Comunicación no verbal

Mirada. Sonrisa. Gestos y movimientos del cuerpo. Expresión facial. Contacto físico. Postura y orientación corporal. Proximidad o distancia. Aspecto exterior. Interacción entre individuos. Concienciación, formación e implicación del profesorado

  • Enviado por: Maripak
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 18 páginas
publicidad
cursos destacados
Curso completo de piano - Nivel básico
Curso completo de piano - Nivel básico
Este curso de piano está pensado para todos aquellos principiantes que deseen comenzar a tocar el piano o el...
Ver más información

Iníciate con Ableton Live
Iníciate con Ableton Live
El curso da un repaso general por las órdenes y menús más básicos, para poder generar...
Ver más información

publicidad

COMUNICACIÓN NO VERBAL

INTERACCIÓN EN EL AULA

ÍNDICE

PÁGINA

Introducción...................................................................................1

Elementos sociales no verbales......................................................3

Las mirada.............................................................................3

La sonrisa..............................................................................4

Gestos y movimientos del cuerpo.........................................4

Expresión facial....................................................................5

Contacto físico......................................................................6

Postura corporal....................................................................7

Orientación corporal.............................................................7

Distancia o proximidad.........................................................8

Aspecto exterior....................................................................8

Investigaciones de la comunicación no verbal en el aula...............9

Juegos...........................................................................................15

BIBLIOGRAFÍA..........................................................................16

INTRODUCCIÓN

El hecho fundamental de la existencia es la comunicación entre las personas. La comunicación es el proceso mediante el cual se transmiten e intercambian ideas.

Es importante diferenciar entre:

  • Información: nos referimos exclusivamente al conjunto de datos

  • Comunicación: se refiere al hecho mismo de la transmisión de esa

información.

Por tanto la información es el mensaje, y la comunicación es el proceso de transmisión.

La comunicación es algo dinámico, cambiante y continuo.

En la comunicación intervienen una serie de elementos:

  • El mensaje: es la información que se transmite

  • El emisor: es quien envía el mensaje

  • El receptor: es quien recibe el mensaje

  • El código: es el sistema de signos que se combinan mediante reglas

  • conocidas tanto por el emisor como por el receptor para comunicarse

  • El canal: es el medio que posibilita la transmisión del mensaje

  • El contexto: es la situación en la que se emite el mensaje

  • Para que la comunicación sea correcta, lo que dice el emisor, ha de ser igual a lo

    que entiende el receptor; sin embargo, esto no ocurre siempre así.

    Hay que diferenciar entre comunicación verbal y no verbal. Sólo una pequeña parte de la conducta comunicativa es verbal, mientras que la mayor parte es conducta no verbal.

    Definición de comunicación no verbal: las emisiones de signos activos o pasivos, constituyan o no comportamiento, a través de los sistemas no léxicos somáticos, objetuales y ambientales contenidos en una cultura, individualmente o en mutua coestructuración.

    Esta definición se basa en el hecho de que tanto nosotros, seres socializantes, como el ambiente natural, modificado o construido que nos rodea, estamos emitiendo constantemente signos no verbales. Sin embargo, desde un punto de vista más estricto,

    es cierto que la comunicación no verbal puede entenderse sólo como la actividad tripartida del discurso, todo lo más desarrollada a su vez en dos dimensiones, las cuales determinan actitudes (por nuestra conceptualización y estructuración de ambos) estudiadas como proxémica y sonémica.

    La comunicación no verbal afecta sobre todo al aspecto de la relación personal, ya que transmite información sobre la personalidad.

    Los canales comunicativos no verbales serían: auditivo, visual, tacto, olfato, movimientos corporales, gestos, etc...

    Entre los sistemas de comunicación no verbal tenemos:

    • Lenguaje corporal: nuestros gestos, movimientos, el tono de voz,

    nuestra ropa e incluso nuestro olor corporal también forma parte de los mensajes cuando nos comunicamos con los demás.

    • Lenguaje icónico: en él se engloban muchas formas de comunicación

    no verbal: código Morse, códigos universales (sirenas, Morse, Braylle, lenguaje delos sordomudos), código semiuniversal (el beso, signo de luto o duelo), códigos particulares o secretos (señales de los árbitros deportivos).

