Deporte y salud

Condición física. Bienestar físico y psicológico. Nutrición. Doping. Sustancias prohibidas. Estiramientos

  • Enviado por: Silvia
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 12 páginas
publicidad
publicidad

CONDICIÓN FÍSICA

Toda persona posee como capacidades físicas la fuerza, resistencia, flexibilidad, coordinación y velocidad. Estas cualidades básicas están desarrolladas de forma diversa en cada persona de acuerdo con el esfuerzo que debe realizar diariamente o en su actividad deportiva. El estado individual de las cualidades es el que determina la condición física individual. Su condición física está determinada por el juego de conjunto individual de la fuerza, la coordinación, la resistencia, la flexibilidad y la velocidad, las cuales pueden ser mejoradas mediante el entrenamiento. Así como su condición física está marcada por los esfuerzos diarios, un entrenamiento concreto puede influir sobre facultades desaprovechadas e incluso mejorarlas. Un entrenamiento razonable mejora las debilidades físicas. El cuerpo humano puede ser entrenado a cualquier edad y se adapta a los esfuerzos que debe realizar en el entrenamiento, aunque con diferente rapidez. La disminución de la fuerza a consecuencia de la edad puede ser retardada claramente por medio de un entrenamiento especial e incluso puede ser frenada completamente. A cualquier edad puede mejorar su condición física.

ENFERMEDAD HIPOCINÉTICA

Enfermedad asociada con una vida sedentaria, es decir, por la carencia de ejercicio regular.

DEPORTE RELACIONADO CON LA SALUD

Resulta evidente el auge extraordinario que ha cobrado el deporte en el último siglo, así como su universalización como una característica peculiar de estos treinta últimos años.

Es un hecho peculiar de la sociedad de nuestro tiempo, la práctica generalizada de nuevos deportes. Estos surgen en los años 60, pero es en la presente década cuando alcanza su mayor difusión provocando cambios en la concepción del deporte y consecuentes repercusiones en la esfera social, cultural y antropológica.

Este breve análisis del deporte como fenómeno social de nuestra actualidad, nos lleva a reflexionar sobre la importancia que éste ha ido adquiriendo en la vida cotidiana de gran parte de la población, tanto en el ámbito de recreación y de espectáculo, como de búsqueda de salud.


1. El deporte como fenómeno social

Una constante entre los teóricos de nuestro tiempo es representar al deporte entre dos grandes líneas divergentes o dimensiones de carácter dicotómico (deporte como rendimiento frente al deporte ocio o de tiempo libre) que condicionadas por diferentes motivantes y exigencias están llamadas a tener funciones y papeles distintos en nuestra sociedad actual. Ambas manifestaciones nacen de una misma necesidad de realización humana y son requeridos por demandas sociales diferente. Esta constitución bipolar del deporte es un hecho ampliamente reconocido; ambos polos constituyen dos realidades distintas que consecuentemente requieren de aproximaciones y métodos diferentes.

El deporte de tiempo libre, se identifica con el ser humano en una conducta especificada en la práctica activa, poniendo el acento en la forma recreacional en que se practica, relacionándose con parámetros tales como: la ocupación activa del ocio, la salud, la realización personal. El deporte de competición y de espectáculo se desarrolla hacia la vertiente programada, espectacular en torno a parámetros tales como: rendimiento resultado, campeonismo, racionalidad económica, profesionalización, deporte de éxito, de retransmisiones, campañas publicitarias, política.

Cabe precisar el lugar que debe ocupar el deporte de alto nivel frente al deporte para todos. El deporte de competición desde su compleja y creciente organización federativa proporciona espectáculo, contribuyendo a popularizar y mantener el interés por éste; mientras la gran masa de practicantes del deporte popular tiende a reforzar el papel protagonista del mismo en las sociedades.


2. Actividad física y salud. Educación y promoción

2.1. Relaciones entre la actividad física y la salud

Existen cada vez mayores evidencias de las relaciones entre la actividad física y la salud hasta el punto de considerar la propia inactividad como un factor de riesgo para las enfermedades modernas.

Sin embargo, los modelos conceptuales o paradigmas con los que se explican estas relaciones están siendo objeto de continuas revisiones y transformaciones. En la actualidad nos encontramos con dos importantes paradigmas que orientan la investigación y las estrategias de promoción: a) el paradigma centrado en la condición física, y b) el paradigma orientado a la actividad física.


