Corrupción policial y sociedad

Valores éticos. Principios. Policía. Justicia

  • Enviado por: Cel
  • Idioma: castellano
  • País: Argentina Argentina
  • 18 páginas

publicidad
cursos destacados
Iníciate con Ableton Live
Iníciate con Ableton Live
El curso da un repaso general por las órdenes y menús más básicos, para poder generar...
Ver más información

Curso completo de piano - Nivel básico
Curso completo de piano - Nivel básico
Este curso de piano está pensado para todos aquellos principiantes que deseen comenzar a tocar el piano o el...
Ver más información


Trabajo

práctico de

filosofía

Colegio : San José

Año : 2004

Curso : 2º economía

Recorte

Política

Domingo 17 de Octubre de 2004

LA NACION LINE | Archivo | 17 de Octubre de 2004 | Política | Nota

Denuncian a policías por cobrar subsidios

También investigan a prefectos y militares

El fiscal federal Guillermo Marijuán denunció que 152 policías federales, 153 gendarmes y 142 prefectos cobraban subsidios del Plan Jefas y Jefes de Hogar, destinado a personas sin empleo, y anticipó que la semana próxima ampliará la denuncia a 588 efectivos del Ejército.

Los 1035 agentes están imputados del delito de defraudación al Estado, que prevé una pena de entre dos y seis años de prisión. En su mayoría se trata de suboficiales que cobraron sólo algunos meses, pero también se registraron casos de subcomisarios, de principales y de oficiales.

Las presuntas irregularidades detectadas en la Policía Federal son investigadas por el flamante titular del Juzgado Federal N° 7, Guillermo Montenegro, que ya tiene a su cargo una presentación previa sobre el mismo tema, mientras que el resto de los casos ya fue denunciado ante su colega Claudio Bonadío.

La información fue proporcionada a LA NACION por Marijuán, jefe de la Unidad Fiscal de Investigaciones de la Seguridad Social (Ufises). El funcionario aclaró que las denuncias no afectan a los titulares de las fuerzas, con quienes mantuvo varias reuniones antes de presentarse ante la Justicia.

“Cada caso tiene que ser analizado en particular. Queda claro que no es un delito cometido por la institución ni por sus altos jefes, sino por dependientes infieles a sus prescripciones institucionales”, señaló ayer a LA NACION el fiscal Marijuán.

La información fue confirmada por el ministro del Interior, Aníbal Fernández, de quien dependen las tres fuerzas de seguridad. Consultado por este diario, dijo que la pesquisa se inició cuando se descubrieron tres casos en una de las fuerzas y se decidió darle intervención a la Ufises. Entonces, Marijuán mantuvo reuniones, por separado, con el jefe de la Policía Federal, el comisario mayor Néstor Valleca; con el titular de la Prefectura Naval, el prefecto general Carlos Fernández, y con el director de la Gendarmería, comandante general Eduardo González.

El ministro del Interior agregó: "El Presidente dijo que hay que ir a fondo, como corresponde. La investigación va a ser a cara de perro. El que se equivocó tiene que pagar".

Desfalco de seis cifras

Los subsidios que estaban vigentes cuando salió a la luz la maniobra, la menor parte, fueron dados de baja de inmediato. Si cada uno de los efectivos hubiera percibido los 150 pesos del plan durante seis meses, el desfalco para el Estado sería de 931.500 pesos.

Los datos de la presentación de la Ufises surgieron de un entrecruzamiento entre el padrón de beneficiarios del programa Jefes y Jefas de Hogar y las nóminas de empleados de las distintas fuerzas. La Ufises comenzó esta tarea en julio pasado y trabajó junto con la Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses) y con el Sistema de Identificación Nacional Tributario y Social (Sintys), que depende del Ministerio de Desarrollo Social.

El análisis alcanza también a la Fuerza Aérea y a la Armada, pero las listas de efectivos entregadas por esas fuerzas aún no fueron comparadas con el padrón de beneficiarios de planes sociales.

