Coplas por la muerte de su padre; Jorge Manrique

Poesía medieval española. Versos de pie quebrado. Ubi sunt. Brevedad de la vida (tempus fugit). Temas. Contexto histórico y literario

  • Enviado por: Sara Montse
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 6 páginas
publicidad

“ Coplas

a la muerte de

su padre “

( de Jorge Manrique )

1.-Medida métrica de las dos primeras coplas :

Recuerde el alma dormida , 8

avive el seso e despierte , 8

contemplando 4

cómo se passa la vida ; 8

cómo se viene la muerte 8

tan callando ; 4

cuán presto se va el plazer ; 7+1=8

cómo , después de acordado , 8

da dolor ; 3+1=4

cómo , a nuestro parecer , 7+1=8

cualquiere tiempo passado 8

fue mejor. 3+1=4

Pues si vemos lo presente , 8

cómo en un punto s'es ido 8

e acabado , 4

si juzgamos sabiamente , 8

daremos lo non venido 8

por passado . 4

Non se engañe nadi , no , 7+1=8

pensando que ha de durar 7+1=8

lo que espera 4

más que duró lo que vio , 7+1=8

pues que todo ha de passar 7+1=8

por tal manera . 5

2.-En las tres primeras estrofas podemos encontrar una serie de procedimientos lingüísticos que se pueden agrupar en los tres niveles del lenguaje:

1)Nivel fónico:

-aparecen algunas aliteraciones como por ejemplo la repetición del sonido “n” en la copla II ,en el verso “Non se engañe nadi, no”.

2)Nivel léxico:

-utiliza infinitivos sustantivados : “el morir”,que equivale a la muerte.

3)Nivel morfosintáctico:

-uso del paralelismo , que consiste en la repetición de una determinada estructura:

cómo se passa la vida

cómo se viene la muerte.

También , la primera copla empieza con un tono exhortativo que se combina con la siguiente enunciación, con una estructura paralelística:

“Recuerde...”

“Avive...”

“Despierte...”

(esta última característica puede incluirse en dos niveles de la lengua : en el plano morfosintáctico ,pero también en el fónico).

3.-En la copla IV el poeta invoca a Cristo , al Dios verdadero , y no invoca a los famosos poetas y oradores , porque esto era típico de una obra pagana , y en cambio invocando a Cristo se identifica la obra como cristiana de carácter doctrinal y moralizante.

4.-En las coplas V y VI se refleja la fe de Manrique en Dios y deja patente que para él , la vida es sólo un tránsito hacia una vida mejor , hacia el otro mundo de Dios , y que al morir descansamos por fin . El sentido de nuestra vida debe estar dirigido a ganarnos ése mundo eterno y de Dios , cuyo hijo ,Jesús, mandó a nuestro mundo terrenal a vivir y morir como nosotros .

5.-Manrique utiliza el imperativo (“ved” , “decidme” ...) para atraer nuestra atención y buscar nuestra complicidad. En el uso de este procedimiento predomina la función apelativa (o conativa) del lenguaje , que consiste en llamar la atención del destinatario y se pretende obtener una respuesta ,en este caso ,la reflexión del lector.

6.-En las coplas VIII a XIII aparecen nuevos temas como son la caducidad y pérdida de los bienes y atributos físicos a lo largo de la vida , la pérdida de importancia de la nobleza goda que presiente un enfrentamiento entre la antigua nobleza y la nueva , la alusión a las penas y castigos eternos del más allá , y la trampa de los placeres de este mundo que incluso nos pueden llevar a la muerte , de la que no podemos dar marcha atrás y arrepentirnos.

7.-Estos versos de la copla X , se refieran a que algunos nobles , que ya estaban perdiendo importancia , se mantenían gracias a malos actos , como podía ser el robar a los más humildes y pobres , para beneficiarse ellos mismos y alcanzar más riqueza y poder.

8.-“La Fortuna” la compara con una señora que se va cambiando y tiene el sentido del cambio y variaciones que experimentan las riquezas y el destino a lo largo de la vida , y estos bienes que vamos cambiando , pertenecen a esta “Fortuna” , por eso son de caducidad inevitable y varían a medida que transcurre nuestra existencia.

9.-Manrique prefiere no recordar ni recurrir a esos personajes clásicos porque son demasiado ajenos a sus contemporáneos como para dar convicción de lo que les pasó. Manrique trae a la memoria de la gente de su época sus propias experiencias personales , la de personajes más cercanos e inmediatos , todavía vivos en la mente de las personas mayores o que han sido transmitidas a los jóvenes , para dar más realismo y convencer y hacer reflexionar al pueblo más fácilmente , con esos ejemplos más cercanos.

Esta rememoración del pasado más próximo da un efecto de convicción , realismo y cercanía al pueblo , que se puede ver perfectamente reflejado con esos héroes recientes.