2.2. La escuela y la educación física en la promoción de la actividad física y la salud de la infancia y la juventud

En el ámbito de la educación física escolar, la salud apareció como un tema de especial interés en las orientaciones que el Ministerio de Educación presentó para los programas de la asignatura en las enseñanzas medias y, más recientemente, en los distintos Currículos de Primaria y Secundaria a que ha dado lugar la actual reforma del sistema educativo.

Mientras la importancia de la actividad física parece ser evidente para los adultos, el papel de la misma en la infancia y la juventud se apoya, fundamentalmente, en la hipótesis de que su participación en actividades físicas aumentará la probabilidad de seguir participando en tales actividades cuando sean adultos.

Cuando se habla de niños/as y jóvenes es imprescindible hacer referencia a la escuela como centro clave para la promoción de la salud en estas edades. Si nos referimos a la actividad física en particular, la educación física escolar cobra una especial relevancia.

La principal razón es que la escuela es el único lugar donde todos los niños/as tienen la oportunidad de participar en actividades físicas.

Sin embargo, debido al limitado tiempo de que dispone esta asignatura dentro del currículum escolar, la consecución de este objetivo se ve dificultada. De ahí que deba plantearse un trabajo conjunto entre la familia y la comunidad, y buscar estrategias que involucren al profesorado y al alumnado, y a padres e hijos y compañeros.


3. Psicología de la salud

En los últimos años asistimos a un resurgir de las relaciones entre la actividad física y la salud, debido a la creciente preocupación que han despertado los temas relacionados con la salud en la sociedad española de nuestros días. En ello ha jugado un papel fundamental el incremento de las enfermedades cardiovasculares, el apoyo que ha recibido la medicina preventiva y la extensión de un concepto más abierto y dinámico de la salud que se ha orientado a la promoción de ambientes y estilos de vida saludables.

Las repercusiones de esta "conciencia social de salud" se dejaron sentir en la sociedad española de los años ochenta con la aparición de los alimentos integrales, las bebidas light y la popularización del jogging y la gimnasia de mantenimiento.

A principios de esa década se detecta en Estados Unidos que la falta de ejercicio está involucrada, junto con otros hábitos malsanos, en la génesis de siete de las diez principales causas de muerte en ese país. A partir de ese momento, comienzan a estudiarse sistemática y profundamente las relaciones del ejercicio no sólo con los trastornos que podríamos llamar de tipo médico, como las enfermedades cardiovasculares, la obesidad o el cáncer, sino también con los de carácter más psicológico, como la ansiedad, el estrés o la depresión. Se presupone que el ejercicio produce efectos saludables, bien previniendo la aparición de trastornos de salud, bien facilitando el tratamiento de los mismos.


4. Ejercicio físico y bienestar psicológico

4.1. Efecto del ejercicio físico sobre el bienestar psicológico

Las distintas ideas expuestas hasta aquí sugieren una relación positiva entre el ejercicio físico y el bienestar psicológico. Se han propuesto varias hipótesis, tanto psicológicas como fisiológicas, para explicar cómo funcionan los ejercicios físicos sobre el bienestar:

Hipótesis de la distracción

Consiste en que es la distracción de eventos estresantes, más que la propia actividad, lo que explica la mejora de sensaciones relacionadas con el ejercicio físico.

Hipótesis de las endorfinas

La hipótesis de las endorfinas es la explicación de base fisiológica más popular sobre las ventajas derivadas del ejercicio físico. El cerebro, la hipófisis y otros tejidos producen diversas endorfinas que pueden reducir la sensación de dolor y producir un estado de euforia. Parece probable que la mejora en el bienestar que sigue al ejercicio físico se deba a una combinación de mecanismos psicológicos y fisiológicos.


4.2. Ejercicio físico y depresión

Hasta el momento, la mayoría de estudios que han investigado la relación entre el ejercicio físico y las disminuciones en los niveles de depresión y ansiedad han sido correlacionales. El ejercicio parece estar asociado a cambios positivos en los estados de ánimo.

La inmensa mayoría de las investigaciones que estudian la relación entre ejercicio físico y bienestar psicológico han utilizado los ejercicios aeróbicos. Se ha demostrado que el ejercicio ha de tener la suficiente duración e intensidad para producir efectos psicológicos positivos.

En definitiva se puede decir que …

  • Se ha puesto de manifiesto que el ejercicio regular está relacionado con disminuciones de la depresión a largo plazo.

