Descripción de Justicia

Concepto Revolucionario. Justicia Social. Democracia. Situación Social. Desarrollo

  • Enviado por: El remitente no desea revelar su nombre
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 5 páginas
publicidad
publicidad

DESCRIPCIÓN DE JUSTICIA

La Justicia se la puede definir como el arte de hacer lo justo, y de "dar a cada uno lo suyo” básicamente esto nos dice que la justicia es la virtud de cumplir y respetar el derecho, es el exigir sus derechos, es otorgar los derechos a un individuo.

Esta se representa por una mujer vendada en los ojos, con una balanza en una mano y una espada en la otra.

La Justicia no es dar o repartir cosas a la humanidad, sino el saber decidir a quien le pertenece esa cosa por derecho. La Justicia es ética y honradez. Es la voluntad constante de dar a cada uno lo que es suyo. Es aquel sentimiento de rectitud que gobierna la conducta y hace acatar debidamente todo los derechos de los demás.

A través de la justicia, queremos construir una sociedad con igualdad de oportunidades para todos los ciudadanos, que han de beneficiarse de los derechos fundamentales, de los recursos y de la riqueza del país, participando en las instituciones representativas, legislativas y ejecutivas de manera democrática y transparente.

Otro nivel de análisis es entender la justicia como valor y fin del Derecho como aquel conjunto de valores, bienes o intereses para cuya protección o incremento los hombres recurren a esa técnica de convivencia a la que llamamos Derecho. Todas las virtudes están comprendidas en la justicia.

Concepto revolucionario de justicia:

El concepto revolucionario de justicia se basa en verla como el sentimiento y actitud humana que, fundamentado en los principios y normas de la ética, la moral y la ley, tiene como fin lograr el respeto de los derechos colectivos e individuales de todos los miembros de una sociedad, induciéndonos a decidir acciones como instrumentos específicos de premiar o sancionar la conducta humana, en proporción igual al bien o al daño causado por dicha conducta.

La justicia social:

Comprende el conjunto de decisiones, normas y principios considerados razonables relacionados con el tipo de organización de la sociedad o de un colectivo social determinado. Por tanto es el tipo de objetivos colectivos que deben ser perseguidos, defendidos y sostenidos y el tipo de relaciones sociales consideradas admisibles o deseables, de tal manera que describan un estándar de justicia legítimo. Un estándar de justicia sería aquello que se considera más razonable para una situación dada. Razonable significa que determinada acción es defendible ante los demás con independencia de sus intereses u opiniones personales, esto es, desde una perspectiva imparcial; así, para justificar algo hay que dar razones convincentes que los demás puedan compartir.

Algunos de los temas que interesan a la justicia social y a las políticas socio-económicas son la igualdad social, la igualdad de oportunidades, el estado del bienestar, la cuestión de la pobreza, la distribución de la renta, los derechos laborales, etc.

JUSTICIA ABSOLUTA. PRINCIPIO DE RELEVANCIA. DEMOCRACIA

  • Racionalmente no puede encontrarse una norma de conducta que tenga validez absoluta.

  • La justicia absoluta configura una perfección suprema irracional. La diversidad de intereses humanos tarde o temprano provocan conflictos de intereses, para lo cual se plantean dos soluciones posibles:

  • satisfacer a uno a costa del otro;

  • equilibrio entre ambos.

  • Si se entiende valor supremo por la paz social, el equilibrio será la solución justa.

  • El principio de la tolerancia va a ser el que permita que la teoría relativista de los valores subsista.

  • La democracia es la forma de gobierno más favorecedora de la ciencia.

  • SITUACIÓN SOCIAL DE LA JUSTICIA

    A lo largo de la historia las mujeres (por el hecho de serlo), han sufrido y sufren todavía alguna discriminación que tiende a agravarse en las mujeres pobres, ancianas, etc. Supongamos el siguiente ejemplo:

    Imaginémonos una carrera en la que a algunos corredores se les ha asignado una pesada carga porque pertenecen a un determinado grupo. A causa de este “handicap” el corredor medio con carga quedará rezagado del corredor medio sin carga. Ahora, supongamos que alguien agita una varita mágica y que las cargas desaparecen de las espaldas de todos los corredores.

    Si los dos grupos de corredores son iguales en capacidad, la principal diferencia entre los grupos con carga y sin carga deja de aumentar, pero aquellos que sufrían por la discriminación previa nunca se equipararán. Si se pudiera pasar al relevo a sus hijos, no habría igualación de la carrera ni siquiera a través de generaciones. La carrera solo podría volverse limpia si cada uno fuera obligado a parar y comenzar de nuevo en la misma línea de salida, si todos los que no llevaban carga fueran obligados a cargar peso hasta que las diferencias en el promedio de ejecución de grupo desaparecieran o si quienes habían sufrido desventajas en el pasado recibieran privilegios especiales hasta que se equiparasen.

    Una política justa consistiría en un conjunto de regulaciones y programas de apoyos que permiten tratar a las mujeres, en ciertas circunstancias, de forma preferente en la relación con los varones.

    DESARROLLO DE LA JUSTICIA

    Para desarrollar la justicia tendremos que seguir algunas normas como por ejemplo las siguientes:

    • No atacar la dignidad del individuo.

    • No invadir la libertad ajena.

    • Libertad de expresión y pensamiento.

    • No discriminar a las personas porque sean de una ideología o cultura diferente a la nuestra.

