reglas.

- Desarrollar patrones de conducta que sean gratificantes personalmente y aceptados en sociedad.

- Manejar su propia conducta. A medida que los niños toman responsabilidad de sus propias acciones, deben estar convencidos de que pueden seguir patrones de conducta tanto sociales como personales y deben desarrollar la habilidad de hacerlo.

DIDÁCTICA Y ORGANIZACIÓN

DE LA EDUCACIÓN INFANTIL

Y PRIMARIA