  • Cuanto mayor es el número total de sesiones de ejercicios, mayor es la reducción de los niveles de depresión.

  • La intensidad del ejercicio no está relacionada con cambios en la depresión.

  • Cuanto más largo es el programa de ejercicios, mayor es la reducción en los niveles de depresión.

  • El tiempo total de ejercicio a la semana no está relacionado con cambios en la depresión.

4.3. Ejercicio crónico y salud mental

El Instituto Nacional de Salud Mental convocó a un grupo de expertos para discutir las posibilidades y limitaciones de la actividad física para afrontar el estrés y la depresión. En lo referente al ejercicio crónico y a la salud mental, el grupo llegó a las siguientes conclusiones:

  • El estado de forma física está relacionado positivamente con la salud mental y el bienestar.

  • El ejercicio físico está relacionado con la reducción de emociones vinculadas al estrés, como el estado de ansiedad.

  • La ansiedad y la depresión son síntomas habituales de fracaso en el afrontamiento del estrés mental, y al ejercicio físico se le ha relacionado con una disminución del nivel - de suave a moderado - de la depresión y la ansiedad.

  • Por lo general, el ejercicio físico a largo plazo está relacionado con reducciones en rasgos como el neuroticismo y la ansiedad.

  • Por lo general, la depresión grave requiere tratamiento profesional, lo que puede incluir medicación, terapia electroconvulsiva y/o psicoterapia, con los ejercicios físicos como elemento complementario.

  • Los ejercicios físicos apropiados se traducen en reducciones en diversos índices de estrés, como la tensión neuromuscular, el ritmo cardíaco en reposo y algunas hormonas relacionadas con el estrés.

La actual opinión clínica sostiene que el ejercicio físico tiene efectos emocionales beneficiosos en todas las edades y géneros.

  • Las personas físicamente sanas que necesitan medicación psicotrópica pueden hacer ejercicios sin ningún temor si los realizan bajo estrecha supervisión médica.

RESISTENCIA AERÓBICA

La resistencia aeróbica es por lo que se debe empezar una actividad para obtener la mayor cantidad de oxígeno posible:

• La resistencia aeróbica debemos realizarla sobre un ritmo de carrera lenta y un tiempo duradero. Características generales:

• Largas distancias 6 a 12 kms.

• Entre 140 y 160 pulsaciones por minuto.

• Correcta técnica de carrera.

• Ritmo de carrera lento y tiempo duradero.

No se debe de correr contrarreloj, a medida que el corredor tenga mayor resistencia se hará más rápidamente.

Si las pulsaciones por minuto se encuentran por debajo de las 140, se está corriendo muy lento. 

Podemos además realizar pasadas, para combinar y no aburrir. Esto es llamado carreras fraccionadas o por intervalos.
Por ejemplo:

No importa cual hace de estas cuatro variantes, lo importante es que lo realice entre  140 y 160 pulsaciones por minuto.

• 6 pasadas de 1000 mts.

• 12 pasadas de 500 mts.

• 20 pasadas de 200 mts.

• 30 pasadas de 100 mts.

¿Que me permite la resistencia aeróbica continua y la fraccionada?

Una carrera continua, larga o sin pausa, tiene: 

Adaptación gradual a lo largo de la actividad del corazón y de las necesidades de oxígeno cuando se corre por un tiempo de 40 a 80 minutos aproximado.

Una carrera fraccionada:

La adaptación es durante lapsos de tiempo de 30 a 75 segundos. Seguidos de pausas de recuperación.

El corazón y los sistemas de circulatorios y respiratorio necesitan 3 minutos para adaptarse a trabajar de lleno. El entrenamiento fraccionado o interválico es menos eficaz que la carrera continua para la adaptación gradual del corazón y de las necesidades de oxígeno.

FUERZA

Consiste en la capacidad de realizar una tensión máxima en un momento concreto, sobre una resistencia. Podemos diferenciar en Educación Física varios tipos de fuerza. Así, nos encontramos con:

•Fuerza máxima; sería la máxima fuerza que puede ejercer un músculo para enfrentarse o resistir una resistencia máxima.

•Fuerza relativa; sería la combinación de utilizar la fuerza máxima, conjuntamente con el uso apropiado de las palancas corporales (por ejemplo, miembros superiores con articulaciones de muñeca, codo y hombro - en lanzamiento de jabalina).