    • Evitar las persecuciones políticas. […]

    UNA SOCIEDAD JUSTA

    Cada persona posee una inviolabilidad fundada en la justicia e incluso el bienestar de la sociedad como un todo no puede atropellar.

    En una sociedad justa la libertad de igualdad de ciudadanía se toman como establecidas definitivamente; los derechos asegurados por la justicia no están sujetos a regateos políticos ni al cálculo de intereses sociales.

    Una injusticia sólo es tolerable cuando es necesaria para evitar una injusticia aún mayor, la justicia no puede estar sujeta a transacciones.

    Cuando la estructura básica de la sociedad es razonablemente justa, estimada por el estado actual de las cosas, hemos de reconocer que las leyes injustas son obligatorias siempre que no excedan ciertos límites de injusticia.

    CLASES DE JUSTICIA

    La justicia es según Tomás de Aquino, "la perpetua y constante voluntad de dar a cada uno lo suyo".

    Es, en otro aspecto, una cualidad del orden social, dar a cada uno lo suyo.

    Si se refiere al bien de individuos o grupos particulares (Justicia particular) puede ser:

    • Justicia conmutativa, que regula y corrige las relaciones contractuales entre los seres humanos como personas privadas, mediante un criterio básico de igualdad absoluta.

    • Justicia distributiva, es la que regula las relaciones de los seres humanos como miembros de la comunidad política en la distribución de los bienes sociales, distribución que se hace atendiendo a un criterio de proporción según méritos, función, etc.

    Si la justicia se refiere a bienes frente a la comunidad y su bien común (Justicia comunitaria) puede ser:

    • Justicia legal, que se manifiesta mediante la ley para promocionar el bien común, conservar el orden y la unidad social. La justicia legal obliga a los legisladores a crear leyes justas sin intereses de partido o de grupo, y a la vez obliga a los ciudadanos a cumplir con las leyes establecidas. Se regula mediante la Constitución y cada uno de los códigos de la nación.

    • Justicia social, que se refiere al bien común social y económico de los grupos sociales que se encuentran organizados en grupos, sindicatos, clases, cooperativas, etc. La justicia social está regulada por códigos laborales así como por estatutos y convenios internos de las empresas. Quienes se encuentran obligados a dar cumplimiento a la justicia social son los patrones y empresarios, especialmente en lo referente al salario justo, pero también obliga a los obreros a realizar un trabajo honesto y responsable, sin exigencias irrazonables de remuneración.

    • Justicia internacional, que enfoca el bien común internacional y se opone a todo aquello que perjudique el bienestar de las naciones, es decir contra el narcotráfico, la piratería aérea o cualquier tipo de piratería, torturas, secuestros, violaciones, etc.

    La justicia y lo justo tienen el sentido de igualdad aritmética (conmutativa), o geométrica(distributiva).

    La justicia ofrece también otro aspecto que tiene un mayor alcance y significación: lo que Aristóteles denomina justicia legal, y que considera justicia integral. En este sentido, justicia equivale a legalidad, y justo significa legal. No toda ley, por el hecho de ser ley es justa.

    Señalemos el concepto de equidad. Hay cosas que no se pueden tratar rectamente de un modo general, a saber, lo equitativo producido por la aplicación estricta de una legalidad en su carácter absoluto.

    VALORACIÓN PERSONAL CONJUNTA

    La justicia es un derecho que debe tener todo ser humano de forma igualitaria sin que haya diferenciación de clases, culturas, etc.

    En nuestra opinión, la verdadera justicia es el arte de dar lo justo o hacer dar lo justo a un individuo, basándose en los principios del arte del derecho, sin tener ningún tipo de discriminación o preferencia hacia ninguna persona. Ya que todas deben ser tratadas sin ninguna discriminación o preferencia puesto que así se estaría dando una justicia falsa, y no sería "dar a cada uno lo suyo", sino "dar a él lo que le toque", dependiendo de su clase social o raza.

    Si la justicia no existiera el mundo sería un caos ya que no tendríamos normas en que basarnos y que indiquen lo moral o lo inmoral. Aún así no siempre ésta es justa ante todos, pues se sigue basando en la situación económica, influyente, etc., como podemos apreciar en muchos casos que nos muestran los medios informativos o constantemente puede ser observado a nuestro alrededor.

    A nuestro parecer sería en vano tratar de analizar la justicia individual, ya que no responde a la realidad vivida hoy en día. Al decir "realidad" nos referimos a un mundo en el cual los hombres conviven de acuerdo a un orden establecido por ellos mismos, un ORDEN SOCIAL, y como tal, la justicia será de carácter social. Con esto no renegamos renegando de la existencia de la justicia absoluta, sino que entendemos que tanto la justicia individual como la social conllevan a ésta; ya que todos los hombres se ven impulsados a justificar su conducta con un valor absoluto.

    En nuestra opinión, esos valores absolutos o supremos que llevan a la justicia absoluta son inaccesibles a nuestro conocimiento. La justicia absoluta para nosotros es una justicia basada en la religión, en la que la autoridad se ve reflejada en un ser supremo: Dios.

    Pensamos que un orden social será justo cuando todos y cada uno de los miembros de dicho orden lo merezcan. Es por esto que creemos que no debemos hablar de un "orden social justo" por ahora y creemos que esto se irá logrando a medida que en la conciencia de los hombres se acreciente la idea de que el que obra de buena fe en algún momento será beneficiado.

    4