La investigación de la Ufises se inició en julio pasado, luego de que detectó que más de 2500 empleados de 108 de los 134 municipios de la provincia de Buenos Aires cobraban subsidios correspondientes a plan Jefes y Jefas de Hogar.

Las irregularidades fueron denunciadas por Marijuán en distintos juzgados federales de la provincia. Las denuncias más escandalosas fueron los de Malvinas Argentinas (con 260 casos), Quilmes (94), San Isidro (91), San Martín (79), Moreno (78), San Fernando (66), Pilar (65) y Lanús (61).

En ese momento, la noticia causó malestar en algunos intendentes, que responsabilizaron por las irregularidades al Ministerio de Trabajo. El plan Jefas y Jefes de Hogar fue instrumentado por el gobierno de Eduardo Duhalde, en los primeros meses de 2002, para atenuar los efectos de la crisis política y social desatada a fines de 2001. Por medio de un decreto se estableció que los subsidios serían asignados por los municipios y por los consejos consultivos locales. Hoy, el programa tiene alrededor de 1.650.000 beneficiarios.

En abril último, unos meses antes de que se conocieran las anomalías en los municipios, Marijuán había denunciado maniobras similares en las policías de las 23 provincias del país. Los efectivos denunciados superaron los 1200, con la provincia de Buenos Aires a la cabeza del ranking (con 315 casos), Santa Fe (110), Santiago del Estero (105), Salta (101), Córdoba (98), Río Negro (67), Chaco (65), Jujuy (53), San Juan (50), Corrientes (39), Catamarca (33) y La Rioja (27).

Durante todo el año pasado la atención de los investigadores estuvo puesta sobre las presuntas irregularidades cometidas por empleados estatales de las distintas provincias. En pocos meses, la Ufises denunció que había casos ilícitos en Santiago del Estero (1249), Córdoba (295), Río Negro (145), Catamarca (183) y Salta (71).

En agosto pasado, por primera vez, fue procesado un ex funcionario del gobierno nacional. Para la justicia federal de San Martín, Alejandro Keck, director de Empleo durante la gestión de Graciela Camaño en el Ministerio de Trabajo, fue partícipe necesario del delito de defraudación al Estado, por la asignación irregular de más de 12.000 subsidios.

Ante la reiteración de las irregularidades, en la Ufises analizan la posibilidad de reclamar que se haga un reempadronamiento general de beneficiarios, para determinar quiénes deben cobrar y quiénes no.

Por Gabriel Sued
De la Redacción de LA NACION

Sin contraprestación en La Rioja

ð La Municipalidad de La Rioja decidió que 4000 beneficiarios del Plan Jefas y Jefes de Hogar que "cobraban sus haberes sin contraprestación laboral pasarán a desempeñarse en otras reparticiones del Estado que necesiten empleados". El consejo consultivo municipal "tenía a su cargo cerca de 25.000 planes, lo cual implicaba muchos problemas al momento de cruzar los datos, pero ahora están más controlados y trabajarán las cuatro horas reglamentarias", explicaron al diario Nueva Rioja voceros de la intendencia. "La municipalidad no quiere que sean.

dados de baja sino que comiencen a prestar servicios", agregaron

Propuesta

Lo que me llevo a elegir este recorte es que apenas lo leí me di cuenta de que hay un apoyo de políticos o gente del gobierno como para que cosas como estas ocurran, es seguro que detrás de esto hay gente corrupta y con falta de principios éticos.