    La comunicación interpersonal se encuentra frecuentemente bloqueada por ciertas actitudes, desconfianza, temor, inseguridad, la interpretación personal que se hace de los mensajes, discrepancias entre mensajes verbales y no verbales, etc...

    También el formador de un grupo debe estar atento, además de a los mensajes verbales, a los mensajes que el grupo le envía mediante comunicación no verbal para saber interpretarlos correctamente. La observación de las conductas de los sujetos permite conocer las respuestas manifiestas a través de las cuales se muestran las habilidades sociales.

    Por último, como conclusión, podemos decir que la información que se obtiene por medio de la observación permite realizar análisis a distintos niveles de concreción: molar, molecular e intermedio.

    ELEMENTOS SOCIALES NO VERBALES

    La Mirada:

    Es un indicador activo de escucha de que estamos prestando atención a las demás personas con las que interactuamos y se emplea para regular los turnos de palabra entre dos o más interlocutores. Tiene función de sincronizar, acompañar y comentar la palabra hablada.

    Se atribuye al intercambio de miradas la propiedad de transmitir un rechazo o predisposición. La mirada excesivamente prolongada puede resultar intimidatoria y desadaptativa en el proceso de comunicación.

    Las investigaciones han llegado a la conclusión de que las personas con mayor tendencia a la sociabilidad y a la relación efectúan mayor número de intercambio de miradas. Además se mira más cuando se habla de temas triviales o impersonales, cuando el interlocutor nos cae simpático o estamos interesados en las reacciones que provocamos.

    La mirada y la dirección de los ojos disponen de una gran expresividad y denotan deseo de implicarse con lo que se está diciendo o pone de manifiesto nuestra falta de interés en lo que dice el interlocutor.

    Del mismo modo, se disminuyen los contactos visuales con individuos a quienes se atribuye un estatus inferior. Los individuos con facilidad para la extroversión usan más la mirada, con mayor frecuencia y duración, que las personas de tendencia introvertida. Así, la mirada fija e intensa es indicadora de que la persona experimenta sentimientos activos y desviar la mirada de la cara del interlocutor es indicador de timidez o sumisión.

    Las personas habituadas a pensar de forma abstracta utilizan la mirada más a menudo mientras que los niños con síndromes autistas y algunos pacientes psicóticos apenas usan la mirada, debido quizás a una larga experiencia de rechazo.

    La mirada sustituye en muchas ocasiones a la palabra, sobre todo en la relación niño-profesor y puede utilizarla para preguntar, para indicar que no se sabe, que se ha terminado algo, etc. La mirada de adulto aprueba o desaprueba, también castiga.

    La sonrisa:

    Está considerada como un indicador de habilidad social positivo como gesto de pacificación.

    Los tipos de sonrisa son:

    - Auténtica: sirve para expresar experiencias emocionales auténticas.

    - Amortiguada: se intenta disimular la intensidad de la emoción experimentada.

    - Triste: se expresan emociones negativas.

    - Conquistadora: auténtica son desviación de la mirada y reinicio con mirada furtiva.

    - De turbación: se baja o se aparta la vista para no encontrarse con los ojos de la otra persona.

    - Mitigadora: intenta suavizar un mensaje crítico o desagradable.

    - De acatamiento: se reconoce la aceptación de un acontecimiento sin protestar.

    - De interlocutor o de cooperación: como señal de que se a comprendido el mensaje.

    - De coordinador o de cortesía: para regular la interacción verbal entre los interlocutores.

    - Falsa: tiene como objetivo convencer al interlocutor de que se siente una emoción positiva cuando en realidad no es así, se detecta por su duración desmesurada.

    Tiene función amortiguadora frente a la agresión, forma parte de los saludos convencionales y de las conductas sociales de cortesía, en ocasiones se emplea para ocultar emociones distintas a la que se expresa y abre los canales de comunicación con el interlocutor.

    Gestos y movimientos del cuerpo

    Los gestos con las manos y la cabeza sobresalen sobre los demás.

    Factores que pueden afectar la gestualidad:

    -Concepciones de orden cultural que condicionan conductas gestuales.

