Colesterol

Salud. Estructura química. Funciones. Fuentes del colesterol. Alimentos. Alimentación. Ácidos grasos. Grasas. Esteroles

  • Enviado por: Banshea
  • Idioma: castellano
  • País: México México
  • 4 páginas
publicidad

Colesterol

El colesterol es un esterol (lípido) que se encuentra en los tejidos corporales y en el plasma sanguíneo de los vertebrados. Se presenta en altas concentraciones en el hígado, médula espinal, páncreas y cerebro. El nombre de «colesterol» procede del griego kole (bilis) y stereos (sólido), por haberse identificado por primera vez en los cálculos de la vesícula biliar por michel eugène chevreul quien le dio el nombre de «colesterina»

Estructura química

Es un lípido esteroide, molécula de ciclopentanoperhidrofenantreno (o esterano), constituida por cuatro carbociclos condensados o fundidos, denominados a, b, c y d, que presentan varias sustituciones:

  • Dos radicales metilo en las posiciones c-10 y c-13.

  • Una cadena alifática ramificada de 8 carbonos en la posición c-17.

  • Un grupo hidroxilo en la posición c-3.

  • Una insaturación entre los carbonos c-5 y c-6.

  • En la molécula de colesterol se puede distinguir una cabeza polar constituida por el grupo hidroxilo y una cola o porción apolar formada por el carbociclo de núcleos condensados y los sustituyentes alifáticos. Así, el colesterol es una molécula tan hidrófoba que la solubilidad de colesterol libre en agua es de 10-8 m y, al igual que los otros lípidos, es bastante soluble en disolventes apolares como el cloroformo (chcl3).

    Funciones del colesterol

    El colesterol es imprescindible para la vida por sus numerosas funciones:

  • Estructural: el colesterol es un componente muy importante de las membranas plasmáticas de los animales (en general, no existe en los vegetales). Aunque el colesterol se encuentra en pequeña cantidad en las membranas celulares, en la membrana citoplasmática lo hallamos en una proporción molar 1:1 con relación a los fosfolípidos, regulando sus propiedades físico-químicas, en particular la fluidez. Sin embargo, el colesterol se encuentra en muy baja proporción o está prácticamente ausente en las membranas subcelulares.

  • Precursor de la vitamina d: esencial en el metabolismo del calcio.

  • Precursor de las hormonas sexuales: progesterona, estrógenos y testosterona.

  • Precursor de las hormonas corticoesteroidales: cortisol y aldosterona.

  • Precursor de las sales biliares: esenciales en la absorción de algunos nutrientes lipídicos y vía principal para la excreción de colesterol corporal.

  • Precursor de las balsas de lípidos...

  • ¿por qué un nivel alto de colesterol no es saludable?

    A pesar de que para tener buena salud se requiere algo de colesterol, demasiado colesterol en su sangre puede aumentar su riesgo de tener un ataque al corazón o un derrame cerebral.

    El colesterol que está en exceso en su sangre puede almacenarse dentro de los vasos sanguíneos que transportan sangre desde el corazón hasta el resto del cuerpo y que se conocen con el nombre de arterias. La acumulación de colesterol —conocida como placa— dentro de sus arterias hará que éstas se angosten. Esto se llama aterosclerosis. Depósitos grandes de colesterol pueden bloquear completamente la arteria, de modo tal que la sangre no puede fluir a través de ella.

    Si la arteria coronaria que es el vaso que suministra sangre a los músculos dentro del corazón se bloquea, puede ocurrir un ataque al corazón. Si la arteria que le suministra sangre a su cerebro se bloquea, puede ocurrir un derrame cerebral.

    • Colesterol por debajo de 200 mg/dl: bajo riesgo.

    • Colesterol entre 200 y 300 mg/dl: riesgo intermedio.

    • Colesterol mayor de 300 mg/dl: alto riesgo.

    Importancia de los acidos grasos esenciales omega 3 y omega 6:

    Los ácidos grasos omega 3 y omega 6 integran un grupo de sustancias que son esenciales para la vida.

    Pese a su importancia capital en el normal funcionamiento del organismo, al ser responsables de la formación de membranas celulares y de la síntesis de sustancias como prostaglandinas, lecitina y mielina, no pueden ser sintetizadas, y la única fuente de incorporarlos es a través de la alimentación, (de ahí su denominación de acidos grasos esenciales).

    Al grupo de acidos grasos esenciales se los conoce como vitamina f y sus componentes lo integran, el ácido linoleico, el ácido alfalinolénico, el ácido gammalinolénico, el ácido dihomogammalinolénico y el ácido araquidónico.

    Los aceites omega integraron desde siempre la alimentación de nuestros antepasados, y la relación de la ingesta de omega 6/omega 3 era alrededor 2 a 1 ó de 3 a 1, es decir que nuestros ancestros consumían el doble de omega 6 que de omega 3 y no más del triple.

    El problema actual es que por diversas alteraciones en la cadena alimentaria y del sistema de vida en las grandes poblaciones urbanas, se ha llegado a una situación en que se ingiere excesiva cantidad de omega 6 y muy poca cantidad de omega 3, estimándose una proporción de 15 a 1 y en algunas situaciones de 20 a 1, es decir ¡¡¡¡ 20 veces mas omega 6 que omega 3¡¡¡¡

    Esto produce un severo desequilibrio en el organismo, que lo expone a agotar los mecanismos de defensa para evitar serios trastornos.

    Alteracion de la cadena alimentaria:

    El omega 6 se encuentran en las semillas mientras que el omega 3 se presenta en las hojas verdes (en baja concentración), pero en las algas del fondo marino se encuentran en altas concentraciones, (de ahí que los peces de aguas profundas que se alimentan de estas algas, sean muy ricos en omega 3).

    Como los insectos comen grandes cantidades de hojas verdes, poseen una buena proporcion de omega 3 en su cuerpo.

    Las aves que comen semillas y comen insectos poseen una proporcion equilibrada de omega 3 y omega 6.

    Diferentes fuentes de omega 3:

    Las fuentes dietéticas de los ácidos grasos omega-3 incluyen el aceite

    De pescado y ciertos aceites de plantas o nueces.

    El aceite de pescado (especialmente de aguas profundas), contiene tanto el ácido docosahexaenoico (dha) como el ácido eicosapentaenoico (epa), mientras que algunas nueces y los aceites vegetales (por ej. Canola, soja, linaza, semilla de lino y aceite de oliva) contienen aceite alfalinolénico (ala).

    Los acidos grasos omega 3 que provienen de origen marino son los omega 3 de cadena larga (epa y dha), mientras que los acidos omega 3 de origen vegetal son de cadena corta (ala o ácido alfalinolénico). Es importante conocer que los ala no confieren los potentes beneficios para la salud demostrados con los epa y dha.

    El organismo humano tiene la capacidad de ala en epa y dha, pero lo hace en forma lenta lo que no permite proporcionar las cantidades suficientes.

    Diferentes fuentes de omega 6:

    Las fuentes dietéticas de los ácidos grasos omega-6 (ácido linoleico), incluyen los aceites vegetales como el aceite de girasol, el aceite de maiz, el aceite de uva y el aceite de onagra.

    Se encuentra también en productos lácteos, en grasas animales, en semillas y en frutos secos.

    A su vez el ácido gamma-linolénico se encuentra en la leche materna y en el aceite de onagra y borraja.

    Efectos de la carencia de acidos grasos esenciales:

    La carencia en la dieta de estos ácidos grasos esenciales, pueden generar afecciones en el sistema cardiovascular, en la piel, en el sistema inmunitario, en el aparato reproductor y también en el sistema nervioso central.