•Fuerza velocidad; se consigue al trabajar este tipo de fuerza utilizarla en un espacio de tiempo muy reducido (por ejemplo, al realizar un sprint).

•Fuerza resistencia; sería la capacidad de un músculo o grupo muscular en realizar fuerza durante un tiempo prolongado (por ejemplo, lucha grecorromana).

RESISTENCIA

  • Resistencia de corta duración

  • Resistencia de media duración

  • Resistencia de larga duración

La dosificación de las cargas para desarrollar estas capacidades motrices y sus manifestaciones teniendo en cuenta las características metabólicas del organismo a través de los sistemas energéticos y sus mecanismos, los cuales:

  • Mecanismo anaerobio aláctico

  • Mecanismo anaerobio láctico

  • Mecanismo aerobio

DOPAJE

El término dopaje se utiliza para describir el uso de sustancias que pueden mejorar artificialmente la condición física o mental de un deportista, y con ella el rendimiento en la practica deportiva. Podemos entender, por lo tanto, el dopaje como la administración de una sustancia ajena al organismo con el único fin de aumentar artificialmente el rendimiento de un sujeto con ocasión de su participación en una competición deportiva. Cada día mas, la definición del término se aproxima a consideraciones de índole estrictamente legal, entendiéndose por dopaje el uso de sustancias prohibidas, incluidas en listas de categorías farmacológicas.

Al someterse a una prueba antidoping cualquier medicamento ingerido o administrado en los 7 días anteriores a dicho control debe ser declarado.
Existen sustancias que están totalmente prohibidas, otras que el método de administración está prohibido y otras drogas que están sujetas a determinaciones.

SUSTANCIAS PROHIBIDAS:

1. ESTIMULANTES:
· Anfetaminas.
· Cocaína.
· Cafeína.
· Efedrinas (menos por vía inhalatoria en asmáticos)

2. NARCOTICOS:
· Buprenorfina.
· Heroína.
· Morfina.

3. AGENTES ANABOLICOS:
· Esteroides Anabólicos androgénicos, Testosterona.
· Beta 2 antagonistas.

4. DIURETICOS:
· Fursemida.
· Manitol.

5. HORMONAS PEPTIDICAS:
· Eritropoyetina.
· Insulina.
· Gonadotrofina Coriónica.
· Hormona de crecimiento.

CLASES DE DROGAS SUJETAS A RESTRICCIONES:

1. ALCOHOL

2. CANNABINOIDES:
· Marihuana.

3. ANESTESICOS LOCALES:
· Lidocaína (solo inyecciones locales o intraarticulares).

4. CORTICOESTEROIDES:
· Se prohibe su uso sistémico.

4. BLOQUEANTES BETA ADRENERGICOS:
· Atenolol.
· Propanolol.

ESTIRAMIENTOS

Los estiramientos son una de las mejores maneras de relajar los músculos y liberarlos de tensión después de haberlos ejercitado.
Puede realizarlos en cualquier momento del día, en el trabajo, durante el ejercicio, antes de ir a la cama y repetirlos todas las veces que quiera. Cuando sí es obligatorio, es al terminar de hacer ejercicio.
También es obligatorio después de calentar si el deporte que va a practicar incluye cambios de dirección y de velocidad, como el tenis, baloncesto, golf o esgrima.

Todos los estiramientos deben ser lo más amplios posible pero sin llegar -nunca - al punto de dolor y debe resistir en ese punto máximo entre 15 y 30 segundos. Sólo debe hacerlo una vez. Aunque es una práctica habitual, no debe rebotar ya que puede producir lesiones. Únicamente resista en ese punto máximo de estiramiento.

Ahora detallare unos cuantos para el cuerpo entero.

ADDUCTORES Y ESPALDA

CUADRICEPS

Siéntese con las plantas de los pies pegadas y acérquelas a la cadera todo lo que pueda. Acerque la frente a los pies todo lo que pueda. Mantenga esa posición.

De pie apóyese en algo para mantener el equilibrio. Doble la rodilla, cójase el pie e intente llevar el talón al glúteo. Sentirá el estiramiento rápidamente. Mantenga esa posición.

DORSAL

ISQUIOTIBIALES

Lleve el tronco hacia un lado con la mano contraria por encima de la cabeza. Procure que las caderas no se desplacen al lado contrario al que llevamos el tronco.

Doble el tronco hacia delante intentando tocarse los pies y sin doblar las rodillas. Sólo debe fijarse que una cadera no esté más adelantada que la otra y que la espalda esté totalmente derecha. Si la dobla, bajará mucho más pero estirará menos la parte posterior del muslo.