    -Actitudes recíprocas de los comunicantes (eludir, corroborar, etc...)

    -Diferencias de estatus o división de roles. Mayor estatus, mayor espacio para gesticular. Mayor desinhibición gestual en situaciones favorables y mayor rigidez en las desfavorables.

    -Los estados emocionales del individuo (depresión, enfermedad, etc...)

    -Los aspectos de la personalidad (edad, cultura, etc...)

    Argyle distingue cinco categorías diferentes de señales no verbales:

    -Gestos de ilustración o discurso (resaltar, prevenir, etc...)

    -Gestos convencionales dependiendo de cada cultura (saludos, insultos, etc...)

    -Gestos que expresan estados emotivos. No tienen específica misión de comunicar algo (morderse las uñas, ponerse las manos en la cabeza para reflexionar, etc...)

    -Gestos que expresan aspectos de carácter personal. Propios de cada persona y de elaboración inconsciente.

    -Gesticulación ritual. Celebraciones de tipo religioso o militar.

    También se pueden clasificar en:

    -Emblemáticos: actos no verbales con una traducción verbal específica conocida por la mayoría de la gente (dedos en V como victoria, pulgar levantado como OK, aplaudir, etc.)

    - Adaptadores: consisten en la automanipulación del propio cuerpo con la finalidad de manejar emociones propias con orientación adaptativa. Se distinguen varios tipos:

    • Autoadaptadores: conducta de manipulación del cuerpo (frotarse los ojos por sueño o las manos por la ansiedad de hablar en público)

    • Heterodirigidos: dirigidos al interlocutor (acercarse o distanciarse, colocarse el pelo, etc.)

    • Dirigidos a objetos: conducta manipulativa de objeto, suele ser por una utilización previa (maniñular un encendedor tras encender un cigarrillo o el boligrafo después de haber escrito)

    - Reguladores: con función de controlar y regular la interacción de la comunicación verbal (indicar al hablante que empiece a hablar, que hable despacio, que repita o termine).

    - Ilustradores: acompañan a la comunicación verbal y están directamente relacionados con el mensaje que se transmite intentando reforzarlo (mover el dedo índice de un lado a otro para negar, señalar arriba o abajo, lentitud o rapidez, etc.)

    Expresión facial:

    Son los gestos asociados a ciertas emociones, cuyo mecanismo no depende directamente de nuestra voluntad sino de fuerzas nerviosas que accidentalmente genran o inhiben ciertos movimientos musculares.

    En los humanos, a diferencia de los animales, cabe la posibilidad del disimulo o del control de este tipo de señales, aun cuando no sea sencillo en determinados estados emotivos o bien ofrezca una clara incongruencia de cara al comportamiento comunicativo de la persona que intenta disimular.

    Los gestos con la cabeza tienen una gran importancia en la interacción por su rapidez.

    Se distinguen tres tipos de expresiones faciales:

    • Agrado o desagrado

    • Atención o indiferencia

    • Indicadores de actividad

    Hay seis emociones considereadas como universales por su carácter: alegría, ira, miedo, tristeza, sorpresa, asco.

    Gran parte de la información inicial que el niño recibe del profesor procede también de la cara de éste. El niño a su manera interpreta al profesor por la expresión de su cara.

    A veces con niños pequeños se producen efectos de imitación (sacar la lengua, mover las cejas, etc...). En los niños pequeños, la expresión de la cara, así como su apariencia, es una gran fuente de información. El rubor, los rasguños, las muecas, son signos comunicativos complementarios y a menudo, inequívocos.

    El contacto físico:

    Forma de comunicación muy frecuente cuando se establece una interacción social, familiar, laboral, de amistad, etc., es una conducta altamente relacionada con las emociones y las agresiones. La cultura ejerce fuerte presión y es una forma primitiva de contacto social, tanto en los humanos como en los animales.

    Las emociones, la sexualidad y las agresiones se expresan fundamentalmente por este medio. El contacto físico tiene cualidades de duración de duración, intensidad, y zona de contacto que lo determinan y caracterizan (saludo estrechándose las manos)

    Cambia según el tipo de relación que haya, decrece con la edad, también es distinta según el contexto cultural y el sexo.

