Datos geográficos de Chile

Geografía chilena. Historia. Población. Demografía. Hidrografía. Actividades económicas. Flor y fauna. Cultura. Folclore. Himno. Costumbres

  • Enviado por: Fabio 21
  • Idioma: castellano
  • País: Chile Chile
  • 19 páginas
publicidad
cursos destacados
Graba audio con Apple Logic Pro 9
Graba audio con Apple Logic Pro 9
En este curso aprenderemos a realizar grabaciones de audio de calidad utilizando Apple Logic Pro 9. Exploraremos todo...
Ver más información

Curso de reparación de teléfonos móviles / celulares
Curso de reparación de teléfonos móviles / celulares
El curso de Reparación de Telefonía Celular o Móvil está orientado a todas aquellas...
Ver más información

publicidad

3. Reseña Histórica

En el Siglo XV, los incas invadieron el norte del país y establecieron allí un asentamiento, pero al tratar de avanzar fueron detenidos, más al sur, por la resistencia de los pueblos araucanos.

Los españoles llegaron desde Perú, en 1536, bajo las órdenes de Diego de Almagro (1475 - 1538), pero no regresaron al norte al año siguiente al no encontrar las mismas riquezas que en Perú. En 1541, Pedro de Valdivia (1498 - 1554) fundó la ciudad de Santiago. Al aumentar el número de españoles, se hicieron esfuerzos por penetrar más al sur, los que fueron obstaculizados por la resistencia araucana, que continuó hasta bien entrado el siglo XIX, época en que la población indígena ya había disminuido drásticamente. Durante casi todo el período colonial, Chile permaneció aislado y dependiente de España.

Su economía se apoyaba en la agricultura y la mayor parte de la tierra disponible estaba dividida en grandes haciendas en manos de unas pocas familias.

La lucha por la independencia comenzó en 1810, cuando debido a la influencia ejercida por las colonias españolas vecinas se formó la primera junta de gobierno. La batalla de Rancagua (1814) inspiró un espíritu de resistencia en el pueblo chileno.

En 1817, un ejército comandado por José de San Martín (1778 - 1850) cruzó Los Andes desde Argentina y derrotó a los españoles en Chacabuco y Maipú. Bernardo O´Higgins, un patriota chileno que había combatido junto a San Martín, fue electo Director Supremo y en 1818 proclamó la independencia.

Los conflictos civiles que se suscitaron después de la independencia se resolvieron en 1830, dando inicio a un periodo de gobierno democrático que duró hasta 1973.

En la Guerra del Pacífico (1879 - 1884), Chile ganó grandes territorios a sus rivales,, Perú y Bolivia, y obtuvo ricos yacimientos de salitre y cobre. Una revolución ocurrida en 1891 significó el triunfo de las tendencias liberales y parlamentarias.

Después de la Primera Guerra Mundial, la demanda por salitre natural, usado como fertilizante, decayó por causa de los abonos sintéticos y la economía sufrió una crisis. En 1925, una nueva Constitución dio mayor poder al presidente y estableció la separación entre el Estado y la Iglesia.

En 1970, asumió la presidencia el socialista Salvador Allende (1908-1973). Durante su gobierno se puso en práctica “la vía chilena al socialismo”. Pero la polarización política prono amenazó el orden institucional.

En 1973, un golpe militar liderado por el general Augusto Pinochet (1915-) derrocó a Allende. Entonces se inició un largo período de gobierno autoritario. En 1988, mediante un plebiscito, los chilenos eligieron el retorno a la democracia.

En 1990 asumió la presidencia el democristiano Patricio Aylwyn (1918-) que encabezaba la Concentración de Partidos por la democracia. En 1994, Eduardo Frei, candidato de la misma coalición, remplazó a Aylwyn en la presidencia.

En 1999, lo sucedió Ricardo Laos, candidato del Partido por la Democracia.

En tanto que en Marzo del presente año, Chile consolidó por primera vez en la historia de este a país a una mujer como presidente: se trata de Michelle Bachelet, quien además había sido víctima de la dictadura del país durante los años en que esta había sido la forma de gobierno.

4. Reseña geográfica

4.1: Ubicación

Chile se encuentra al suroeste de América del Sur. Limita al norte con Perú, al noreste con Bolivia, al este con Argentina, y al sur y oeste con el Océano Pacífico.

Entre la cordillera de Los Andes y el Océano Pacífico se extiende el territorio chileno, desde los confines de Perú hacia el sur, a lo largo de unos 4300 km y con una anchura media de 200 km.

Posee un territorio de 756945 km sin contar el sector Antártico Chileno que reclama.

La cantidad de regiones existentes en el mismo es de 24 y ordenadas de norte a sur son: Tarapaca, Antofagasta, Atacama, Coquimbo, Aconcagua, Valparaíso, Santiago(capital), Rancagua, Colchagua, Curico, Talca, Maule, Linares, Ñuble, Concepción, Los Ángeles, Malleco, Cautín, Valdivia, Osorno, Puerto Montt, Chilloe, Aysen y Magallanes.

4.2: Clima

El clima es predominantemente templado, moderado por la proximidad del mar, pero, en los extremos del país, encontramos desde el tropical al polar. Las temperaturas son más bajas en lo alto de Los Andes y las precipitaciones aumentan hacia el sur. Casi no llueve en el desierto de Atacama. En el centro, la mayor parte de las lluvias cae en invierno. En el sur, fuertes vientos del oeste soplan durante todo el año y los niveles de precipitaciones de la zona están entre los más altos fuera de la banda intertropical.

4.3: Población

Según estimaciones para el 2004, la población era de 15827180 habitantes. El 90% de la población reside en la región central. Según otras estimaciones, el 62% de la población son mestizos; el 30% son descendientes de europeos; el 6% son aborígenes y el 2% son otros tipos de etnias.

Las principales ciudades son Santiago, Concepción, Valparaíso y Viña del mar.

No posee ninguna religión oficial aunque predominan con el 80% los católicos romanos.

La densidad de población es de 21 hab/km .

El idioma oficial es el español y hay un limitado uso de lenguas aborígenes

4.4: Relieve

El relieve presenta 3 formaciones diversas:

  • La Cordillera de Los Andes, erizada con más de un millar de volcanes y una veintena de picos q sobrepasan los 6000 metros, donde se destaca el Tupungato (6800 m). Hasta el sur su altitud desciende hasta disgregarse en macizos aislados y luego en archipiélagos.

  • La Cordillera de la Costa forma un reborde litoral cuya altitud no sobrepasa los 2000 metros. Hacia el sur es más baja, hasta quedar reducida al archipiélago de Chonos.

