Crisis del Antiguo Régimen

Historia de España siglo XVIII. Guerra de Independencia. Cortes de Cádiz. Fernando VII. Absolutismo y Liberalismo. Emancipación americana

  • Enviado por: Sisiak
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 4 páginas
publicidad
publicidad

CRISIS DEL ANTIGUO RÉGIMEN

  • La crisis de 1808. Guerra de independencia y revolución política.

  • A finales del siglo XVIII reina Carlos V de Borbón, en pleno absolutismo, la aristocracia se enfrenta al valido del mismo, Godoy, quien ascendió rápidamente haciéndose con el poder; este reformista ilustrado, originará dos bandos donde parte de la aristocracia le rechazará tanto a él como al monarca siendo partícipes de Fernando, hijo de Carlos. Será en 1807 en el Proceso de El Escorial, cuando se haga pública esta división al descubrir la conspiración tramada de hijo a padre; más tarde acontecerá el Motín de Aranjuez, donde el pueblo de Madrid se desplazará hasta el lugar con el objetivo de la retirada del valido, sin embargo, a su vez, se produjo la abdicación de Carlos V en su hijo Fernando; ante tal inestabilidad que sugiere la flaqueza del Bloqueo Continental, Napoleón Bonaparte intervendrá citándose con ambos en Bayona, donde se abdicará en éste mismo bajo la condición de tener unido todo el territorio español, incluido América, además del respeto a la religión cristiana. En el Tratado de Fontaine Bleau, Godoy firma un pacto donde se permitirá el paso de las tropas napoleónicas para llegar a Portugal a cambio de recibir el sur de la misma; no obstante, el ejército en armas se extiende por la Península, la población se inquieta y así, el 2 de Mayo de 1808 estallan conflictos en Móstoles, Palacio Real y en la Puerta del Sol produciéndose fusilamientos.

    Coordenadas internacionales: conquistando las principales potencias europeas, en 1805 Napoleón intenta dominar Inglaterra con tropas franco-españolas fracasando en la Batalla de Trafalgar, es un año más tarde, cuando en Berlín éste decreta la prohibición del comercio con Inglaterra produciéndose el Bloqueo Continental donde el incumplimiento de Portugal hace peligrar el mismo. Tras el Tratado de Fontaine Bleau, donde las tropas se instalan en España, Napoleón aspiraba a frenar una posible sucesión inglesa ante la inestabilidad polítca peninsular.

    Coordenadas internas: Al existir tres órganos políticos simultáneos, el pueblo duda a quien someterse; un sistema absolutista carente de monarca bajo el dominio de junta prácticamente impotente más un ejército pasivo; José I, familia de Napoleón con un gobierno reformista donde sólo es apoyado por los partícipes de la monarquía francesa o Las Juntas Provinciales y Centrales dirigidas por Florida Blanca que se dan en los territorios no ocupados que pasarán de una tendencia conservadora a una revolucionaria compuestas por burguesese, militares y aristócratas.

    La Guerra de Independencia y sus etapas:

    Mayo - Julio 1808: Al estallar el conflicto ya hay tropas en el territorio peninsular, cruzando por los pasos pirenaicos, apenas hallan resistencia, desplegándose desde un núcleo importante hacia otros secundarios; con un avance rápido sólo Girona y Zaragoza opusieron resistencia y tras La Batalla de Medina del Río Seco en el noroeste peninsular, ciudades como Pamplona, Madrid, Burgos o Cataluña, caen y supone el dominio de toda la meseta. Una vez instalado el monarca en Madrid, se extenderá por el sur llegando a la zona de Andujar, Jaén donde se produce la Batalla de Bailén y Napoleón es por primera vez derrotado, se recupera la mitad sur y José I huye al norte.

    Julio 1808 - 1812: Tras la derrota de Bailén, Napoleón actúa con contundencia dirigiendo él mismo un ejército que toma Madrid y reinstaura a José I, huyendo la Junta a Cádiz consigue dominar la Península Ibérica más algunas zonas de la periferia y de montaña, como consecuencia se organiza la guerra de guerrillas compuesta por civiles, bandoleros y unidades militares desarticuladas, con objetivos a corto alcance en 1809 la Junta otorga la Patente de Corsocan donde éstos guerrilleros serían tratados como tropas. En 1811, cuando la guerrilla se fusiona con el ejército, originó una serie de consecuencias disciplinarias; el ejército francés por entonces se hallaba hundido psicológicamente y desgastado, lo cual facilitó su caída en Europa.