    En el caso de los niños podemos atender a la observación de: ausencia/presencia de contactos físicos, contactos de tipo agresivo o afectivo, contextualizados por la situación o indiferentes a ella.

    Ejemplos: El niño que busca la aprobación mediante el contacto con el profesor, el rechazo que algunos niños manifiestan ante las caricias, abrazar, coger del brazo, etc.

    La postura corporal:

    Posiciones que presentan los individuos en situación de intercambio, por ejemplo cara a cara, de lado, etc. Resultan determinante para transmitir determinadas actitudes y sentimientos.

    La postura se considera un elemento poco controlado por parte de los individuos en interacción. Además facilita la comprensión de la actividad o la pasividad de un individuo así como la predisposición para intervenir o no intervenir.

    El grado de relajación o tensión con que se mantiene la postura permite inferir el nivel de relación y el estatus asumido. Si percibo superioridad en mi interlocutor mi postura será la de sumisión, pero por el contrario si percibo inferioridad mi postura corporal guardará relación con mi autoprecepción de superioridad.

    La orientación y actitud del cuerpo, en el contexto escolar, es un exponente comunicativo de gran valor. El profesor orienta a menudo y dirige su cuerpo hacia determinados niños como señal no verbal aprobadora o desaprobadora. Situarse ante el niño o a su lado permite sobreentender el tipo de relación que se puede producir.

    La orientación corporal:

    Posiciones que presenta el sujeto en situaciones de interacción.

    Sheflen clasificó las orientaciones del cuerpo en tres grupos:

    • Inclusión o no inclusión en el grupo.

    • De frente, de lado, o de ángulo.

    • De congruencia o incongruencia con el grupo.

    Depende del grado de intimidad entre las personas, el tipo de situación, etc.

    En las situaciones en las que intervienen más de dos personas, es socialmente adecuado adoptar una orientación corporal que permita al resto de componentes visualizar completamente a los demás, resulta de mala educación dar la espalda a algunas de las personas.

    La distancia o proximidad:

    Habilidad social de la cual debemos hacer uso en función de las normas o convenciones sociales en las que se interactúa. Cada persona necesita de un espacio personal en el cual desenvolverse sin ser molestado por los demás.

    En una situación de hacinamiento, en la que el espacio vital está muy reducido, se produce un importante malestar psicológico en el individuo. En un lugar abarrotado de gente se utilizan habilidades protectoras de la intimidad personal que salvaguarden el espacio psicológico ya que físicamente resulta imposible producir el distanciamiento deseado.

    Ejemplos: Evitando mirar a la gente, mantener un rostro inexpresivo, disimular estar dedicado a la lectura de un libro, mirar el tablero que señala los números en el ascensor, etc.

    El aspecto exterior

    Son muchas las personas que ejercen una determinada disciplina personal sobre su aspecto exterior a fin de comunicar o informar a los demás. La toma de conciencia sobre el aspecto exterior es progresiva: menor en el niño y mayor en las personas que su aspecto exterior se relaciona con su profesión (actores, vendedores, etc...)

    Existen claras relaciones entre el aspecto externo y la personalidad. El aspecto exterior en los niños se muestra como un elemento comunicativo de mucha trascendencia, sobre todo para el profesor. El profesor también ejerce un fuerte influencia, con respecto a su aspecto externo, en los niños pudiendo llegar a variar radicalmente las relaciones profesor-alumno.

    INVESTIGACIÓN SOBRE LA COMUNICACIÓN NO VERBAL EN EL AULA

    Nuevo concepto del proceso de comunicación en el aula:

    Los conocimientos derivados de investigaciones sobre la comunicación no verbal pueden ayudar a enriquecer el concepto de enseñanza, así como a establecer criterios de efectividad sobre la misma. Las investigaciones sobre la importancia de la comunicación no verbal en el proceso de enseñanza-aprendizaje han dado un papel relevante a las manifestaciones no verbales. Algunos autores sitúan en un porcentaje mayor del 50% de todo lo que aprendemos es trasmitido por estímulos no verbales.

