Color

Arte. Pintura. Colorido. Empleo de los colores. El tono. Valor de la luminosidad. Colores primarios. Colores secundarios. Colores cálidos. Colores fríos. Colores neutros. Colores complementarios. Colores de la luz

  • Enviado por: Alein
  • Idioma: castellano
  • País: Chile Chile
  • 6 páginas
publicidad
cursos destacados
Monitor/A en Pintura Decorativa. Técnicas Tradicionales
CCC Online
CCC y la Escuela TRINEL presentan este curso para que aprendas las técnicas de pintura decorativa adecuadas para...
Solicita InformaciÓn

Vidrieras Artísticas: Historia, Técnicas y Conservación-Restauración.
Instituto Superior De Arte - I/art
El tema de las vidrieras artísticas no se trata con la suficiente extensión en los programas docentes de los...
Solicita InformaciÓn

publicidad

El tono:

Es el matiz del color, es decir el color en sí mismo, supone su cualidad cromática, es -simplemente- un sinónimo de color. Es la cualidad que define la mezcla de un color con blanco y negro. Está relacionado con la longitud de onda de su radiación. Según su tonalidad se puede decir que un color es rojo, amarillo, verde... Aquí podemos hacer una división entre:

  • tonos cálidos (rojo, amarillo y anaranjados). Aquellos que asociamos con la luz solar, el fuego...

  • y tonos fríos (azul y verde). Los colores fríos son aquellos que asociamos con el agua, la luz de la luna ...

Los términos "cálido" y "frío" se utilizan para calificar a aquellos tonos que connotan dichas cualidades; éstos términos se designan por lo que denominamos "temperatura de color". Las diferencias entre los colores cálidos y los fríos pueden ser muy sutiles. Por ejemplo, el papel blanco puede parecer más cálido o más frío por una leve presencia de rojo o azul. Lo mismo ocurre con el gris y el negro.

Valor:

Es la intensidad luminosa del color. Es la cantidad de luz que puede reflejar una superficie. Una escala de valores tonales tiene como extremos el blanco y el negro.

El pigmento blanco representa el extremo de la escala de valores; el negro, el otro. Mezclándolos en proporciones diversas, obtenemos una amplia escala de grises intermedios distintos. Todos esos tonos son acromáticos. Pero también el valor es una dimensión de tonos acromáticos.

Todo pigmento posee un coeficiente de reflexión, es decir, valor, que varia desde muy claro hasta muy oscuro.

Cuando mezclamos pigmentos de distintos valores, el tono resultante será alguno intermedio entre ambos. Así, tenemos cuatro posibilidades de mezclar pigmentos para controlar el valor de los tonos.

  • Agregando blanco, se aumenta el valor.

  • Agregando negro se disminuye el valor.

  • Agregando un gris contrastaste, aumenta o disminuye el valor.

  • Agregando un pigmento de valor distinto, se aumenta o disminuye el valor.

No podemos cambiar el valor de un pigmento cromático sin modificar al mismo tiempo otras dimensiones tonales.

Agregando negro, blanco o gris, se introduce un componente acromático. El valor se modificara y también el nivel de intensidad. El tono resultante será mas claro o mas oscuro y mas neutral.

Es posible que también se produzca algún cambio en el matiz, porque tanto el pigmento negro como el blanco tienden a enfriar la mezcla. Se produce una desviación hacia el matiz frío adyacente. Tal efecto es notable cuando mezclamos amarillo y negro: este actúa como un azul, disminuyendo el valor y la intensidad, cambiando el matiz hacia el verde.

Colores primarios:


Los colores primarios son aquellos que pueden producir la mayor gama de colores, al mezclados entre sí.

Tradicionalmente, el rojo, el amarillo y el azul se han promovido como los colores primarios (y hasta 1950 eso era lo que la ciencia creía). A partir de la mezcla de estos tres, supuestamente, se producen los demás. El rojo y el amarillo generan naranjas; el azul y el rojo producen tonalidades de morado. Y si sumamos los tres primarios, en buenas concentraciones, se obtiene un color oscuro... morado cafesusco y, finalmente, negro. El blanco, en el caso de los pigmentos, es ausencia de color.

Bajo la definición de primario, que mezclados entre sí producen la mayor gama de colores, hoy se reconocen otros colores primarios: magenta (rojizo), cian (azul verdoso) y amarillo. Por eso se usan en el área de la producción de materiales impresos, junto con el negro, para oscurecer. (CMYK - Cyan, Magenta, Yellow, Black).

Colores secundarios:

Se llaman colores secundarios los que resultan de la combinación de dos cualesquiera de los primarios rojo, verde y azul. Los colores secundarios son celeste, violeta y amarillo. Cuando estos se mezclan forman el negro.

Los colores por substracción significa la absorción de algunos colores y el reflejo de los colores que no fueron absorbidos. Los colores que son reflejados son los que nosotros observamos

Son los colores formados por la mezcla de dos colores primarios, a estos colores se les denomina también Binarios, la unión de colores primarios y colores secundarios dan la formación de la llamada estrella de color.