  • La Depresión Intermedia es árida en el norte, donde se encuentran las pampas desérticas. Hacia el sur se suceden, transversalmente los valles fluviales de Copiapó, Huasco, Esqui, Limari, Illapel y Aconcagua. Luego, se extiende el fértil valle central de Chile, que abarca las cuencas de Maule y Bio Bío, cuya altitud va disminuyendo hacia el sur hasta sumergirse en la Bahía de Puerto Montt.

  • Cabe destacar también la presencia de Chile insular, que está representado por miles de islas e islotes. Al sur de la isla de Chiloé se encuentra el archipiélago de Chonos, que tiene 45 islas principales y está separado por la de la isla de Magdalena por el canal Moraleda. Luego se extiende otro archipiélago en el que sobresale la isla de Wellington. Más adelante se encuentra la isla Madre de Dios y el archipiélago de la reina de Adelaida. Desde allí se abre paso el estrecho de Magallanes. Hacia el sur, separadas por el canal de de Beagle se encuentran otras islas, entre las que sobresalen las Hoste y Naravino. También pertenecen a Chile otras islas alejadas del Pacífico como lo son la misteriosa Isla de Pascua, la Rapa nui de los nativos. También se encuentran otros archipiélagos como el Juan Fernandez.

    4.5: Hidrografía

    Los numerosos ríos de Chile son relativamente cortos; nacen, por lo general, en los Andes y fluyen en dirección oeste hacia el Pacífico. En las regiones septentrional y central se alimentan fundamentalmente de las nieves eternas que cubren los Andes. Los ríos más importantes son, de norte a sur: Lluta, Loa, Elqui, Limarí, Choapa, Petorca, La Ligua, Aconcagua, Maipo, Rapel, Mataquito, Maule, Biobío, Imperial y Toltén. Aunque de valor limitado para la navegación debido a sus cascadas, son vitales para el regadío y la producción de energía hidroeléctrica.

    Los principales lagos son:

  • Villarrica, de 350 km

  • Ranco de 390 km

  • General Carrara

  • La mayoría de los grandes lagos chilenos, entre ellos el Llanquihue, se concentran en la maravillosa región lacustre del sur (dentro de la región de Los Lagos).

    4.6: Actividades económicas

    Desde los albores del siglo XX, la economía chilena ha estado dominada por la producción de cobre. A partir de la década de 1940, el sector industrial se expandió rápidamente, en gran medida por iniciativas gubernamentales. En la actualidad, Chile es uno de los principales países industrializados de América Latina, así como uno de los más importantes productores de minerales. En la década de 1970 se hicieron esfuerzos por impulsar al abandonado sector agrícola y para reducir la dependencia del país de las importaciones de alimentos. Tras una reducción de los cultivos más importantes a principios de la década de 1980, la producción agrícola se recuperó hacia finales de la década.

    Tras el derrocamiento del gobierno del presidente Salvador Allende en 1973, el Estado ha jugado un papel menos dominante en la economía, y la mayoría de las empresas nacionalizadas han vuelto a manos privadas. En 2001 el presupuesto nacional estimado era de 15.151 millones de dólares de ingresos y 15.330 millones de dólares de gastos. El producto interior bruto fue de 64.153 millones de dólares en 2002.

    En síntesis, las actividades económicas más importantes son la agricultura, la silvicultura y pesca, la minería y las actividades industriales.

    4.7: Actividades sísmicas

    Chile se encuentra en una zona geológicamente inestable y sufre periódicamente los efectos de la actividad sísmica y volcánica, debido a la presencia de la placa de Nazca.

    Estos movimientos a menudo implican pérdidas materiales como humanas

    Algunos movimientos importantes fueron:

  • 1570: Concepción. Grado 11 a 12.

  • 1604: Árica. Grado 11

  • 1657: Concepción. Grado 11. Este movimiento fue un terremoto acompañado de un maremoto.

  • 1751: Concepción, Chillán, Cuáqueras, Talca, Curicó. Grado 12

  • 1835: Concepción de Talcahuano. Grado 11

  • 1847: Copiapó. Grado 11

  • 1868: Norte de Chile. Grado 11

  • 1877. Norte de Chile. Grado 11

  • 1922. Atacama. Grado 11

  • 1939. Chillán, Concepción. Grado 11

  • 1965. La Ligua- Cabildo. Grado 11

  • 4.8: Flora y fauna

    La flora autóctona de Chile varía según la zona climática. La región norteña presenta pocas variedades de vegetación (coirón, llareta, pajonales y cactáceas) y es uno de los mejores ejemplos de desierto absoluto en todo el planeta. El valle Longitudinal, más húmedo, cuenta con diversas especies de cactus, arbustos espinosos, pastizales y la araucaria, que produce piñones comestibles. Al sur de Valdivia se encuentran densos bosques húmedos en los que abundan el laurel, el roble, el raulí, el ñirre (véase Fagáceas), el coihué, el ciprés, el mañío y el lingue, así como diversas especies de coníferas. Otras plantas destacadas del país son: el molle, árbol cuyos frutos se emplean como condimento; el quillay, el peumo y el radal. El extremo sur se caracteriza por una vegetación de pastos esteparios.

    La fauna es menos diversificada que en otros países de Sudamérica debido a la barrera que ofrecen los Andes. Entre los mamíferos autóctonos merecen mencionarse la llama, la alpaca, la vicuña, el guanaco, el puma, el zorro culpeo, el huemul (ciervo de los Andes), el pudú (cérvido pequeño) y la chinchilla. Las aves son variadas, aunque están ausentes los tipos sudamericanos predominantes. Además de la trucha, que fue introducida desde América del Norte, hay pocos peces de agua dulce en los ríos y lagos chilenos, destacando únicamente el pejerrey y el salmón. En la costa del mar abundan los peces, mariscos y mamíferos marinos gracias a la corriente fría de Humboldt.

    5. Cultura

    5.1: Educación

    El moderno sistema educativo de Chile (véase Educación en Chile) tuvo sus orígenes a mediados del siglo XIX. En la actualidad, la educación para todos los niños entre 6 y 14 años es gratuita y obligatoria. El sistema escolar está administrado por el gobierno nacional a través del Ministerio de Educación. La tasa de alfabetización, que alcanza el 96%, es una de las más altas de América Latina.

    La educación primaria dura 8 años y es obligatoria. La educación media abarca 4 años.

    El país cuenta con 68 universidades (50 privadas). Las más importantes son la Universidad de Chile y la Universidad católica.

    5.2: Vida cultural

    En Chile predominan dos culturas muy vivas y diferenciadas: la cosmopolita, de la solvente población urbana, y la popular, de los campesinos, que presenta una gran influencia de la cultura española, aunque con legados araucanos, y que es predominante en la música y el baile chilenos. Chile cuenta con una rica tradición literaria y ha sido cuna de dos premios Nobel de Literatura: los poetas Gabriela Mistral y Pablo Neruda.

