Diccionarios

Léxico. Enciclopedias. Diccionarios enciclopédicos. Lexicografía. Tipología

  • Enviado por: Rebek
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 3 páginas
publicidad
cursos destacados
Graduado en Estudios Ingleses: Lengua, Literatura y Cultura
UNED
Los objetivos generales de este título responden a la concepción de los estudios de Grado como un ámbito de...
Solicita InformaciÓn

Escritor
CCC
¿Te has visto en la necesidad de contar algo por escrito y no has encontrado las palabras adecuadas? ¿O no has sabido...
Solicita InformaciÓn

publicidad

DEFINICIÓN

Es un libro en el que se explican ordenadamente las dicciones o palabras.

ORGANIZACIÓN INTERNA

Los diccionarios generales intentan explicar cuantas palabras pertenecen al idioma, ordenadas alfabéticamente. Cada una de estas palabras es una entrada. Pero ningún diccionario español recoge todas las palabras: buscaremos en vano vocablos que son formas de verbos, como por ejemplo, cociné, estuve, fuimos, y cuantos más. Es una imperfección que la lexicografía no ha resuelto en ninguna lengua.

Una entrada puede tener un solo significado, y ser, por tanto, monosémico; o puede tener varias significaciones y ser polisémico. El diccionario registra cada una de estas significaciones como acepciones del vocablo que constituye la entrada.

El conjunto de la entrada y de las acepciones se denomina artículo.

Los diccionarios también incluyen marcas que acompañan a cada entrada o a cada acepción, y que ayudan a precisar el significado, como por ejemplo, adj. (adjetivo), mas. (masculino), fem. (femenino). Las acepciones también vienen acompañadas de números que contribuyen a entender y a usar mejor el vocablo. Las marcas son múltiples, y deben consultarse cuando su compresión no es evidente.

TIPOS DE DICCIONARIOS

Diccionarios monolingües; son los que utilizamos para conocer la significación que tiene una palabra en nuestro propio idioma.

Diccionarios bilingües; establecen la correspondencia entre palabras de dos lenguas distintas sin explicar su significado, por ejemplo: español-inglés, español-alemán, inglés-francés, etc. Estos diccionarios son utilizados por todos al traducir de otra lengua.

Diccionarios terminológicos; enuncian y definen los términos propios de una ciencia, una técnica u otra actividad. Hay diccionarios de química, de electrónica, de economía, etc. Hoy es común que en estos diccionarios, junto al vocablo español que definen, ponga su equivalente en otras lenguas, normalmente en inglés. Domina hoy tanto la lengua inglesa en muchos aspectos de saber, que hay abundantes diccionarios terminológicos bilingües.

Diccionarios regionales y dialectales; explican el significado de las palabras particulares de una comunidad que no se usan en otras zonas del país o de los países que comparten la misma lengua; y así hay diccionarios de americanismos, de argentinismos, de andalucismos, etc.

Diccionarios enciclopédicos o enciclopedias; son diccionarios donde pueden hallarse noticias sobre las materias más variadas. Se diferencian de los diccionarios monolingües en que estos no informan acerca de cosas que no son del lenguaje mismo, y si hacen alguna descripción es muy somera.

Diccionarios de uso; son diccionarios que contienen además de la definición de los vocablos, un ejemplo de su valor. El diccionario de uso más conocido es el diccionario de María Moliner.

Diccionarios ideológicos; estos diccionarios agrupan los vocablos en series que tienen relación de significado. Un ejemplo es el diccionario de J. Casares.

Diccionarios etimológicos; en estos diccionarios se indica la procedencia de los vocablos. Suelen indicar también la primera documentación obtenida, y las fechas de los valores conocidos.

Diccionarios históricos; e estos diccionarios se recogen todas las palabras que han formado parte de una lengua a lo largo del tiempo.

Diccionarios inversos; estos diccionarios ordenan alfabéticamente los vocablos sin definirlos. Todos los vocablos están ordenados por la última letra. Un ejemplo es el diccionario de I. Bosque.

Diccionarios de extranjerismos; los extranjerismos son vocablos procedentes de otro idioma, pero que se usan en nuestro idioma. Estos diccionarios tienen la misma función que un diccionario monolingüe, pero utilizando únicamente extanjerismos. El diccionario de extranjerismos más conocido es el de A. del Hoyo.

LOS PRIMEROS DICCIONARIOS

Los diccionarios que explican el significado o significados que un vocablo tiene en la lengua no aparecen hasta el siglo XXVI. Antes, ya a finales del siglo XV, se habían impreso en Europa los diccionarios bilingües, para traducir del latín a una lengua moderna, y a la inversa. Abrió el español Antonio Nebrija, con su Diccionario latín-español (1492) y el vocabulario español-latino (1495).

Pero la estima de la lengua propia que había traido el Renacimiento, y que muchos le atribuyan la misma calidad que poseía el latín, determina que surjan los diccionarios monolingües referidos a un idioma moderno. Y nuevamente fue un español, Sebastián de Covarrubias quien da a luz el primer diccionario monolingüe europeo: el Tesoro de la lengua castellana o española (1611).

Un año después aparece el primer diccionario italiano, el llamado de la Crusca, publicado por la Academia Florentina de tal nombre. Tenía la particularidad de incluir citas de escritores importantes que habían utilizado aquel término; se acreditaba así la vigencia de tal término en italiano, y se veía como funcionaba en un contexto.