    1812 - 1814: Un número importante de tropas francesas son destinadas de España a Rusia, es el instante donde el general Wellintong reúne un ejército multinacional -británicos, portugueses y guerrilla- logrando liberar la mitad sur. Un contraataque francés libera brevemente el territorio al ser expulsados y vencidos en Arapiles, Vitoria e Irán, cuando Napoleón es derrotado en Europa en diciembre de 1813, firma el Tratado de Valençai devolviendo la corona a Fernando acabando oficialmente el conflicto en 1814.

    José I y los afrancesados: este monarca se rodeó de una junta de ministros notables con el objetivo de ser asesorado legislativamente, así dicta el Estatuto de Bayona en 1808, se introduce reformas y libertades como el derecho de imprenta y hacienda, activándose la economía, gobernará desde el Ebro hasta el sur apoyándose siempre en los afrancesados quienes rechazaban las revoluciones liberales para la prosperidad de sus negocios.

  • Las Cortes de Cádiz y la Constitución de 1812

  • Origen y composición: La Junta Central huyó de Madrid a Cádiz debido al nuevo empuje napoleónico, para mantener el gobierno aplicará en Enero de 1810 una regencia colectiva de cinco miembros conservadores al ser presionado por los liberales burgueses, esto se debe principalmente al desplazamiento comercial de Sevilla a Cádiz, además por el dominio inglés en esta última mencionada; la situación sugería la independencia de hispano - américa y por ello, se convocarán Cortes en Septiembre de 1808 haciendo jurar a los criollos fidelidad, éstas, compuestas generalmente por burgueses, introducen la Asamblea Constituyente y la Soberanía Nacional donde el poder vendrá de la nación y se elaborará una constitución nunca antes redactada. Se apreciará una tendencia liberal mayoritaria a favor de la reforma con el apoyo de la prensa mediática y siendo una minoría los partícipes del Antiguo Régimen.

    Obra legislativa: Se aprobará la libertad de imprenta desapareciendo la censura política pero no la religiosa, así obras revolucionarias como las de Voltaire o Rousseau serán publicadas para concienciar a la masa; desaparecerán los señoríos juridisticionales -el noble tiene la capacidad del derecho- quedando la mitad de las poblaciones libres de la nobleza y clero: desaparecerán los gremios en pos de las nuevas relaciones capitalistas bajo la ley de oferta y demanda; con la desamortización municipal, el Estado se quedará con las tierras comunales de modo que habrá que pagar para acceder a éstas: se redactará un conjunto de leyes contra la Iglesia que dará lugar a la desaparición de la Inquisición, debilitando así su jerarquía.

    Constitución 1812: aprobada en marzo por las Cortes liberales, es la primera en la historia de España, siendo larga, extensa y detallada, dado que legisla todos los aspectos:

    • Definirá a la nación como un estado unitario que se halla sobre distintos reinos

    • La Soberanía Nacional en decrecimiento de la divina poseyendo los representantes del pueblo poder legislativo anteriormente del rey.

    • Las Cortes serán votadas por un sufragio universal masculino, unicameral, propio de los regímenes progresistas siendo elegidos los diputados entre los empresarios.

    • El monarca será reconocido como tal bajo el control de la constitución.

    • Se dará igualdad ciudadana por medio de una fiscalidad en común

    • La nobleza y el clero mantendrán sus privilegios.

    La Constitución jamás se puso en vigor pero sirvió de modelo para futuras constituciones.

  • Fernando VII: Absolutismo y liberalismo. La emancipación de la América española.

  • Sexenio absolutista (1812 - 1820): Fernando, ya había reinado entre el Motín de Aranjuez y las abdicaciones de Bayona. Con el Tratado de Valençai en 1813 recuperó la corona de España pese a proseguir en guerra con Napoleón, siendo reacio al liberalismo, reprimiéndoles, se producirá el primer exilio masivo por ideales en España. Las medidas de gobierno, será todo aquello establecido con anterioridad, la libertad de imprenta, se repondrá la Inquisición como órgano de estado para dominar al individuo. Se eliminan todas las publicaciones de guerra, restableciéndose el señorío y la institución feudo - señorial, en consecuencia se retornó al sistema de hacienda de Antiguo Régimen. En 1820 el comandante del batallón de los Austrias, Riego y el General Quiroga se levantan en cabezas de San Juan, Sevilla, dominando la mitad sur peninsular.