    5.3: Instituciones culturales

    Las instituciones culturales chilenas se concentran fundamentalmente en las grandes ciudades de la región central. Entre ellas merecen mencionarse el Museo Nacional de Bellas Artes, el Museo Histórico Nacional y el Museo Nacional de Historia Natural, todos ellos en Santiago, y el Museo de Historia Natural de Valparaíso. La mayor biblioteca del país es la Biblioteca Nacional de Santiago, con un fondo de unos 3,5 millones de volúmenes

    5.4: Literatura

    La literatura hispanoamericana se ha enriquecido con los aportes chilenos, especialmente notables en poesía y narrativa. Se destacan los poetas Vicente Huidobro (1893-1948), Gabriela Mistral (1889-1957) y Pablo Neruda (1904-1973). Estos dos últimos recibieron el Premio Nóbel de la Literatura en 1945 y 1971 respectivamente. También se destacan el novelista Eduardo Barrios (1884-1963) y el historiador José Toribio Medina (1852-1930) y la poetisa María Luisa Bombal (1910-1980).

    Información adicional

    Biografía de Pablo Neruda

    Pablo Neruda (1904-1973), seudónimo, después nombre legal, de Neftalí Ricardo Reyes Basoalto, poeta chileno considerado una de las máximas figuras de la poesía escrita en lengua española durante el siglo XX, galardonado con el Premio Nobel.

    Nacido en el Parral, era hijo de un ferroviario y una maestra de escuela. Huérfano de madre al poco tiempo de nacer, su familia se trasladó a la ciudad de Temuco. De 1910 a 1920 realizó estudios en el Liceo de Hombres y se dedicó a escribir poesía en diversos diarios y revistas. Fue en 1920 cuando comenzaría a utilizar el seudónimo con el que pasaría a la posteridad. La gran escritora chilena Gabriela Mistral, que en aquella época dirigía el vecino Liceo de Niñas, lo inició en el conocimiento de los novelistas rusos, que el poeta admiró toda su vida. En 1921 se trasladó a Santiago para estudiar pedagogía francesa en la Universidad de Chile; sin embargo, abandonó los estudios poco después.

    Su primer libro, cuyos gastos de publicación sufragó él mismo con la colaboración de amigos, fue Crepusculario (1923). Al año siguiente, su obra Veinte poemas de amor y una canción desesperada se convirtió en un éxito de ventas (ha superado el millón de ejemplares) y lo situó como uno de los poetas más destacados de Latinoamérica. Entre las numerosas obras que le siguieron destacan: Residencia en la tierra (1933-1935), poemas impregnados de trágica desesperación ante la visión de la existencia del hombre en un mundo que se destruye, Tercera residencia (1947) y Canto general (1950), poema épico-social en el que retrata a Latinoamérica desde sus orígenes precolombinos y que fue ilustrada por los famosos muralistas mexicanos Diego Rivera y David Alfaro Siqueiros. Después publicaría: Odas elementales (1954-1957), Estravagario (1958), Cien sonetos de amor (1959), Memorial de Isla Negra (1964), Fulgor y muerte de Joaquín Murieta (1967), Las piedras del cielo (1971) y La espada encendida (1972). Como obra póstuma, el mismo año de su fallecimiento se publicaron sus memorias Confieso que he vivido.

    En reconocimiento a su valor literario fue incorporado al cuerpo consular chileno y, entre 1927 y 1944, representó a su nación en diversos países de Asia y Latinoamérica, y en España. De ideas políticas izquierdistas, fue miembro del Partido Comunista chileno y senador entre 1945 y 1948. En el año 1970 fue designado candidato a la presidencia de Chile por su partido, pero renunció en favor de su amigo Salvador Allende y fue nombrado embajador en Francia, cargo que desempeñó durante 1971 y 1972. Un año después, gravemente enfermo, regresó a Chile.

    Neruda ganó numerosos premios a lo largo de su vida; los más importantes fueron: el Premio Nacional de Literatura, que recibió en 1945; el Premio Lenin de la Paz, en 1953, y el Premio Nobel de Literatura, en 1971. Poeta de enorme imaginación, fue simbolista en sus comienzos, para unirse posteriormente al surrealismo y derivar, finalmente, hacia el realismo, sustituyendo la estructura tradicional de la poesía por unas formas expresivas más asequibles. Su influencia sobre los poetas de habla hispana ha sido incalculable y su reputación internacional supera los límites de la lengua.

    5.5: Arquitectura

    La arquitectura, enraizada en la tradición barroca española, después encauzada hacia el neoclasicismo que introdujera Joaquín Toesca y más tarde el gusto francés de la época ha dejado magníficos monumentos.. Mientras tanto, el romanticismo había descubierto las ricas motivaciones criollas y folklóricas de la tradición chilena, en la que abreviarían pintores pintores y músicos, contribuyendo a forjar un arte nacional.

    Científicos, educadores, escritores y artistas han enriquecido la cultura chilena con un alto nivel.

    Información adicional

    Biografía de Joaquín Toesca

    Joaquín Toesca y Ricci (1745-1799), arquitecto italiano considerado el introductor y principal representante del neoclasicismo en Chile.

    Nació en Roma y se formó en el estudio de Francesco Sabatini. Cuando en 1760 éste se trasladó a la capital de España como arquitecto de confianza del monarca Carlos III, Toesca le acompañó en calidad de delineante. En 1780, tras completar sus estudios en las academias de San Fernando (Madrid) y de Roma, viajó a Chile con el encargo de dirigir la construcción de la catedral de Santiago. La obras, iniciadas ya hacia 1748, no concluyeron hasta después de su muerte. También es autor del túmulo funerario de Carlos III, cuyos dibujos se conservan en el Archivo de Indias de Sevilla. Sin embargo, su obra cumbre es la casa Real de la Moneda (1780-1799), uno de los ejemplos más notables de arquitectura civil en Latinoamérica.

    También desempeñó una importante labor pedagógica como profesor de matemáticas en la recién inaugurada Real Academia de San Luis y en su propia casa taller.

    5.6: Artesanías

    La actividad más floreciente del rubro artesanal en Chile es la cerámica. Se destacan algunos centros productores como Pomaire, Quinchamalí y Talagante, que han trascendido fronteras. El trabajo realizado en base a arcilla roja o negra, deja paso a piezas de una notable originalidad.

    También son apreciadas las artesanías textiles chilenas. De aquí se obtienen hermosos chamantos, ponchos, alfombras, frazadas y fajas. Alejados de las ciudades; en pequeños poblados, acompañados de prolongados silencios, los artesanos chilenos trabajan, siguiendo el arte enseñado por sus abuelos.

    Imposible nombralos a todos o dar a conocer sus trabajos. Por eso te mencionamos a continuación sólo algunas de las manifestaciones de la artesanía tradicional que hay a lo largo de nuestro país.