GEMELO

GLÚTEO

Apoyado sobre una pared. Desplace las caderas hacia delante. La pierna que se estira es la atrasada, así que no doble esa rodilla.

Sentado con la espalda totalmente derecha, lleve la rodilla al pecho y mantenga esa posición.
Una variante es llevar esa rodilla al hombro contrario. Notará el estiramiento más lateralmente.

HOMBRO

TRÍCEPS

Intente llevar un codo al hombro contrario, sin mover el tronco. Mantenga esa posición.

Intente que el codo siempre esté sobre el hombro. Para esto, ayúdese sujetando el codo con la otra mano. Intente llevar la mano a ese mismo hombro. Mantenga esa posición.

NUTRICIÓN

Contamos con 7 elementos nutritivos dentro de la alimentación humana:

1. Carbohidratos o Hidratos de Carbono

Los carbohidratos son elementos esenciales en una buena dieta, alimentos que contienen cereales, leguminosas y alimentos ricos en almidones. Estos alimentos contribuyen a una dieta saludable ya que proveen de una fuente de energía que es liberada de manera gradual y constante en el organismo. Cuando el organismo necesita energía adicional para realizar un esfuerzo, los almidones son desdoblados en glucosa. Los músculos y órganos del cuerpo consumen proteínas y grasas para proveer energía pero éstos nutrientes deben primero ser transformados en elementos que el organismo sea capaz de aprovechar, este proceso hace que se consuman calorías y al mismo tiempo genera un importante número de toxinas para ser eliminadas por los mecanismos de purificación.

Carbohidratos Complejos

Cuando los carbohidratos complejos forman parte de una comida en forma de granos enteros, cereales, purés, vegetales ricos en almidones y semillas proveen elementos adicionales al cuerpo incluyendo fibra, proteína, vitaminas y minerales.

Carbohidratos Simples

Normalmente conocidos como azucares simples, los carbohidratos simples se encuentran muy fácilmente en alimentos como frutas, vegetales y leche. Al azúcar que se haya en las frutas se le conoce como fructosa, el azúcar encontrada en la lecha es la lactosa y sólo en las uvas se encuentra una sustancia llamada maltosa.

Azúcares Refinadas

El hecho de consumir productos que contienen glucosa con el nombre de "Azúcar de Frutas", no tiene nada que ver con un alimento sano, siendo que el uso de fructosa que utilizan no es mejor que cualquier tipo de azúcar refinada.

La miel de abejas, el jarabe de Maple, melazas, azúcar blanca o morena y todos los tipos de endulzantes artificiales no proveen al organismo mas que simples calorías vacías, ya que aportan muy pocos nutrientes o ninguno.

El azúcar juega un papel muy importante en cualquier receta, ya que puede agregar humedad, preserva o agrega sabor a muchos platos. Mientras que no aporta ningún beneficio nutritivo al organismo. Muchas calorías en la dieta, aportan un sobrepeso al individuo.

2. Grasas

Las grasas proporcionan energía al organismo en cantidades muy concentradas. Incluso, algunos ácidos grasos son muy importantes para regular algunas funciones del organismo. Las grasas funcionan también como medio de transporte de algunas vitaminas solubles en grasa como las vitaminas A, D, E y K.

Las grasas puede clasificarse en saturadas, mono-insaturadas y poli-insaturadas. Estos términos se refieren principalmente a su composición química. Muchos alimentos contienes de los tres grupos de grasas con una como dominante.

Grasas Saturadas

Las grasas saturadas son sólidas a temperatura ambiente, la grasa contenida en carnes como res, cerdo, pollo, pescado huevos, lácteos y mantecas vegetales.

Se cree que el uso constante de éstas grasas contribuye al mal funcionamiento del organismo.

Grasas Poli-insaturadas y Mono-insaturadas

Las grasas poli-insaturadas y las mono-insaturadas se encuentran en forma líquida a temperatura ambiente. Todos los aceite vegetales y margarinas entran es ésta categoría. Se supone que el uso de éstas grasas contribuyen a una mejor salud.

Las grasas mono-insaturadas encontradas en los aceites de oliva extra virgen o en algunos aceites vegetales obtenidos de la primera extracción en frío, son consideradas como la mejor opción para una buena salud corporal.