    Todo esto sugiere un cambio al menos una remodelación en la concepción teórica del proceso enseñanza-aprendizaje, siendo los comportamientos no verbales de los profesores y alumnos una de las claves fundamentales en ese proceso interactivo.

    Los alumnos se forman una impresión de los profesores por sus comportamientos, y son capaces de captar sus intenciones comunicativas y manifestaciones, en aspectos como la forma de andar, la mirada o la distancia que guarda entre él y los alumnos.

    Pero, ¿Cuáles son estos elementos de la comunicación?:

    Los elementos humanos incluyen desde la expresión de la cara, las posturas del cuerpo hasta acciones y gestos.

    Los elementos no humanos son la utilización del tiempo y el espacio principalmente.

    Posición del profesor:

    Sin lugar a duda, el mayor problema sobre este tipo de comunicación, es alcanzar la necesidad de que los profesores sean conscientes de la comunicación no verbal en el aula, por dos razones fundamentalmente:

    -para recibir mejor los mensajes de los alumnos

    -para adquirir habilidades en enviar a los alumnos señales positivas que refuercen el aprendizaje y al mismo tiempo evitar las señales negativas.

    También es fundamental que el profesor sea consciente de que los alumnos también emiten esos mensajes, cosa que a menudo no se tiene en cuenta.

    Nivel de conciencia que presentan los profesores en sus comportamientos no verbales:

    De los estudios realizados por diversos autores, se puede sacar la conclusión que el nivel de conciencia de los profesores se encuentra en un doble sentido:

    • por un lado entendemos por concieniación el proceso de reflexión previo a la elección de un gesto y de los efectos que el profesor decide provocar con él en el proceso comunicativo. Cabe señalar que en este sentido, muchas de las manifestaciones son guiadas por el propio contexto de la situación

    • Por otro lado, el carácter contextualizador de las interpretaciones se ve teñido por las posiciones teóricas que los profesores mantienen acerca del proceso comunicativo educativo, lo que lleva a respuestas que denotan la escasa reflexividad o conciencia de los comportamientos no verbales

    La falta de formación específica directa sobre la compleja interacción profesor-alumno da lugar a que sea la práctica diaria la que determine que los profesores introduzcan mejoras en sus comportamientos. La necesidad de acaparar la atención y la cooperación del alumno les ha llevado, a través de sus años de experiencia, a adoptar determinadas estrategias involuntarias de actuación.

    En general se podría decir sobre este aspecto, que no existe una conciencia de las actitudes positivas que pueden provocar en el alumno las manifestaciones no verbales, tanto en su desarrollo cognitivo como social, y que existe también una escasa conciencia sobre el mantenimiento, modificación, extinción u optimización de sus comportamientos no verbales.

    Posibles aportaciones a la formación inicial y permanente del profesorado:

    El rasgo general que caracteriza a todos los profesores estudiados por diversos autores, con respecto a la formación recibida sobre esta materia, es la inexistencia de formación en técnicas de comunicación.

    Resulta más sintomático aún la necesidad de poseer recursos y destrezas comunicativas tanto verbales como no verbales. Es la experiencia la que va dando cabida a modificaciones comportamentales.

    Muchos de los docentes piensan que deberían ser los centros de formación del profesorado los encargados de impartir dicha formación a través de su Plan de Estudio. Sería muy importante para ellos plantear este tema en la Escuela de Magisterio, ya que si los gestos son en parte innatos y en parte adquiridos, se podrían establecer gestos más positivos, o bien reforzar los que tienen de positivo e inhibir los negativos. Coinciden en que una educación sobre los gestos les sería muy útil porque supondría conocer el valor comunicativo de los mismos.

    Por otra parte, han quedado bastante claras sus creencias de que la enseñanza es máxima comunicación.

    Al mismo tiempo, son conscientes no sólo de la importancia de saber comunicarse de forma eficaz y positiva con los alumnos, sino también el saber interpretar todos los gestos que ellos realizan.

    Esta postura, la basan en el bagaje insuficiente de conocimientos teóricos y prácticos sobre la importancia de la comunicación no verbal en el aula. Esta ignorancia inconsciente del tema no les permite orientar, de manera reflexiva, su comportamiento afectivo-social hacia una interacción positiva con los alumnos.