    I Región: En Isluga se realiza una artesanía textil, de origen muy antiguo, hecha en diferentes tipos de telares, con lana de auquénidos y ovinos, e hilada a mano.

    II Región: En Toconao, pueblo ubicado entre el solar de Atacama y la altiplanicie, los artesanos tallan figuras con piedra toba, material volcánico de color blanco. En Peine hacen obras maestras en madera de cactus.

    V Región: En Isla de Pascua, hábiles y rápidos talladores utilizan la azuela y el formón para hacer trabajos en madera, piedra volcánica y huesos de ballena. Las mujeres hacen collares, pendientes y brazaletes con concha marina.

    Región Metropolitana: En el pueblo de Pomaire se trabaja la tradicional cerámica de arcilla roja, delgada, bien bruñida y cocida. También se hace en la capital, la cerámica de las Monjas Clarisas locitas perfumadas hechas con arcilla, caolín y arena fina, perfumada con fórmulas secretas que datan del Siglo 17. VII Región: En Quinamávida, al interior de Linares, se tejen en telar, mantas, chalones y frazadas de lana de oveja. En Rari más hacia la cordillera, se hacen miniaturas tejidas en crin de caballo y fibras multicolores. VIII Región: Ninhue es famoso por sus "chupallas" tejidas con paja de trigo. Y en Quinchamalí se fabrica la cerámica oscura, mezcla de arena y arcilla, teñida al humo, trabajada a mano y cocida al suelo. En Hualqui, se teje la cestería de fibras vegetales como el "coirón" y el "chupón". IX Región: Cautín se distingue por los tejidos de la tradición mapuche, hechos con lana de oveja, hilada a mano con el uso primitivo. Tiene colores naturales y decoraciones teñidas con antiguas técnicas (Tinturas de raíces, tallos, flores, maderas u hollín). También se fabrican joyas en platería trabajadas a mano. En Villarrica se trabajan las maderas nativas, labrándolas con azuela, especialmente para uso utilitario: bandejas, platos, cucharas. X Región: En San Juan de la Costa se hace cestería en "boqui", especie vegetal trepadora, muy dura. En Chiloé se producen los típicos ponchos y frazadas chilotas, tejidas con lana de oveja hilada a mano y trabajada en telar horizontal y al suelo. Las localidades de Quinchao, Chonchi y Quellón, son famosas por estos trabajos y también por la cestería en "ñocha", "coirón", "junquillo" y "quiscal"; y por los barcos de maderas nativas, como el lingue.

    5.7: Folklore

    Al mezclarse indígenas, españoles y chilenos, se fusionaron también la música, los bailes, los trajes y las comidas. Esa herencia constituye la base del folclore chileno .El folclor en Chile se origina alrededor del siglo XVIII en donde las alegrías populares eran siempre acompañadas de música que se interpretaba en la vihuela o guitarra, guitarrón, arpa o rabel. Los bailes españoles de la época eran el fandango, la seguidilla y el zapateo. La expresión popular más genuina del folclor chileno, era la controversia poética en la forma de contrapunto o palla, que reunía a los más famosos palladores en las grandes fiestas cívicas o religiosas .Antes de la llegada de los españoles, en Chile los indígenas practicaban la música en sus distintas agrupaciones y en ella predominaba lo religioso, lo social, lo utilitario siendo por ello muy expresiva. Luego, la música autóctona fue confinada a los reductos indígenas y poco a poco se va dejando de lado y entonces se comienza a adoptar en forma predominante lo que la cultura del conquistador conocía como música. La música constituye un elemento esencial para conocer la cultura de un pueblo y además se relaciona prácticamente con todas las actividades que el hombre realiza. Nace como complemento a la pintura, como expresión de las raíces de un pueblo y frecuentemente asociada a fiestas religiosas. En nuestra sociedad encontramos tres tipos de música, cada una de las cuales posee características propias: la música tradicional o vernácula, la música popular y la música docta o selecta.

    La Música Tradicional o Vernácula

    Es aquella que se transmite por vía oral de generación en generación y que es mantenida por la tradición. Este tipo de música comprende tanto la música folklórica como la aborígen.

    La Música Popular

    Es creada con un criterio esencialmente comercial destinada al consumo masivo de la población. Su amplia difusión se realiza a través de los modernos medios de comunicación que en la actualidad existen. Su duración en el tiempo esta sujeta a los cambios de la moda.

    La Música Docta o Selecta

    Es el resultado del estudio académico de la música. Se caracteriza por su perfección y su elevado nivel artístico, lo que hace que este tipo de música sea de mayor duración en el tiempo.Por su compleja naturaleza, la música selecta o docta, requiere de quién la escucha, algunos conocimientos previos, que le permitan apreciarla en toda su magnitud.

    5.8: Ropa típica

    Las reuniones de negocios son normalmente con vestimenta formal, a menos que se lleven a cabo en lugares de recreo o en el campo. Vestimenta formal es un traje de dos piezas y corbata. El frac o smoking solo se usa para eventos diplomáticos o muy formales. Para las reuniones nocturnas o los funerales se recomienda un traje oscuro. También es muy común el traje de gaucho, que como en la mayoría de Latinoamérica han influido. La vestimenta típica del gaucho incluye un poncho (gran capa talar o capote tipo manta con un tajo en el centro para pasar la cabeza), un facón (cuchillo de gran tamaño), un rebenque (látigo) y pantalones amplios llamados bombacha de campo, sostenidos con un cinturón con una faja de lana tejida y un ancho cinturón de cuero adornado a veces con monedas (llamado tirador) (véase más adelante "rastra"), y un "chiripá", lienzo atado a la cintura como un pañal, una de cuyas funciones era proteger del frío (el frío fue llamado muchas veces con la palabra quechua del mismo significado: "chiri"). El poncho, como el hábito de tomar mate (una infusión servida en una calabaza ahuecada, que se sorbe con un tubo de metal llamado "bombilla"), fueron tomados del "indio", por ejemplo de los aborígenes het tomó el gaucho una de sus más singulares armas: la boleadora; así como el caballo, el "chambergo" (sombrero alar), la guitarra eran herencia de los conquistadores españoles.

    5.9: Himno

    El himno de la República de Chile data de 1847 y su compositor fue el poeta Eusebio Lillo, a quien el Gobierno le encomendó la creación del texto que debía reemplazar al que había sido el primer contenido de la Canción Nacional. El problema con el original es que se consideraba demasiado "antiespañol", por lo que se decidió mantener la composición musical y adaptar los nuevos versos. A pesar del cambio, el nuevo texto mantuvo la estrofa del coro original: "Dulce Patria recibo los votos....". El primer himno nacional que corearon los chilenos fue creado en 1819 por el compositor y violinista Manuel Robles y el poeta Bernardo de Vera y Pintado. Las estrofas de esta primera versión se cantaron hasta 1828 cuando el ministro plenipotenciario en Inglaterra, Mariano Egaña, solicitó una nueva composición musical que acompañara a los versos de Vera y Pintado. La misión recayó en el compositor español Ramón Carnicer, quien en esa época se encontraba exiliado en Inglaterra. Así queda de manifiesto que el himno tuvo varios cambios hasta encontrar el equilibrio entre la composición musical y el texto. Primero se le cambió la musicalización sin variar el texto y luego, se modificaron los versos manteniendo la música.