Colesterol

El colesterol está formado por las grasas animales, se recomienda ser utilizado en muy bajas cantidades. El colesterol es el causante de tapar las venas y arterias impidiendo el paso libre de la sangre dentro del organismo. Se encuentra en forma concentrada en productos animales, mariscos, en las yemas de los huevos, mantequilla y en ciertos órganos internos como hígado y cerebro.

Los estudios más reciente que tenemos demuestran que el uso de aceites mono-insaturados ayudan a reducir los niveles de colesterol en la sangre.

De cualquier forma, una cantidad excesiva de grasas en la dieta, constituye un riesgo a largo plazo.

3. Proteínas

Las proteínas constituyen uno de los principales nutrientes. Las proteínas son consideradas como los ladrillos del organismo. Son indispensables para el crecimiento, reparación y formación de tejidos conjuntivos. También aportan energía al organismo en el caso de no haber consumido otras fuentes energéticas como carbohidratos y grasas.

Aminoácidos Esenciales

Las proteínas están compuestas de grupos pequeños conocidos como los aminoácidos. Existen 20 aminoácidos y nuestro organismo es capaz de producir la mitad de éstos. Los restantes aminoácidos son referidos como esenciales. Esto indica que para producir proteínas, necesitamos encontrar una fuente alimenticia de determinado ácido. Dependiendo de la edad y otras condiciones, podemos determinar que existen alrededor de 8 o 9 ácidos esenciales, los cuales el mismo organismo los puede fabricar, pero para contar con los demás, es importante el consumo de proteínas.

Proteínas Completas

Las proteínas completas se encuentran en las carnes animales, huevos y los lácteos, puesto que aportan todos los 8 ácidos esenciales que se necesitan en el organismo.

Proteínas Incompletas

Las proteínas incompletas son las que se encuentran en granos, semillas y leguminosas, cada una de éstas, aporta sólo uno 6 o 7 ácidos esenciales.

Proteínas Compuestas

Pero existen otras proteínas llamadas "Compuestas" en el caso de la comida mexicana encontramos que una tortilla de maíz con frijoles y chile o el consumo de arroz con frijoles que aportan todos los ácidos esenciales al organismo humano.

4. Vitaminas

Las vitaminas se pueden clasificar en hidrosolubles y las solubles en grasas. Las hidrosolubles (Vitaminas B y C) son las que se encuentran dentro de los líquidos de algunas frutas y verduras, leche y productos cárnicos. Este tipo de vitamina no se acumula dentro del organismo, por lo que se recomienda su consumo diario. Las vitaminas solubles en grasas (A, D, E y K) pueden ser almacenadas fácilmente dentro del organismo, por lo que no es necesario su consumo diario, pero deben de consumirse en cantidades suficientes en determinados periodos. Las vitaminas solubles en grasas se encuentran en el hígado, mantequilla, crema, frutas y verduras verdes y amarillas, yemas de huevo, leche, nueces y en los aceites vegetales.

5. Minerales

Los minerales, al igual que las vitaminas, vienen en los alimentos en dosis muy pequeñas, y son elementales para ciertos procesos del cuerpo. Los minerales más importantes para el organismo humano son el hierro, calcio, fósforo, cobre, yodo, sodio y potasio.

6. Agua "el nutriente olvidado"

El agua es considerada como un nutriente esencial sin calorías, es indispensable para mantener al cuerpo humano en perfectas condiciones, pero no suministra energía, materiales para construcción ni de reparación del organismo. Nuestro cuerpo es principalmente agua, entonces beber los dos litros recomendados al día, facilitan al cuerpo humano a absorber los nutrientes y enviarlos adecuadamente a donde los necesita y efectuar los mecanismos de limpieza adecuadamente eliminando las toxinas del cuerpo.

7. Fibra

El organismo humano es incapaz de digerir las fibras, entonces no se trata de una fuente de valores nutritivos, pero las fibras juegan un papel muy importante regulando al organismo.

LOS TRASTORNOS ALIMENTARIOS

Los trastornos del comer son enfermedades conductuales devastadoras producidas por una compleja interacción de factores, que pueden incluir trastornos emocionales y de la personalidad, presiones familiares, una posible sensibilidad genética o biológica y el vivir en una cultura en la cual hay una sobreabundancia de comida y una obsesión con la delgadez.

Estamos metidos en una sociedad en la que el hecho de estar delgado se ha convertido en uno de los valores más predominantes. A menudo, muchas personas se sienten esclavizadas para llegar a conseguir un “ideal físico” al cual no pueden llegar.