10.-El tema medieval que aparece entre las coplas XVI y XXIII es la descripción de siete hombres ilustres desaparecidos que sufrieron contra las vanidades del mundo , que no aparecen en un orden cronológico. Se les describe disfrutando de los placeres terrenales . En la copla XXII aparece el tema de la muerte , que fue el final de las vidas de los nobles anteriormente descritos , y la que , con su poder , arrolla y entierra sus recuerdos y hazañas.

11.-Los personajes citados por Manrique son :

1)El rey don Joan (copla XVI),que es el rey Juan II de Castilla (1405-1454),fue rey de Castilla desde 1406 hasta su muerte. Fue hijo de Enrique III y Catalina de Lancaster. Su hombre de confianza fue Álvaro de Luna ,quien le ayudó en su reinado e incluso a huir de la cárcel. Los infantes de Aragón le secuestraron y esto supuso el fin de su reinado, pero durante el tiempo que éste duró hubo un renacimiento cultural, incluso

el monarca fue mecenas del poeta Juan de Mena y otros escritores de la época.

2)don Enrique(copla XVIII) ,que es Enrique IV de Castilla (1425-1474),fue rey de Castilla desde 1454 ,a la muerte de su padre Juan II de Castilla ,hasta su propia muerte. En 1440 se casó con Blanca de Navarra y en 1455 con Juana de Portugal. Hasta 1461 reinó con la ayuda de Juan Pacheco y se enfrentó a la alta nobleza castellana. Los nobles sublevados intentaron que el rey reconociera como heredero a su hermano ,el príncipe Alfonso (llamado el hermano inocente en la copla XX ) y propagaron el rumor de que su hija Juana no era hija legítima. La pugna entre el rey y la nobleza culminó en la ceremonia conocida como “la farsa de Ávila” , donde Enrique IV fue simbólicamente destronado y Alfonso proclamado rey. La lucha entre los hermanos duró hasta la muerte de Alfonso un 1468. A partir de este momento Enrique reconoció ,presionado por los nobles, como heredera a su hermana Isabel.

3)aquel grand Condestable(copla XXI),es don Álvaro de Luna(1390-1453),fue un político español que se convirtió en el valido de Juan II de Castilla (1406-1454). En 1420 fue nombrado condestable. Las alianzas entre el partido aragonés y los grandes castellanos ,que temían su poder, provocaron su destierro de la corte en 1427 y en 1440. Finalmente ,Juan II , hombre de débil carácter, presionado por su mujer y por la alta nobleza , permitió su detención y ejecución en Valladolid en 1453.

-Cuando Manrique escribió las coplas , en 1476 ,estaban reinando los reyes Católicos , Fernando de Aragón e Isabel de Castilla.

-La relación existente entre todos los personajes citados por Manrique entre las coplas XVI y XXI , consiste en que todos ellos son desaparecidos ilustres , a los que el autor juzga contra las vanidades del mundo ,contra los placeres que todos ellos disfrutaron y al final las vidas de todos acaban trágicamente , y sus bienes ,sus vidas y su poder desaparecen fugazmente. Todos ellos son ejemplos de la fugacidad de la vida en personajes históricos concretos. En el texto los personajes históricos no aparecen en orden cronológico , sino que están ordenados según el rango que tuvieran.

12.-El final de la copla XX hace alusión a que Dios es el único en decidir y juzgar cuando será nuestra muerte , utiliza un contraste entre des elementos, fuego y agua, para identificar el fuego con la vida y el agua con la muerte que la Providencia nos envía. En estos versos utiliza la exclamación para dar más énfasis al sentido de la copla.

En la copla XXII explica que cuando los dos hermanos que describe en esta copla estaban en un momento bueno de su vida , llegó la muerte y acabó con ellos. Para transmitir esta idea, Manrique utiliza una metáfora , al igual que en la copla XX , y lo pone entre interrogaciones para ser más directo en su mensaje , llegar mejor al lector y para incitarnos a la reflexión.

13.-Ahora , a partir de la copla XIX ,el autor se dirige a un nuevo receptor que es la Muerte, a la cual la califica con una serie de adjetivos como “cruda” y “airada”.

El diálogo entre el autor y la Muerte se establece en un estilo directo , mediante el que Manrique pide responsabilidades a la Muerte , pero a la vez reconoce su poder y superioridad frente a los hombres.

14.-El poeta de la generación del 27 que dedicó unos versos que recuerdan mucho a los de la copla XXVI a un torero al que admiraba ,llamado Ignacio Sánchez Mejías , fue Federico García Lorca y se trataba de una composición dramática y poética ,llamada “Llanto por Ignacio Sánchez Mejías” ,escrita en 1934, con el mismo contenido y expresión que la copla de Manrique. Era una elegía dedicada al torero al morir ,en la que se le elogiaba por actuar ejemplarmente , como se debe actuar en cada situación ,porque así consideraba Lorca que este hombre amigo suyo ,actuó en su vida.

