Crisis española de 1808

Crisis del Antiguo Régimen. Absolutismo. Revolución Francesa. Motín de Aranjuez. Juntas de Gobierno. Constitución de 1812. Ejército napoleónico. Cortes de Cádiz. Guerra de la Independencia. Godoy. Fernando VII. Carlos IV. Afrancesados. Liberalismo

  • Enviado por: Pasky
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 3 páginas

publicidad

6.1: LA CRISIS DE 1.808: Guerra de Independencia y revolución política. Las Cortes de Cádiz y la Constitución de 1812

La crisis de 1808 parte de los acontecimientos desencadenados tanto en el exterior (Revolución Francesa y sus efectos) como en el interior (crisis de estado por el Motín de Aranjuez).

En 1788 Carlos IV accedió al trono español, e inmediatamente se vio desbordado por la compleja situación creada por la Revolución Francesa (1789). El miedo a la expansión revolucionaria congeló todas las reformas iniciadas por Carlos III y apartó del gobierno a los viejos ministros ilustrado (Floridablanca, Jovellanos,...).

Tras Floridablanca y Aranda, en 1792, Carlos IV confió el poder a un joven militar, Manuel Godoy, de origen plebeyo. Godoy era odiado por la alta nobleza y por la Iglesia por su origen plebeyo y por sus intentos reformistas así como por los elementos ilustrados que se veían sustituidos en el favor del rey, pero sobre todo por el príncipe heredero Fernando, que veía en él a un posible competidor en el favor de su propio padre.

La muerte en la guillotina de Luis XVI en 1793 condujo a Carlos IV a declarar la guerra a Francia en coalición con otras monarquías absolutas europeas (1793-1795). La guerra de la Convención dura hasta 1795 con derrota para España que pierde territorios y queda subordinada a los intereses y manejos de Francia.

En 1805, España junto a Francia son derrotados en Trafalgar, lo que supone el fin de la potencia naval española y la definitiva pérdida del control marítimo de las colonias. Godoy intentó desmarcarse de Napoleón. La situación en España era caótica y se le hacía el único responsable a Godoy. Sólo los reyes apoyan a Godoy. En esta situación, Napoleón decide invadir Portugal para completar el bloqueo continental de Gran Bretaña.

En 1.807, Napoleón obtuvo el consentimiento de Carlos IV para que sus ejércitos atravesasen España para atacar Portugal, aliada de Inglaterra, a cambio de una futuro reparto de Portugal entre Francia, España y un principado para el propio Godoy.

Godoy se da cuenta de que las intenciones reales de Napoleón eran bajar las fronteras al Ebro y quedarse en España.

El 18 de marzo de 1.808 estalló un Motín en Aranjuez, donde se encontraban los reyes, quienes, bajo los consejos de Godoy y ante el temor de que la presencia francesa terminara en una invasión del país, se trasladaban al sur. El motín, dirigido por la nobleza palaciega y el clero, perseguía la destitución de Godoy y la abdicación de Carlos IV en su hijo Fernando, alrededor del que se habían unido todos quienes querían acabar con Godoy.

Carlos IV escribió a Napoleón para ponerle al corriente de la situación, y para pedirle ayuda para recuperar el trono que le había arrebatado su propio hijo, Fernando VII.

Napoleón llamó a los dos a Bayona, Carlos IV y Fernando VII abdicaron a favor de Napoleón y éste nombró a su hermano José rey de España. Para ratificarlos y anuncias sus intenciones de futuro convocó para junio Cortes en Bayona, para otorgar una constitución al país. José Bonaparte no era apoyado e iba a intentar una experiencia reformista para acabar con el Antiguo Régimen. El Estatuto de Bayona reconocía la igualdad de los españoles ante la ley, los impuestos y el acceso a los cargos públicos. Por último, se abolió la Inquisición y se inició la reforma de la Administración.

Mientras se desarrollaban los hechos de Bayona, En España se inició un alzamiento popular contra la presencia francesa. El 2 de Mayo, el pueblo de Madrid se alzo de forma espontánea contra los franceses.

Guerra de Independencia: Guerra de liberación contra el invasor extranjero. Se puede considerar también una guerra civil porque se van a enfrentar los patriotas (grupos españoles) contra los afrancesados (los que aceptan el nuevo gobierno).