    Implicaciones didácticas:

    Podemos señalar dos grandes campos de aplicación:

  • Acerca de la innovación y desarrollo curricular

  • En la formación de profesores

  • En las orientaciones curriculares que presenta el MEC (1990) como Diseño curricular Base, podemos observar que el tema de la comunicación es un tema prioritario. Pero el alcance de los objetivos generales obliga a prestar atención a otros aspectos no lingüísticos, como pueden ser la relación entre el lenguaje verbal y otros sistemas y códigos de comunicación. Se trata de que el niño al final de la educación Primaria, sea capaz de utilizar los diferentes medios de expresión, el lenguaje verbal. Mímica, movimiento corporal, producción plástica…

  • La escasa y muchas veces nula conciencia de muchos profesores, sobre la importancia de la comunicación en la enseñanza y en particular sobre la comunicación no verbal, hace necesaria una innovación, la cuál no tendrá éxito si no se tiene en cuenta la realidad escolar.

    Se hace necesario conectar los conocimientos prácticos de los profesores con las teorías que tratan de impulsar una reforma curricular. Para poner en marcha este cambio, es necesario pensar en el profesor desde otra perspectiva. La vinculación de los profesores a esta innovación, debe modificar la concepción de comunicación en la escuela, para conseguir un aprendizaje significativo en el niño.

    No hay que olvidar que para que se pueda llevar a cabo este aprendizaje, el alumno debe presentar una actitud favorable, para lo cuál se requiere la creación de un clima afectivo positivo en el aula, el cuál viene dado a través de la comunicación no verbal.

    Tanto el transmitir la materia a los alumnos, como el buscar una actitud favorable, conlleva habilidades en la comunicación tanto verbal como no verbal, y en consecuencia se hace necesario integrar los programas de desarrollo curricular con programas de desarrollo profesional.

    La comunicación en el aula es un hecho social y como tal hay que enfocarlo, ser tratado en profundidad y concienciar de ello a los profesores. El control del comportamiento no verbal es esencial para el manejo del aula.

    En consecuencia, si el profesor controla el comportamiento no verbal, y lo emplea consistentemente reduce la interferencia y tiende a ser más efectivo.

  • Un a de las implicaciones más importantes, sobre la conciencia que los profesores presentan sobre sus comportamientos no verbales, es la constatación de la necesidad de renovar los currículo de los centros de formación del profesorado. Esta renovación iría encaminada a la adquisición de conocimientos psicopedagógicos teóricos y prácticos, al igual que técnicas de observación que hagan conocer al profesor la verdadera naturaleza del comportamiento no verbal, en la interacción que tiene lugar entre profesor y los alumnos en el aula.

  • En la actualidad se presta poca atención a la comunicación en general, y a la comunicación no verbal en particular en los programas formativos de profesores, que constituyen aspectos fundamentales en la creación de clima afectivo de cualquier aula. Si queremos optimizar la labor de los profesionales de la enseñanza, es necesario concienciarlos de la importancia de la comunicación no verbal, por tres razones básicas:

  • Porque lo campos cognoscitivos y afectivos no son parcelas separadas

  • Para comprender mejor los mensajes de los alumnos

  • Para adquirir destrezas en comportamiento no verbal

  • Pero al mismo tiempo es necesario capacitarlos para que ellos puedan analizar, cuestionar y modificar sus propios comportamientos no verbales. El desarrollo de esta capacidad introspectiva, puede ayudar a superar actuaciones negativas, que impidan una mejora en la transmisión de contenidos y en el establecimiento de unas interacciones positivas. Así que, la formación teórica del futuro profesor debe ir acompañada de medios, que ayuden al análisis y a la reflexión, más que prescribir recetas de comportamientos. Esto responde a la necesidad de formar profesores reflexivos.

    CONCLUSIONES:

    • El proceso interpretativo del significado de los comportamientos no verbales está contextualizado y teñidos de posiciones teóricas-ideales que los profesionales mantienen del proceso comunicativo didáctico.