El articulo habla de que unos policías y gendarmes (con importantes cargos para la toma de decisiones de la seguridad de nuestro país y la nuestra en particular), los cuales estafan al estado cobrando planes jefas y jefes de hogar ( planes que cobran las personas desocupadas.) lo que yo me pregunto desde un punto de vista como una ciudadana ¿ es posible que gente corrupta o con falta de ética para usar su poder de decisión, nos gobierne o respalde nuestra seguridad ? yo propongo relacionar este tema con la ética del poder, como debe obrar la gente que tiene poder de decisión sobre el pueblo o cuales deben ser sus principios: ¿deben estar personas respetar las peticiones que manifiesta el pueblo? Como en las marchas por ejemplo pidiendo justicia por asesinatos, por los secuestros, etc... (hoy en día que están muy de moda estos temas por que son unos de los principales delitos que se cometen) estos son unas de las primeras causas por la que la gente se siente defraudada por la policía al encontrase solo sin respaldo sin protección teniendo miedo cuando sale a la calle y encima enterándose que esta no es que no lo hace por q no dispone de los recursos necesarios para realizar su actividad, si no porque esos recursos son robados por los mismo policías con ayuda de nuestro representantes( ejerciendo prostitución o robando dentro de la misma policía). Todo esto decepciona mucho al pueblo que a confiado su voto en ellos y sobre todo crea desconfianza y inseguridad, por la cual ya es imposible vivir tranquilo en la Argentina; en este país es imposible salir a la calle sin miedo a que te asaltan a que te secuestren o a cualquier delito; hoy en día ya la gente no confía ni en la misma policía. Por ejemplo un caso actual seria el violador serial que hay en Córdoba que se cree que es parte de la policía. A continuación analizaremos: por que la gente ya no confía en sus representantes, como deben ser los principios éticos de estos representantes y sus valores, los representantes le dan importancia los reclamos del pueblo.

Análisis

Para comenzar el análisis creo que había que tener bien en claro los conceptos que vamos a utilizar para eso leer las definiciones es lo mejor:

  • Ética: Parte de la filosofía, que trata de la moral de los actos humanos, que permite calificarlos como buenos o malos: la ética kantiana.
    Conjunto de normas morales que regulan cualquier relación o conducta humana, sobre todo en un ámbito específico: la ética médica.

  • Valores: Principios ideológicos o morales por los que se guía una sociedad: su escala de valores es poco convencional.

  • Policía: Cuerpo encargado de velar por el mantenimiento del orden público y la seguridad de los ciudadanos, a las órdenes de las autoridades políticas: un vecino observó que estaban tratando de robar en la tienda y avisó a la policía.

  • Representantes: Que actúa en nombre de otra persona.

  • Corrupción: . Soborno o cohecho: la corrupción de los altos cargos del gobierno.
    Alteración de la forma o estructura de algo: corrupción de la materia orgánica

Bueno ya con estas definiciones no ponemos a analizar, para empezar partimos de cómo se siente la sociedad frente a al policía:

La sucesión de casos de corrupción y violencia pone a la policía actual bajo la desconfiada mirada de la sociedad. La recaudación ilegal de fondos no constituye un hecho aislado sino todo un sistema. El enriquecimiento ilícito , los narcopolicías, la banda de la costa, el juego clandestino y la prostitución, son sólo algunos de los síntomas de una corrupción que va más allá de hechos aislados y representa la estructura misma de la Policía que, sin presupuesto, buscaría recursos en el mundo del delito. El modo de operación está tan institucionalizado que cualquier suboficial sabe muy bien cuáles son sus "deberes" en la calle, aunque sólo los oficiales gozan de los excedentes de la recaudación ilegal. "Los grandes negocios son sólo para unos pocos, mientras el resto sigue puchereando", dijo Mastandrea, ex comisario devenido en abogado.

Los recientes casos descubiertos en que policías forman verdaderas bandas delictivas que venden protección a "levantadores" de quinielas clandestinas cobrando uno 100 dólares por "pasador", el negocio de la prostitución o el narcotráfico, conforman en sí la millonaria "caja negra" de la policía bonaerense. Unos de los casos que tuvo mayor repercusión pública fue la participación de la División de Narcotráfico de la Zona Sur. Varios oficiales fueron sorprendidos cobrando 20.000 dólares mensuales para proteger a una red de distribuidores de estupefacientes en la localidad de Berazategui y Quilmes.

Esta es la visión que tiene la sociedad sobre la policía, la cual es devastadora. Se nota a simple vista que la sociedad los ve como unos corruptos, y como para que no sea así; si las únicas noticias que se escuchan siempre en nuestros noticieros son como estas:

  • “Los verdaderos secuestradores son los policías.” (Clarín 27-9-04)

  • “El violador serial seria un integrante de la policía” (La Prensa 6-9-04).