  • Naranja: rojo y amarillo.

  • Verde: amarillo y azul.

  • Violeta: azul y rojo.

  • Bermellón: magenta y amarillo.

  • Azul fuerte: azul y magenta.

Colores cálidos:

Psicológicamente proporcionan sensaciones y efectos estimulantes, como puede ser la Luz, el Sol o el fuego, se consideran colores cálidos, los rojos y los amarillos. Sugieren movimiento, vitalidad, fuerza, alegría.  Los tonos claros sugieren amabilidad, ambientes agradables y acogedores, Los tonos oscuros, con predominio del rojo, proporcionan sensaciones de riqueza, poder, majestuosidad. Sugieren primeros planos, es decir: proximidad de las cosas o de las personas, son evidentemente activos y de influencias positivistas

  • Rojos.

  • Amarillos.

  • Naranjas.

  • Violetas rojizos.

Colores frío:

Los colores fríos o llamados también colores de sombra  son las coloraciones de verdes, Azules y Violetas. Las características psicológicas de estos colores son las de tranquilizantes, suaves e inertes, sensaciones de pasividad, consiguen provocar la sensación de de alejamiento, de distancia y de profundidad, en tonos aclarados producen la sensación de paz descanso o de soledad, si por el contrario son de tonalidades obscuras producen la sensación de de tristeza, misterio o melancolía... Así el color azul, en sus diferentes tonos y matices sugiere la imagen de la inmensidad del mar, o la paz y la calma de las cumbres del horizonte en los trabajos de paisajes, o la tristeza y misterio del azul profundo del espacio sideral .

  • Azules.

  • Azules verdosos.

  • Azules violáceos.

Los colores neutros:

Los colores neutros son los distintos tonos de blanco, gris y negro. Son los más fáciles de usar por una razón evidente: combinan bien en casi todos los entornos. Los constructores suelen usarlos para los interiores de las viviendas, a fin de que se ajusten a los muy distintos gustos de los futuros propietarios. Los colores neutros pueden resultar elegantes e impresionantes. Por ejemplo, el blanco y el negro conforman una excelente paleta a la que añadir más colores.

Colores complementarios:

Los colores complementarios están situados en posiciones opuestas en la tabla de colores. Por ejemplo, son complementarios el rojo y el verde, y el amarillo y el violeta. Los colores complementarios se realzan entre sí. En combinaciones de colores complementarios, uno de ellos debe ser el dominante, y el otro se debe usar de un modo más sutil. Por ejemplo, usaremos un amarillo medio o claro para marcar un contraste con el violeta intenso.

Colores de la Luz:

Desde hacía siglos se creía que la luz blanca era luz en estado puro y que para obtener colores había que modificar la luz blanca. Newton oscureció su cuarto. Luego abrió un orificio pequeño por donde entraba un fino rayo de luz. Frente a éste puso un bloque de material transparente y vio que en la pared de enfrente se proyectaba un bonito arcoiris. El material transparente torcía, o “refractaba”. Si Newton ponía un segundo prisma de material transparente, volvía a obtener luz blanca.

Newton se dijo que la luz blanca no era luz pura, sino luz compuesta. En la luz blanca estaban contenidos todos los colores. El prisma refractaba la luz, pero distintos componentes de ésta se refractaban de distinta manera. El azul se iba por un lado, el rojo por otro, el verde, el amarillo y el naranja por caminos intermedios.

De los resultados de sus experimentos con los prismas -y conociendo las investigaciones sobre la luz de Johannes Kepler y René Descartes—Newton concluyó que la luz debía estar hecha de partículas de materia que las fuentes de luz emitían en grandísimas cantidades. Los colores se debían a que la luz estaba compuesta de partículas de distintos tamaños. Según el tamaño, producían en la retina una sensación de color distinta.

En 1672 Newton presentó ante la Real Sociedad de Londres (una de las primeras asociaciones científicas) un artículo sobre la luz y los colores. Poco antes la sociedad se había interesado en su telescopio reflector y lo había nombrado miembro. El artículo sobre la luz causó buena impresión, pero hubo algo de oposición, especialmente de parte de Robert Hooke. Hooke era un miembro respetado de la Real Sociedad y se creía la máxima autoridad en cuestiones de óptica. Que llegara un muchachito de 29 años a enseñarle su oficio no debe haberle hecho mucha gracia. Por lo tanto Hooke escribió una reseña muy condescendiente de las ideas de Newton.

Newton no era un tipo normal. Una persona cualquiera se hubiera enfadado con Hooke. Newton montó en cólera y se juró no descansar hasta humillar a Hooke en público. Las ideas científicas nuevas siempre provocan discusiones, pero Newton era incapaz de soportar que alguien se opusiera a sus razonamientos. La discusión acerca de la luz y los colores lo condujo a separarse del mundo científico y recluirse en su casa.

En 1704 Newton juntó las notas de los cursos de óptica que había impartido 30 años atrás con otro artículo que escribió en 1675 y publicó un libro titulado Óptica.

Vídeos relacionados