    • Se constata una muy escasa conciencia e irreflexibilidad del papel del mensaje no verbal en la enseñanza

    • Necesidad de conciencia de sus comportamientos no verbales

    • Muchos de los comportamientos tienen un origen innato

    • Existe una falta de formación académica sobre estos aspectos

    • La mayoría de los gestos y comportamientos se adquieren a través de la experiencia

    • Los gestos y manifestaciones expresivas se convierten en herramientas de comprensión de conceptos, órdenes y transmisión de actitudes.

    • Provocan actitudes positivas en la mayoría de los casos en el alumnado

    • La interacción profesor-alumno es la condicionante de los cambios en la comunicación no verbal

    • Se ha observado con carácter general una escasas presencia del contacto físico como estímulo reforzador y provocador de una interacción mas positiva

    • La utilización del contacto físico se ve necesario desde el punto de vista afectivo en los niveles inferiores, pero con alumnos e ciclo superior se ve cortada por prejuicios culturales, sociales, edad, sexo del profesor

    • Ni el nivel de enseñanza, ni la materia que se imparte, ni la experiencia del profesor son determinantes del grado de conciencia de sus comportamientos no verbales

    • Los profesores son conscientes de su escasa o nula preparación en su formación inicial y permanente sobre el proceso comunicativo y especialmente sobre la comunicación no verbal

    14

    JUEGOS

    ¿CÓMO ESTOY?

    • Definición: Observación del compañero, mediante el tacto, para conseguir descubrir la posición que adopte.

    • Objetivos: Mejora de la percepción espacial.

    Promover la comunicación táctil.

    • Participantes: Grupo, clase...(mayores de 8 años)

    • Material: Vendas para los que hacen de ciegos.

    • Consignas del juego: El ciego no debe abrir los ojos o quitarse la venda, hasta adoptar la postura del compañero estatua.

    • Desarrollo del juego: Por tríos ( un ciego, uno estatua y otro evalúa), el ciego, palpando, debe colocarse en la misma posición que la estatua, cuando crea que ya está abre los ojos y corrige si es preciso. Puede ser una postura exacta o simétrica, o libre, pero conservando uno o varios elementos de la estatua. Rotación de papeles.

    • Evaluación: Durante el juego, el que observa debe comprobar la semejanza entre ambas posturas ( ciego-estatua). Y al final del juego se deberán analizar las dificultades surgidas e intentar solucionarlas.

    • Variantes: Puede hacerse por parejas.

    EL MENSAJE DEL ROSTRO

    • Objetivos:

        • Comprobar cómo la imagen física de nuestro interlocutor condiciona las comunicaciones interpersonales.

        • Ver cómo nos comunicamos a través de las expresiones.

        • Ver cómo muchas de nuestras expresiones tienen sentido de acuerdo a la situación y experiencias particulares de las personas.

    • Instrucciones:

        • Se divide la clase en distintos grupos de tres o cuatro personas.

        • Cada subgrupo califica los rostros que se reproducen a continuación, aplicándole alguna característica a sus expresiones.

        • Cada subgrupo decide que actitud habría que tomar para establecer una comunicación con cada uno de los rostros representados.

        • Cada participante de forma individual elegirá el rostro que más se le parece, y se discute en los grupos para ver si coincide o no con la apreciación de los demás.

    Cada subgrupo presenta sus conclusiones y se establece una discusión en gran grupo

    BIBLIOGRAFÍA

    Cuadrado, I.: Implicaciones dicácticas de la comunicación no verbal en el aula, Universidad de Extremadura

    Forner, A.: La comunicación no verbal: actividades para la escuela, Ed. Grao

    Gil, F. y León, J.M.: Habilidades sociales, teoría, investigación e intervención, Ed. Síntesis

    James, J.: El lenguaje corporal: proyectar una imagen positiva, Ed. Paidós Plural

    Pérez, M. J. Y Torres, C.: Dinámica de grupos en formación de formadores: casos prácticos, Ed. Herder

    Poyayos, F.:La comunicación no verbal I: cultura, lenguaje y conversación, Ed. Istmo

    Vallés, A. y Vallés, C.: Las habilidades sociales en la escuela, Ed. EOS

    Varios Autores: 1000 ejercicios y juegos aplicados a las actividades corporales de expresión, Ed. Paidotrido