    Letra del Himno de Chile

    (Se canta la V)

    Coro:

    Dulce Patria, recibo los votos
    Con que Chile en tus aras juró
    Que o la tumba serás de los libres
    O el asilo contra la opresión.

    I

    Ha cesado la lucha sangrienta;
    Ya es hermano el que ayer invasor;
    De tres siglos lavamos la afrenta
    Combatiendo en el campo de honor.
    El que ayer doblegábase esclavo
    Libre al fin y triunfante se ve;
    Libertad es la herencia del bravo,
    La Victoria se humilla a sus pies.
    II
    Alza, Chile, sin mancha la frente;
    Conquistaste tu nombre en la lid;
    Siempre noble, constante y valiente
    Te encontraron los hijos del Cid.
    Que tus libres tranquilos coronen
    A las artes, la industria y la paz,
    Y de triunfos cantares entonen
    Que amedrenten al déspota audaz.
    III

    Vuestros nombres, valientes soldados,
    Que habéis sido de Chile el sostén,
    Nuestros pechos los llevan grabados;
    Los sabrán nuestros hijos también.
    Sean ellos el grito de muerte
    Que lancemos marchando a lidiar,
    Y sonando en la boca del fuerte
    Hagan siempre al tirano temblar.
    IV

    Si pretende el cañón extranjero
    Nuestros pueblos osado invadir;
    Desnudemos al punto el acero
    Y sepamos vencer o morir.
    Con su sangre el altivo araucano
    Nos legó por herencia el valor;
    Y no tiembla la espada en la mano
    Defendiendo de Chile el honor


    V
    Puro, Chile, es tu cielo azulado,
    Puras brisas te cruzan también,
    Y tu campo de flores bordado
    Es la copia feliz del Edén.
    Majestuosa es la blanca montaña
    Que te dio por baluarte el Señor,
    Y ese mar que tranquilo te baña
    Te promete futuro esplendor.
    VI
    Esas galas, ¡oh, Patria!, esas flores
    Que tapizan tu suelo feraz,
    No las pisen jamás invasores;
    Con tu sombra las cubra la paz.
    Nuestros pechos serán tu baluarte,
    Con tu nombre sabremos vencer,
    O tu noble, glorioso estandarte,
    Nos verá combatiendo caer.

    5.10: Costumbres

    La población chilena es relativamente pequeña y bastante joven. En el país viven alrededor de 14 millones de personas, cerca de la mitad tiene menos de 25 años y el 72% es menor de 40. A pesar de la vasta extensión del territorio, más del 70% de la población se concentra en el centro sur del país, particularmente en la Región Metropolitana. Sólo en Santiago viven cerca de 5 millones y medio de habitantes. La población es mayoritariamente católica. A la llegada de los españoles, Chile estaba habitado por diferentes grupos indígenas que habían alcanzado distintos grados de desarrollo cultural. Se calcula que superaban el millón de personas, distribuidas irregularmente de norte a sur. Los mapuches, "hombres de la tierra", habitaban la región central y sur. El más destacado de estos pueblos fue el araucano, que opuso una larga resistencia a los españoles primero, y a los chilenos después. El origen del pueblo chileno y de su cultura se encuentra en el mestizaje entre españoles y grupos indígenas, especialmente mapuches. A ello se sumó la influencia de inmigrantes, particularmente europeos que comenzaron a llegar a Chile después de la independencia, durante los siglos XIX y XX. Primero fueron marinos y agentes de comercio, luego comerciantes y administradores que, en poco tiempo se integraron a la vida del país. No obstante la inmigración nunca alcanzó las dimensiones que tuvo en países como Brasil o Argentina. Tras el aporte de nuevas olas de inmigración española, en especial procedentes del pueblo vasco, durante el siglo XIX, el modelo francés ejerció gran atracción y se manifestó, principalmente en el pensamiento intelectual y en las obras artísticas. Más recientemente, a la permanente influencia europea, se ha sumado el estilo de vida norteamericano. El cine, la televisión abierta y por cable y la constante llegada al país de los últimos adelantos, han contribuido a homogeneizar el estilo de vida de los chilenos. Sin embargo, lo que caracteriza a los chilenos es su buen humor, su carácter hospitalario, su sinceridad y su tolerancia. Prueba de ello es la constatación de que la sociedad chilena no está escindida por conflictos étnicos, religiosos o regionales. Apenas hay diferencias entre el castellano que se habla en el norte con el castellano que se habla en el sur. Por otro lado, Chile prácticamente ha acabado con el analfabetismo y el promedio de años en que los niños asisten al colegio se ha duplicado en las últimas décadas. El desafió actual se centra en superar los contrastes socioeconómicos. La modernización que ha alcanzado el país durante las dos últimas décadas, en todos los campos, ha mejorado la calidad de vida de los habitantes, sin embargo aun persisten diferencias en la distribución de los ingresos. Actualmente existen aymaras (cerca de 35 mil) y atacameños (alrededor de 4 mil) en el norte; mapuches (aproximadamente un millón) en el sur, rapanuí (cerca de tres mil) en Isla de Pascua y algunos kwashkar y yaganes en las islas del extremo sur. En los últimos años las costumbres y patrimonio cultural de los pueblos indígenas se han protegido, gracias a la Ley Indígena, que también ha permitido delimitar y preservar sus tierras.
    Matrimonio y familia

    Costumbres generales

    La mayoría de la población espera a haber terminado su educación antes de casarse. La mayoría de los hombres no lo hacen hasta después de los 22 años, mientras que las mujeres normalmente se casan entre los 18 y los 23 años. Las parejas suelen tener un noviazgo de entre uno y tres años antes de comprometerse. Son tradicionales las ceremonias de casamiento cristianas. El divorcio es legal.
    Se considera al padre cabeza de familia, pero la madre tiene una influencia notable, y la relación entre marido y mujer suele ser de reciprocidad. Los hombres solían dominar la vida pública y privada en el pasado, pero en los últimos años está cambiando la actitud sobre la posición y el papel de la mujer en la sociedad. Aproximadamente, el 34,5% (2002) de la plantilla laboral es femenina, y muchas mujeres ocupan cargos importantes tanto en la política como en los negocios.
    Es costumbre que los chilenos lleven dos apellidos. El apellido del padre, que es el oficial, precede al de la madre. La gente suele usar tanto el nombre completo como el apellido de la familia del padre. Por lo tanto, una persona llamada José Felipe Correa Pérez puede ser nombrado como señor Correa o señor Correa Pérez.