En 1694, la Academia Francesa publicaba también su diccionario, pero sin autoridades, a diferencia también del que, entre 1726 y 1739, sacó a luz en seis tomos la Real Academia Española y que, por contenerlas, se denomina Diccionario de Autoridades. En 1780 el diccionario académico se publicó sin autoridades, en un volumen, y así ha seguido hasta hoy, en sus más de veinte ediciones.

LAS ENCICLOPEDIAS

Los diccionarios enciclopédicos o enciclopedias pretenden explicar o dar noticia de todo cuanto se sabe. Este ambicioso fin fue ya concebido en la Antigüedad, aunque el nombre de enciclopedia no apareció en las lenguas europeas hasta el siglo XVI.

PRIMERAS ENCICLOPEDIAS

Se tiene noticia de una obra perdida del autor latino Varrón (año 30 a. J.C.), titulada Disciplinae, en nueve libros que trataban de aritmética, gramática, etc. Y Plinio el Viejo (79 d. J. C.) compiló un gran tratado enciclopédicodel mundo natural en treinta y siete libros, sobre agricultura, botánica, etc.

Durante la Edad Media fueron escribiéndose enciclopedias como las Etimológicas de San Isidro de Sevilla(año 623), en veintidós libros. Y en diversos países se compusieron algunas durante los siglos XVI y XVII.

Pero es en el siglo XVIII, cuando aparecerá el concepto moderno de enciclopedia, en Alemania, Inglaterra y Francia. Fue en este país donde se publicaría la más famosa e influyente de todas, la Encyclopédie, organizada por el filósofo Diderot, que redactó una gran parte y coordinó el trabajo de numerosos sabios y pensadores. Esta enciclopedia daba la información desde un punto de vista filosófico materialista, contrario a la ortodoxia católica, que valió condenas y censuras a la obra. Se publicó en 1751 y 1772, en veintiocho volúmenes.

ENCICLOPEDIAS MODERNAS

Las enciclopedias modernas acogen todo tipo de materias, y cuentan casi siempre con ilustraciones y mapas. Casi todas aspiran a la objetividad y a no dejar traslucir ninguna ideología.

Son muchas las enciclopedias que se han publicado en las diversas lenguas:

- En Francia, es muy notable el Grand Dictionnaire encyclopédique Larousse

Publicado entre 1982 y 1985, en diez volúmenes y unos 190.000 artículos. Ha sido traducida y excelentemente adaptada para consultantes hispanos, con el título de Gran Enciclopedia Larousse, en 1987. Consta de doce grandes tomos ,y dos más de mapas.

- La Encyclopaedia Britannica empezó a salir a luz en 1768, en tres volúmenes; aún se publicaron dos ediciones más en el siglo XVIII, y pasó a tener dieciocho volúmenes. Seis ediciones aparecieron en el siglo XIX; la última de ellas alcanzó veinticuatro tomos. Y han aparecido otras seis, la última en 1972 en treinta y dos volúmenes.

- Es famosa la Brockhaus Enziclopädie alemana, cuya primera edición apareció a fines del siglo XVIII, la última (1986) tiene veinticuatro volúmenes y es unicamente considerada como magistral por la concisión y exactitud de sus informaciones.

- Italia cuenta con su Enciclopedia Italiana de ciencia, letras y artes, publicada en 1925 y 1936, con apéndices posteriores.

- Portugal y Brasil, poseen también su Grande Enciclopèdia Portuguesa e Brasileira, en treinta y siete tomos, dada a luz entre 1935 y 1957, con apéndices posteriores.

- España posee la justamente célebre Espasa, y cuyo título es Enciclopedia universal ilustrada europeoamericana, en setenta volúmenes aparecidos entre 1905 y 1933. Desde 1934, se publican aunque irregularmente, suplementos anuales. En cada término incluido aparece el equivalente en varios idiomas. Su información es riquísima ; Espasa es una de las mejores enciclopedias del mundo.

Existen otras enciclopedias españolas: el Diccionario enciclopédico hispanoamericano, con veintiocho volúmenes y publicado en 1887 y 1910; o la Gran Enciclopedia del Mundo (1998), o las dadas a luz por Labor, Sopena, Planeta, etc. También han aparecido enciclopedias relativas a diversas Comunidades.

- Abundan también las enciclopedias monográficas consagradas a una materia tan solo. Es muy famosa la alemana llamada Pauly-Wissowa por sus autores, dedicada al mundo clásico y publicada en el siglo XIX. Y las hay consagradas a la Física, Enciyclopaedic Dictionary of Phisycs , de James Thewlis, 1961-1975; a la Medicina, Encyclopaedia of General Practice, 1963; a la Ciencia y a la Tecnología, Encyclopaedia of Science and Technology, 1960; a la Religión, The Encyclopaedia of Religion, 1987. Los magníficos Dizionario letterario Bompiani delle opere (Diccionario literario Bompiani de las obras), 1947-1950, y el Dizionario letterario Bompiani degli autori (Diccionario literario Bompiani de los autores), 1956-1957, que ofrecen precisa información sobre escritores y obras literarias. Cuentan con adaptación al castellano.

1

3