La presión que ejerce la industria del adelgazamiento no va dirigida a la gente que padece obesidad sino a la gente con un peso normal que “se aceptaría mejor con unos quilitos de menos”.

La anorexia y la bulimia comparten características comunes -la depresión, la ocultación y una obsesión con la pérdida de peso-.

La anorexia y la bulimia nerviosa pueden ser causadas por muchos motivos, de entre los cuales, uno de los más importantes es ésta imposición social de ciertos modelos estéticos y de un ideal de belleza que al mismo tiempo se asocia con la idea de felicidad y éxito.

Los hombres son más aptos para ocultar un trastorno del comer que las mujeres, haciendo el tratamiento más difícil porque la enfermedad puede estar bien avanzada cuando se diagnostique.

LA ANOREXIA

La anorexia es un trastorno alimenticio que se caracteriza porque las personas que lo padecen pierden peso y se niegan a mantenerlo dentro de los límites de la normalidad. Esta enfermedad acostumbra a iniciarse cuando la persona anoréxica comienza una dieta. La mayor parte de los pacientes tienen un peso saludable cuando comienzan a hacer dieta; después de que la persona baje los primeros kilos, continúa queriendo adelgazar y el miedo a aumentar el peso continúa por lo cual la persona puede llagar a pensar que sino adelgaza llegará a ser obeso.

Los principales síntomas de la anorexia son:

• Miedo a aumentar

• Disminución de la cantidad de alimento ingerido

• Pérdida excesiva de peso

• Excesivo ejercicio físico

Personas con anorexia nerviosa se vuelven enflaquecidas al punto de debilidad, perdiendo por lo menos 15% a un máximo de 60% del peso corporal normal. Los alimentos se convierten en el enemigo. 

La gran mayoría de pacientes - cerca de 90%- son mujeres. Aunque sólo 10% de adultos con anorexia son hombres, sus números están incrementando.

La Anorexia nerviosa es la tercera enfermedad crónica más común en mujeres adolescentes y se estima que ocurrirá en 0.5% a 3% de todos los adolescentes. Generalmente ocurre en la adolescencia, aunque todos los grupos de edades son afectados, incluyendo ancianos y niños tan pequeños como de seis años.

LA BULIMIA

La bulimia se caracteriza por episodios repetidos de ingestión excesiva de alimentos y por una posterior preocupación exagerada por el control del peso corporal, echo que lleva al enfermo a adoptar medidas extremadas para aminorar el incremento de peso producido por la ingestión de comida.

Los principales síntomas de la bulimia son:

• Miedo a subir de peso

• “Atracones” de comida

• Peso normal

• Menstruaciones irregulares

• Vómitos auto-provocados

• Abuso de laxantes

El enfermo se preocupa constantemente por la comida con deseos irresistibles por comer. Su reacción consiste en sucumbir a estos fuertes deseos y a comer mucho en poco tiempo. Después es cuando se utilizan los vómitos, laxantes o dejar de comer durante un periodo relativo de tiempo con tal de poder contrarrestar los efectos de los “atracones” iniciales.

La bulimia nerviosa generalmente comienza a principios de la adolescencia cuando las personas jóvenes intentan las dietas restrictivas, fracasan y reaccionan con “atracones”.

La bulimia con frecuencia es diagnosticada después de los 18 años y ha incrementado a un paso más rápido que la anorexia a través de los últimos cinco años.

ENFERMEDAD POR ATRACARSE

Esta lucha contra la balanza puede llevar a una persona a convertirse en un “enfermo por atracarse”, con una sensación de descontrol hacia la comida. Cuando se entra en este tipo de enfermedades, la persona cae en una dependencia de las dietas que son incapaces de seguir. Después de bajar, con un esfuerzo intenso, algunos kilos los recuperan en poco tiempo con una sensación de haber fracasado.

De la totalidad de las personas que están haciendo un tratamiento de adelgazamiento, hasta un 50% de ellas están afectadas de “comer compulsivamente”.

A menudo éstas enfermedades suponen un cambio en la conducta de las personas...

• Baja autoestima

• Falta de control de los impulsos

• Sobre implicación en los problemas de los otros

• Dificultad para expresar las emociones

• Falta de habilidad en la resolución de problemas personales

• Dependencia de la aprobación social

• Variación del estado anímico en función del peso

• Sensación de fracaso vital