    Las comidas

    Muchos platos nacionales se preparan con pescado, marisco, pollo, carne de vacuno, habichuelas, huevos y maíz. La comida principal suele hacerse entre las 12:30 y las 14:30 horas, y una cena más ligera tiene lugar entre las 20 y las 22 horas. Por la tarde, muchas personas toman un tentempié que puede estar formado por emparedados, galletas o pasteles. En las ciudades más importantes hay grandes supermercados. En los mercados ambulantes, o ferias, de los pueblos o de las pequeñas ciudades se venden frutas frescas, verduras, carne, pescado y flores. Las comidas dependen de la región, pero los platos populares son: las empanadas de horno, rellenas de carne vacuna, huevos cocidos, cebollas, aceitunas y pasas; el pastel de choclo, realizado al horno con carne vacuna, pollo, cebollas, maíz, huevos y especias; la cazuela de ave, una sopa de pollo; y las cazuelas de marisco y estofados. Los niños disfrutan comiendo sopaipillas, que se elaboran con puré de calabaza, se fríen con aceite muy caliente y se espolvorean con azúcar. El manjar, se hace calentando durante horas una lata sin abrir de leche condensada al baño María, y se usa para untar sobre el pan y como ingrediente de pastelería.
    Los chilenos suelen conversar libremente en la sobremesa. Normalmente, se sostiene el tenedor con la mano izquierda y el cuchillo con la derecha, y la etiqueta establece que ambas manos estén sobre la mesa durante la comida. La oferta de repetir un plato debe rechazarse en un primer momento, y se aceptará sólo si el anfitrión insiste. Cuando se termina de comer, se espera que los invitados se queden en la mesa para seguir hablando. En los restaurantes, se llama al camarero levantando un dedo. A medida que se hace más popular la comida rápida, no es raro ver a la gente comiendo mientras camina por las calles, aunque muchos siguen considerando que es impropio.

    Hábitos sociales

    En Chile, un abrazo es el saludo más frecuente entre amigos y parientes. Consiste en un apretón de manos y un abrazo, a veces seguido de un beso en la mejilla derecha a las mujeres o a los miembros de la familia. En la despedida, se repite el abrazo a cada persona de un pequeño grupo de amigos o familiares. Por lo general, lo apropiado cuando se produce una presentación es un apretón de manos, y el cruce de miradas es importante en todos los casos. Los saludos tradicionales son ¿Qui'ubo? (¿Qué tal?), ¿Cómo está? y ¡Gusto de verte!
    Los títulos son importantes al dirigirse a los chilenos. señor, señora y señorita son los habituales en el caso de los extraños y de los simples conocidos, como lo son los títulos profesionales (doctor, director, profesor). Don y doña se usan acompañando al nombre de pila de hombres y mujeres, respectivamente, para mostrar especial respeto y familiaridad.
    Gran parte del tiempo de ocio se pasa alternando con la familia y con los amigos, y son populares las barbacoas de fin de semana. A diferencia de lo que se acostumbra en otros países de América del Sur, los invitados suelen esperar en la puerta de la casa hasta que se los invita a entrar. Lo apropiado es saludar primero al cabeza de familia. Muchas personas llevan flores o vino cuando los invitan a cenar, mientras que los amigos íntimos pueden traer pan u ofrecerse a aportar el postre. Cualquier conversación de negocios está siempre precedida por una conversación informal; los asuntos políticos se deben evitar, a menos que los introduzca en la conversación el anfitrión.

    Entretenimiento

    Las actividades recreativas habituales en Chile son los deportes, el teatro, la música, el cine y la televisión. El fútbol es el deporte más popular. En el verano, mucha gente se desplaza desde el interior hacia las playas de la costa o al campo. En las áreas donde se cría ganado, es muy popular el rodeo. El principal acontecimiento corre a cargo de dos huasos, o vaqueros, que sobre sus caballos tratan de acorralar a un ternero contra la pared acolchada de un ruedo. Se ganan puntos por la porción del ternero que se consigue sujetar.

    Fiestas

    Los chilenos celebran el Año Nuevo (1 de enero); el Viernes Santo (viernes anterior a la Pascua); el Sábado y el Domingo de Pascua; el Día del Trabajo (1 de mayo); el 21 de mayo, que conmemora la batalla naval de Iquique; y el Corpus Christi, en honor de la Eucaristía, que se festeja unas veces en mayo y otras en junio, dependiendo de la fecha de la Pascua.El 29 de junio, festividad de los santos Pedro y Pablo, barcos decorados con imágenes de san Pedro, patrono de los pescadores, navegan por las aguas que bañan la ciudad costera de Valparaíso. Esta procesión se celebra anualmente desde 1682. San Pablo fue martirizado el mismo día que san Pedro. El día de la Asunción, cuando se dice que la Virgen María ascendió a los cielos, se festeja el 15 de agosto. El Día de la Independencia (18 de septiembre) conmemora la liberación de Chile de la dominación española, en 1818. En esta fecha, muchos chilenos se reúnen en los parques para comer empanadas; beber chicha, una bebida dulce que se hace con uvas o manzanas fermentadas; y bailan la cueca, danza nacional, acompañados de la guitarra. El 19 de septiembre se celebra el Día de las Fuerzas Armadas.El Día de Colón (12 de octubre) conmemora la llegada a América del explorador esa misma fecha del año 1492. El día de Todos los Santos tiene lugar el 1 de noviembre. En la festividad de la Inmaculada Concepción (8 de diciembre), la Iglesia católica celebra la creencia de que el alma de la Virgen María fue concebida sin pecado original. Los chilenos disfrutan de una cálida Navidad el 25 de diciembre; en el hemisferio sur, es verano, lo cual explica la costumbre de dejar entreabierta la puerta de la propia casa para invitar a los paseantes a entrar y rezar ante el pesebre o belén navideño.