    Trienio liberal (1820 - 1823): se expulsará a los jesuitas y se disolverá la inquisición retomando el sistema fiscal de Cádiz, se disuelven las órdenes monacales y se desamortizan sus bienes con objetivo de mitigar la crisis y restar poder a la iglesia, se confirmará los derechos individuales del ciudadano. Aparecerá una división entre liberales: moderados, partícipes del sufragio limitado, bicamerales y progresistas, herederos de Riego y defienden el sufragio universal unicameral. Con el Manifiesto de los Persas el absolutismo se levantó contra aquello que llamaron “el secuestro del rey” dominando Navarra y Cataluña, organizándose a modo de partidos, fijando se regencia en Urgel, las potencias europeas convocarán la Santa Alianza, reuniéndose en Verona, apoyaron al monarca con Los Cien Mil Hijos de San Luis. Aconteciendo en Octubre de 1823 el retorno al absolutismo.

    Década Ominosa (1823 - 1833): comienza con el exilio de los liberales, no se establecerá la Inquisición, eliminan la milicia nacional y en su lugar se hallará los voluntarios reales que deberán su poder y fidelidad al monarca. Un consejo de ministros con carácter consultivo hará que el rey posea el poder ejecutivo en su totalidad. Para superar la pérdida con el comercio americano, se exaltará la privacidad, persistirán problemas como el bandolerismo, las malas comunicaciones, el estacionamiento agrícola o la inversión extranjera. En 1827, Fernando todavía no tiene descendencia, se especula como posible candidato a Carlos María Isidro, hermano del mismo y absolutista. Hasta ahora imperaba una ley sálica con origen en Francia donde impedía el reinado de una mujer. Casándose con María Cristina de Borbón con el objetivo de tener prole, se sospechaba que, en caso de ser niña, Carlos Mª gobernaría, por ello, se aplicará la pragmática sanción donde se permitía el reinado de una mujer. Al nacer Isabel II se iniciará una serie de tensiones entre moderados y progresistas que desembocará en el cambio de ministro, Cea Bermúdez y tras la muerte del monarca, Las Guerras Carlistas.

    Emancipación de América Española: Como antecedente, señalamos la Revolución Francesa en 1789 y la Independencia Americana en 1873 con una constitución propia y el movimiento ilustrado español del siglo XVIII. Aguarda una serie de características políticas como el reformismo borbónico que influyó en las cargos políticos y administrativos que serán ocupados por los nacidos y criados en la Península Ibérica, dejando fuera de lugar a los criollos, un grupo social cerrado, descendientes de colonos que únicamente dirigen los municipios: su objetivo será llegar al poder político para realizar sus labores económicas con mayor libertad. El reformismo borbónico había provocado un monopolio comercial, impidiendo el libre comercio, por lo tanto los criollos perdían dinero al vender al precio peninsular; éstos representaban las clases medias, los indígenas se enfrentarán contra las clases dominantes, en su mayoría peninsulares. Estallido y fases: Con una situación inestable a inicios del siglo XIX tras el Desastre de Trafalgar, se perdió la armada marítima, así la comunicación se hallará en decadencia; tras las abdicaciones de Bayona, no estará claro quien gobernará en España, más la invasión francesa dejará ver los síntomas claros de inestabilidad; así se crean juntas en nombre de Fernando; entre 1808 - 1815, surgirán las primeras rebeliones en Caracas, México y Buenos Aires; entre 1816 - 1824, arrancan dos núcleos distintos de rebelión, un primero en Caracas, al manda de San Martín que liberará Venezuela, Colombia, Ecuador y Perú culminando con las campañas de Aguacucho en 1824 y una segunda en Río de Plata con Simón Bolivar liberándose Argentina, Uruguay, Paraguay, Chile y Bolivia finalizando con la campaña de Guayaquil.

    Vídeos relacionados