Estos son solo ejemplos de muchos de lo que podemos encontrar.

Por esto es que la gente perdió confianza en la policía.

El siguiente tema seria ¿ Hay ayuda política para realizar estas estafas?

Las denuncias sobre irregularidades en el Plan Jefes y Jefas de Hogar sorprenden menos cada día (según diarios y noticieros). Primero, fueron los empleados estatales provinciales; después, los policías de las provincias; luego, los empleados de los municipios bonaerenses y los piqueteros. Hoy, las irregularidades tocan a la policía.

En total, las denuncias sobre empleados de distintos organismos estatales que cobraron el beneficio, a la vez que percibían su sueldo, supera los 7000 casos.

La reiteración de denuncias deja, sin embargo, un interrogante que, hasta ahora, no tiene respuesta: ¿pudo cometerse un número tan grande de irregularidades sin la participación o, al menos, la complicidad o el permiso de las autoridades políticas?

Es difícil pensar que así sea. ¿ Se trató de simples maniobras individuales ?

Por las investigaciones que se hicieron no fue así, lo cual nos demuestra que los representantes también están metidos en la corrupción, y acá podemos responder a la pregunta : ¿ Es el poder es ético ? en nuestro país lamentablemente cuesta mucho encontrar a un político ético, ya que en este caso nos damos cuentas de que usan su poder para cobrar plata que no les corresponden.

Todo esto desemboca en una crisis de representación del pueblo.

El articulo también muestra la perdida de los valores, por ejemplo esos planes son para ayudar a gente indigente que no tiene que darle de comer a sus hijos, y es mas que seguro que estos policías no tenían un nivel de vida excelente pero tampoco de indigencia, y sin embargo no les importo que por esta estafa la gente indigente se les atrase el pago de estos subsidios y no puedan darle de comer a sus hijos.

En relación con la justicia nos damos cuenta que ésta está totalmente excluida del derecho, ya que nosotros no podemos defendernos con este por que las personas que tiene que hacer valer nuestros derechos son los primeros en violarlos, el derecho es un limite para ellos. Para el poder el derecho es un barrera, pero para el pueblo es la forma de controlar ese poder. Otro

Factor para demostrar que a justicia esta excluida seria fijándose todos los artículos que violan los representantes, los policías, el ejercito de la constitución de la provincia de Bs.As(ya que es la zona a tratar). Por ejemplo :

  • ARTÍCULO 34:

El comportamiento del personal policial debe responder a las reglas éticas para funcionarios encargados de hacer cumplir la ley, establecidas por la Organización de las Naciones Unidas El Poder Ejecutivo crea un Consejo de Seguridad y Prevención del Delito, honorario y consultivo, integrado por los representantes de los Poderes de la Ciudad y los demás organismos que determine la ley respectiva y que pudiesen resultar de interés para su misión.  Es un órgano de consulta permanente del Poder Ejecutivo en las políticas de seguridad y preventivas.   

Este articulo esta totalmente violado.

Conclusión

Para concluir este trabajo habría que hacer hincapié en la hora de elegir a nuestros representantes ya que de estos dependen si van a hacer valer nuestra constitución o no.

Deberíamos conocer a fondo sus intenciones y no guiarnos por discursos preparados que solo están llenos de promesas vacías y de falacias. Porque de no ser así el problema del país no se va a resolver nunca, y no nos deja crecer como país, estamos estancados. Hay que acabar con los políticos y policías corruptos, los representantes tiene que tener un buen estudio, una buen preparación, un buen nivel económico así no ven la posibilidad de robar, y estar a favor del pueblo, respondiendo a sus pedidos. También debemos que hacer valer nuestra constitu-ción, hacerle reformas, ya que hay tantas leyes y decretos que se contradicen, hay que basarse en la jurisprudencia y renovarla.

Hay que incluir la justicia en el derecho y reflejar los valores que el pueblo quiere en los políticos.