    5.11: Bandera

    En aquella lejana época en que Chile aún luchaba por consolidar su independencia, durante el periodo del gobierno de José Miguel Carrera y por sugerencia suya, se decretó la creación de una bandera nacional, la primera que tuvo el país, y una escarapela.
    Cuenta la historia que el 4 de julio de 1812 fue izada por primera vez, durante el banquete con que se celebraba el aniversario de la independencia estadounidense, hecho que había influido enormemente en los partidos criollos. El banquete era ofrecido por el cónsul de Estados Unidos, Joel Robert Poinsett.
    Poco tiempo después, el 30 de septiembre de ese año, el escudo y la bandera de la Patria Vieja fueron adoptados con solemnidad.
    Para Camilo Henríquez, el pabellón representaba los tres poderes del Estado: Majestad, Ley y Fuerza. Sin embargo, esta bandera no sobrevivió a la Patria Vieja y, en mayo de 1814, a raíz de la firma del Tratado de Lircay, el Director Supremo, Coronel Francisco de la Lastra, enemigo de Carrera, la mandó a retirar y reemplazar de nuevo por la bandera española.
    Se usó por última vez en la glorioso batalla de Rancagua, 1 y 2 de octubre de 1814, que dio comienzo a la Reconquista. Durante este período, Chile no tuvo bandera propia.
    El Ejército Libertador, organizado en Argentina, peleó en la Batalla de Chacabuco bajo la bandera de la nación hermana.
    Este episodio, ocurrido el 12 de febrero de 1817, significó el fin del dominio realista y el comienzo de la Patria Nueva y, desde entonces, no se usó más la bandera española.
    Después del triunfo de Chacabuco, el 18 de octubre de ese mismo año, fue adoptado un nuevo pabellón, llamado bandera de la transición, que llevaba tres franjas: azul, blanca y roja. La zona roja reemplazaba a la amarilla de la bandera de 1812.

    Su diseño se atribuye a Juan Gregorio Las Heras. Estos colores tendrían su origen en los versos de Alonso de Ercilla que dicen: "por los pechos, al sesgo, atravesadas, bandas azules, blancas y encargadas", atribuidas como divisa guerrera a los mapuches durante la Conquista.

    Al igual que la de la Patria Vieja, esta bandera no tuvo legalización oficial y pronto desapareció. Entre otras razones, fue suprimida porque se la confundía con el pabellón de Holanda.

    La bandera actual fue concebida por el ministro José Ignacio Zenteno y diseñada por Antonio Arcos, militar español, aunque algunos sostienen que fue Gregorio de Andía y Varela quien la dibujó. Fue legalizada por el decreto ley del 18 de octubre de 1817, durante el gobierno de Bernardo O'Higgins, firmado por el ministro de Guerra, coronel José Ignacio Zenteno.
    En cuanto a lo que cada color representa, el rojo simboliza la sangre vertida por héroes en el campo de batalla; el blanco, la nieve de la cordillera de los Andes, y el azul, el limpio cielo chileno.

    La estrella de cinco puntas simboliza a los poderes del Estado que velan por la integridad de la Patria.

    6. Actualidad

    6.1: Forma de Gobierno

    Es una República Multipartidista con Poder Legislativo Bicameral.

    La Constitución de 1980, modificada mediante plebiscito en julio de 1989, confiere el poder ejecutivo al presidente, elegido por votación popular para un mandato de seis años, quien a su vez designa un gabinete. El gobierno militar controló el gobierno hasta 1989, año en que se celebraron las primeras elecciones democráticas tras el golpe de Estado de 1973.

    Según la Constitución de 1980, el poder legislativo recae en un Congreso Nacional, formado por la Cámara de Diputados, que consta de 120 miembros, y el Senado, que cuenta con 48 miembros. Tienen derecho al voto todos los ciudadanos mayores de 18 años.

    El más alto organismo judicial de Chile es la Corte Suprema, formada por 17 jueces. El país cuenta asimismo con 17 tribunales de apelación. Los jueces son nombrados de forma vitalicia por el presidente, quien los elige de una lista presentada por los jueces de la Suprema Corte.

    Administrativamente, Chile está dividido en 13 regiones (entre ellas la Región Metropolitana de Santiago, donde está ubicada la capital), subdivididas a su vez en 51 provincias y éstas en 342 comunas distribuidas a lo largo del país. Los gobernadores o intendentes que presiden las regiones y los funcionarios que las administran son elegidos por el presidente. Las provincias están a su vez divididas en comunas.

    La actual presidente de Chile es Michelle Bachelet

    6.2: Logros

    Entre los logros más importantes de este país se destacan:

    La Independencia, conseguida en el año 1818, a manos de Bernardo O´Higgins.

    Obtener por primera vez en su historia una presidente mujer: Michelle Bachelet

    Poseer una gran diversidad cultural en su territorio

    Poner en marcha un grupo de proyectos con el objetivo de reducir la pobreza, lograr una mayo integración social y cultural

    Gran tasa de alfabetismo entre toda la población ( Supera el 95%), siendo uno de los países de América Latina con menor cantidad de analfabetos en su región.

    6.3: Debilidades

    Chile constituye un caso único, ya que abarca 39 grados de latitud y posee 83 tipos de formaciones vegetales. Entre los variados ecosistemas de este país se encuentran el desierto de Atacama y varios antiguos bosques de hayas, así como los fiordos y glaciares de la parte meridional de la cordillera de los Andes. Cerca de dos terceras partes de la población se concentran en la fértil región que rodea Santiago, por lo que esta zona sufre graves problemas medioambientales. Varias vías fluviales están contaminadas debido a las aguas residuales y la contaminación atmosférica es un problema acuciante en las zonas urbanas. En los últimos tiempos la compra de vehículos ha aumentado significativamente, lo que ha obligado al gobierno a poner en marcha un complicado plan para controlar las emisiones y a crear un moderno sistema de transporte público.

    Aproximadamente el 20,8% (2000) de la superficie de Chile está ocupada por bosques. En el sur, las compañías extranjeras están talando cada vez más bosques naturales, sobre todo en los bosques templados. Se están sustituyendo los árboles autóctonos por extensas plantaciones, por lo que la superficie total de bosque está aumentando, pero a costa de la biodiversidad natural. La erosión del suelo es frecuente y algunas zonas se están desertizando. Chile es una de las mayores potencias pesqueras del mundo; de hecho, desde 1980, el número de industrias dedicadas a este tipo de actividad se ha duplicado, aunque el volumen de capturas se ha reducido en los últimos años debido a que el promedio de capturas es insostenible. En Chile, las técnicas para la pesca de altura del salmón con red están pensadas para alejar a los delfines de su hábitat natural y las piscifactorías han contaminado las aguas interiores con los fosfatos y antibióticos de la comida que echan a los peces. Chile disfruta de la riqueza del océano, gracias a las corrientes de la costa oeste de América del Sur, pero cada cierto tiempo la corriente El Niño, que trae tiempo húmedo, interrumpe este proceso.

    Chile posee un gran sistema de zonas protegidas, formado por 36 reservas nacionales y 10 monumentos naturales, pero que no incluye varios ecosistemas importantes, sobre todo aquellos de las regiones central y norte. En total, aproximadamente el 18,7% (2000) del país está protegido. El Convenio de Ramsar sobre zonas húmedas estableció un humedal y el programa El Hombre y la Biosfera de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO), siete reservas de la biosfera. En Chile son frecuentes los terremotos, los maremotos y los volcanes.