El pueblo ante el vacío de poder tras la abdicaciones de Bayona, ante la pasividad de las instituciones tradicionales, crea Juntas, Las Juntas de Armamentos y Defensa que tuvieron un perfil revolucionario porque asumen las autoridades. Al principio son Juntas Locales y expresaban la forma de organización del movimiento insurreccional popular. Pronto se organizaron Juntas a nivel Provincial que reclamaron la acción de las autoridades y forzaron la reunión de una Junta Central que coordinase la acción contra los franceses.

El ejército tradicional no es suficiente para enfrentarse al ejército de Napoleón. Además surgen dos tipos de defensa: guerrilla y sitios (Zaragoza y Gerona).

Reacción de los españoles:

Afrancesados: una pequeña parte de los españoles que aceptaban a José Bonaparte procedente en su mayoría del Despotismo Ilustrado.

Patriotas: todos los que se opusieron a la invasión. Son los absolutistas, ilustrados, liberales y el pueblo.

Desarrollo de la guerra: (Fases).

1ª Fase: Los ciudadanos de Gerona y Zaragoza resistieron durante meses el ataque francés e impidieron el avance de las tropas en la zona de Levante. El ejército francés fue derrotado en Bailén por las tropas españolas lo que impidió la toma de Andalucía, obligó al ejército napoleónico a replegarse más allá del Ebro y a abandonar Madrid.

2ª Fase: España es ocupada pero no controlada. Dominio teórico. Sólo queda Cádiz que resiste.

3ª Fase: Napoleón divide a su ejército para combatir entre la campaña de Rusia y otra en España. España apoyada por Gran Bretaña atacó al ejército francés. A finales de 1.813, Napoleón decidió firmar la paz con España (Tratado de Valensay), reconocer a Fernando VII como monarca legítimo, permitirle la vuelta al país y retirar sus tropas del territorio español.

Consecuencia de la Guerra de la Independencia: Pérdidas demográficas, pérdidas materiales y pérdidas económicas.

Cortes de Cádiz y la Constitución de 1.812

Proceso de formación de las Cortes: Junta Central Suprema, que coordinara las acciones bélicas y dirigiera el país durante la guerra. La Junta se reunió en Aranjuez, aprovechando la retirada momentánea de Madrid de los franceses hasta la derrota de Bailén. Floridablanca y Jovellanos eran sus miembros más ilustres. La Junta reconoció a Fernando VII como el rey legítimo de España y asumió, hasta su retorno, su autoridad. Ante el avance francés, la Junta huyó a Sevilla y a Cádiz, la única ciudad que, ayudada por los ingleses, resistía el asedio francés.

La Junta Central se mostró incapaz de dirigir la guerra y decidió convocar unas Cortes en la que los representantes de la nación decidieran sobre su organización y su destino. Se disolvió tras la convocatoria de la Cortes, manteniendo una regencia formada por cinco miembros.

En el proceso de elección de diputados a Cortes se optó por elegir diputados entre las personas de cada una de las provincias españolas. Las Cortes y el sector liberal consiguieron el primer triunfo al forzar la formación de una cámara única. Aprobaron el principio de soberanía nacional.

La Constitución de 1812: La Constitución fue promulgada el día 19 de marzo de 1812. estableció el modelo de liberalismo español del S. XIX. Regulaba la organización de poderes, financiera, militar, administrativa y educativa. Constituye la soberanía nacional: defensa de la propiedad, de la libertad y de la igualdad ante la ley. Los peninsulares y los de las colonias. Su estructura de estado corresponde a una monarquía limitada por la separación de poderes. El poder legislativo, las cortes unicamerales, que elaboraban las leyes, aprobaban presupuestos, etc. el poder ejecutivo lo tenía el monarca que intervenía en la elaboración de las leyes y tenía derecho de veto durante dos veces. Todas sus decisiones debían de ser corroboradas por los ministros. El poder judicial lo tenían los tribunales que establecieron los principios básicos de un estado de derecho. El sufragio lo establecieron censitario para varones mayores de 25 años e indirecto. Había 3 niveles: las juntas parroquiales que salían elegidos los representantes parroquiales; las judiciales y las provinciales que salían los representantes provinciales y de ahí los diputados. Reconocía la religión católica y la milicia nacional como organización militar.

Vídeos relacionados