15.-Las coplas XXVII y XXVIII tienen la finalidad de recoger una serie de nombres de personajes de la antigüedad , sobretodo emperadores romanos , que son ejemplo de las distintas virtudes que se suceden a lo largo de estas coplas.

El poner series y listas de personajes ya pasados en las obras , era tópico repetido en la literatura medieval , por eso se justifica su estilo y aparición dentro de esta obra, ya que es una obra del final de la Edad Media. Además , en esa época se pensaba que la grandeza de una persona sólo se veía comparándola con otros personajes antiguos considerados virtuosos y el autor considera a su padre un hombre ejemplar y añade esta de personajes para compararlos con las virtudes de su padre y hacernos ver que fue un hombre bueno.

16.- Algunas de las cualidades que son elogiadas como heroicas de don Rodrigo más estimadas de la época medieval son: la fama, la valentía , buen señor y maestro ,su discreción y bondad, la honra , sus victorias guerreras y la dignidad.

En la copla XXIX el mérito principal que se le atribuye son sus victorias militares y sus ganancias territoriales, ya que don Rodrigo era un representante de la nobleza guerrera de la época que adquiría honor a fuerza de luchar contra los moros, y esta característica suya era considerada muy buena virtud en la Edad Media , ya que la vida de un caballero quedaba marcada , juzgada y valorada según su éxito militar ,su honra y hazañas guerreras, ya que la época medieval fue la época de la Reconquista de España, por eso era tan importante el aspecto militar en la vida de un caballero frente a los musulmanes que se encontraban en la península Ibérica.

17.-La Muerte se presente ante don Rodrigo con una actitud amable y optimista , nada que ver con la “cruda” y “airada” muerte que se describe en las coplas XXIII y XXIV, en la que la Muerte aparece como un ser macabro que viene a cobrar su tributo a los hombres de este mundo. Manrique trata de dos formas diferentes y opuestas cuando se refiere a la muerte de su propio padre y cuando se refiere a la del resto de los hombres. Con su padre , la Muerte aparece de un modo suave , comprensiva, con actitud de ayuda y viaje a una vida mejor , pero al hablar de la muerte de los demás su perspectiva cambia y la califica como fría , cruda, airada , mala , derrotadora y como nuestra enemiga.

18.-La otra vida distinta a la terrenal y a la eterna ,que se cita en la copla XXXV, es la fama y es esa segunda vida que sólo la obtienen los que por sus hechos se han hecho merecedores del recuerdo de los que todavía viven. No es una vida eterna, pero se la considera la mejor de todas las riquezas que se pueden tener.

En el siglo XV , se empieza a tomar conciencia de esta “segunda vida”, que sería la fama. Por primera vez la gente y los escritores de esta época se plantean el concepto de “fama”. Los escritores empiezan a firmar sus libros para llegar a ser más conocidos por el resto y son más conscientes de la autoría de las obras que escriben. Los hombres de esta época de transición hacia el siglo XVI, “el Renacimiento”, dejan de verlo todo alrededor de Dios y comienza el antropocentrismo, y su preocupación por el hombre ,y por su fama y éxito personal.

19.-El interlocutor de la estrofa XXXIX , que es el propio don Rodrigo , se dirige a Jesús y le pide con esperanza que le otorgue la vida eterna y su perdón por que los hombres sean tan viles como para haberse portado tan mal con el Hijo de Dios , con Cristo.

El consuelo de sus familiares se fundamenta en pensar que como Jesús al morir perdió la vida pero nos dejó su recuerdo a los hombres , don Rodrigo desde el cielo también será recordado en la memoria de todos.

20.-Hoy en día las distintas concepciones de la muerte , dependen de la creencia en una religión ,bien cristiana u otras, o no. La concepción de la muerte desde un cristiano no ha cambiado mucho en todo este tiempo que ha pasado desde la escritura de las “Coplas a la muerte de su padre” hasta nuestros días: la muerte es el paso, el tránsito a la vida eterna en unión con Dios y la vida terrena es la preparación para esa vida y debe servir como ejemplo para el resto de los que nos rodean. Sin embargo, para un ateo , la muerte supone el fin de su vida ,ya que no creen en ninguna otra vida eterna y definitiva en el más allá al lado de un ser superior; se limitan a vivir la vida y a aceptar y resignarse frente a la muerte. Lo que no ha cambiado ,ni cambiará nunca , es el miedo a la muerte , independientemente de las creencias que cada uno tenga y las características que adjudiquemos a la muerte :fría, derrotadora, desconocida ... La muerte es el gran interrogante y angustia de la humanidad y se intenta hacer todo lo posible para retardar e incluso hacer desaparecer su llegada, aunque esto sea una mera ilusión de los hombres y un sueño irreal , ya que el único responsable en todo lo referente a la muerte es Dios.

Bibliografía:

-“Coplas a la muerte de su padre” , de Jorge Manrique.

Editorial Castalia ,1993.