    Chile se comprometió a proteger su vida salvaje con la firma del Convenio sobre el Hemisferio Oeste (1940). Además, este país ha ratificado el Protocolo Medioambiental del Antártico y el Tratado del Antártico, así como diversos acuerdos internacionales sobre biodiversidad, cambios climáticos, especies en peligro de extinción, cambios medioambientales, vertidos accidentales, leyes del mar, vertido de residuos al mar, prohibición de pruebas nucleares, capa de ozono, protección de plantas y contaminación naval. A nivel regional, Chile se ha unido a sus países vecinos y ha firmado el Convenio para la Conservación y la Gestión de la Vicuña. Además, tiene zonas protegidas unidas territorialmente con áreas protegidas de Argentina y Bolivia.

    7. Situación de inmigrantes

    7.1: En Argentina

    Una cuestión que merece un análisis específico es el tratamiento que se de en los medios de la situación de los inmigrantes chilenos en la Argentina. En Argentina viven 247.679 chilenos que representan poco menos del 15 por ciento de l total de extranjeros en el país, porcentaje que aumenta considerablemente en la región patagónica.Con el deterioro creciente de la situación social en la Argentina de los últimos 15 años, la cuestión de la inseguridad ciudadana cobró un notable espacio en la agenda de los medios, no siempre exento de prejuicios y de falsas argumentaciones, situación en cuyo marco se construyó la el estereotipo del extranjero que “vino a quitarle el trabajo a un argentino” y la del “inmigrante delincuente”.Semejante enfoque choca claramente con la conformación poblacional argentina, gran parte de cuyos habitantes son descendientes de inmigrantes o directamente inmigrantes, estos últimos en su mayor parte provenientes de las naciones fronterizas. Al respecto el estudio “Los migrantes y la discriminación en la Argentina”, de José Sáez Capel , afirma que “resulta también falsa la afirmación de que el delito se ha extranjerizado pues estudios serios demuestran que su presencia es semejante a la de la población condenada en similar representación en la sociedad. Y casos hay como entre los inmigrantes los bolivianos y coreanos, en que prácticamente no existen individuos condenados por delitos comunes. Por suerte aún hoy, hay quienes apuntan a este país, aportando un bien cada vez más escaso en el mundo: población joven y económicamente activa”. La concentración de inmigrantes chilenos es muy alta en las provincias argentinas fronterizas con Chile, como las de la Patagonia, donde vive el 53% superando el 5% del total de la población, y las de Cuyo donde vive el 12%. El 18% vive en Buenos Aires. La inmigración chilena está relacionada con la dictadura de Pinochet (1973-1990), lapso durante el cual se alcanza el pico de emigrantes hacia la Argentina. Desde entonces se ha registrado un importante retorno, con el efecto de la emigración hacia Chile de una gran cantidad de niños argentinos, hijos de los chilenos que están retornando.

    7.2: En Mendoza

    Entre las migraciones chilenas a Mendoza se pueden discriminar dos momentos que se destacan por la gran cantidad de llegados del vecino país:
    La ciudad de Mendoza mantenía fuertes contactos principalmente con la región del valle central chileno y su población se nutría de la inmigración a través de la cordillera de los Andes.
    Su ubicación geográfica la convirtió en un nexo entre Buenos Aires, Córdoba y Santiago de Chile, alternativo al estrecho de Magallanes, lo que favoreció cierto desarrollo agropecuario que abastecía al país trasandino. Este fuerte intercambio económico y también cultural no se interrumpió ni siquiera cuando se integró al virreinato del Río de la Plata o posteriormente cuando en 1820 se constituyó en provincia independiente de San Juan y San Luis. Además, a partir de 1849, el auge de la explotación aurífera en la precordillera mendocina, había generado a pequeña escala algo parecido a la fiebre del oro californiana, que atrajo a muchos mineros chilenos . Todo esto contribuyó a conformar una importante comunidad chilena. En 1864 Los chilenos eran la primera minoría y superaban ampliamente las demás colectividades extranjeras: el 89,5% de los inmigrantes que vivían en Mendoza eran chilenos.
    Por esos años, los inmigrantes europeos preferían principalmente Buenos Aires y en menor medida Santa Fe y Entre Ríos. En el resto de las provincias predominaba la población argentina.
    La llegada de inmigrantes europeos fue promovida desde áreas del gobierno por su posible acción positiva sobre la economía cuyana debido al aporte de nuevas tecnologías y conocimientos, a la generación de emprendimientos de diversificación de la producción y al aumento de la mano de obra.
    El grupo chileno fue sufriendo un desarrollo decreciente hasta principios de la década del setenta, periodo en el cual el ingreso a Mendoza aumentó considerablemente.
    Desde 1974 hasta febrero de 1975 ingresaron a Mendoza 107.800 chilenos, cifra equiparable a la cantidad de europeos llegados a Mendoza a finales del siglo XIX. Esta inmigración fue causada por la aguda crisis política chilena debido a la caída del gobierno de Salvador Allende en 1973. La inmigración se conformó con chilenos que escapaban de una cruenta represión.
    Debido a la urgencia de salir de Chile muchos de ellos sólo tomaron como lugar de paso a Mendoza para, después de sentirse a salvo, pensar en un destino. De esta manera se dieron tres situaciones: los que se radicaron en la provincia (mayormente los sectores económicos más bajos); los que escogieron otro país para quedarse (profesionales y con un nivel de educación más elevado) y por último, los que solo quieren regresar: en este grupo encontramos a los que actuaron más activamente en la lid política.
    Para apoyarlos en su llegada, el 20 de Marzo de 1974, se creó el Comité Ecuménico de Acción Social (CEAS) permitiendo que la recepción, protección y asistencia de refugiados se realizara bajo el amparo de las Naciones Unidas.
    La historia de la inmigración en Mendoza, entre 1869 y 1976, estuvo fuertemente influenciada por la intersección de dos grandes tendencias migratorias nacionales: la chilena y la argentina. Esto se debe, a la posición de frontera de la provincia. En el periodo analizado se encuentran dos momentos de una fuerte influencia chilena. Uno de ellos fue a finales del siglo XIX, antes de la inauguración del ferrocarril y del comienzo de la Gran Inmigración. El segundo momento fue en la década del setenta del siglo XX, y tuvo que ver con la crisis política chilena luego del golpe militar.
    Paralelamente, la inserción de Mendoza en el ámbito nacional, se fortaleció aún más gracias a la extensión del ferrocarril, que contribuyó a la llegada de cientos de inmigrantes como había sucedido en las regiones portuarias. Los períodos de la Gran Inmigración y de la Nueva inmigración repercutieron en Mendoza adquiriendo ciertas peculiaridades propias de la zona de frontera: La llegada de europeos fue proporcionalmente menor que en Buenos Aires y Rosario y la inmigración limítrofe estuvo ligada al país trasandino. De este modo, podemos ver la dinámica de la población mendocina, como una puerta entre el Pacífico y el Atlántico.