Coenzima

Enzima no proteínica. Moléculas. Transacción de energía. ATP (Adenosín trifosfato). Acción catalítica

  • Enviado por: Tekilina
  • Idioma: castellano
  • País: Panamá Panamá
  • 4 páginas
publicidad
cursos destacados
Ayudante de Laboratorio
Gesforem
El Ayudante de Laboratorio, también llamado Ayudante Químico, es un profesional especializado que desarrolla, en la...
Solicita InformaciÓn

Técnico en Análisis Clínico: Especialidad Hematología
Cavida Formación
Materiales didácticos, presentados de forma clara y amena, con los que el/la alumno/a obtendrá conocimientos en...
Solicita InformaciÓn

publicidad

Coenzima

Parte de un enzima de naturaleza no proteínica. En muchos casos los enzimas precisan de un cofactor adicional para llevar a cabo su acción catalítica, y son los coenzimas los que ejercen dicha función. El símil más acertado es el de una llave de tuercas intercambiable. Sólo la punta adecuada encaja en la tuerca correcta, pero el mango es imprescendible para hacer fuerza. Igualmente, la parte proteínica del enzima proporciona especifidad hacia el sustrato, pero es el coenzima el que proporciona la acción catalítica.

Existen un gran número de coenzimas con muy diversas funciones: reducción, oxidación, introducción de radicales orgánicos. La estructura de los coenzimas merece una atención especial. En la estructura de casi todos ellos entra un nucleótido, idéntico a los que forman parte del ARN, un hecho que apoya la teoría de que estos ácidos fueron hace millones de años los primeros catalizadores biológicos. Otro de los fragmentos que compone un coenzima es normalmente una vitamina hidrosoluble.

LA DEGRADACIÓN DE LAS MOLÉCULAS

Para que las células puedan aprovechar las sustancias en sus distintas funciones deben primero degradarlas. Los procesos de degradación, o catabólicos, ocurren en tres etapas; en la primera, se rompen las grandes moléculas en sus componentes más sencillos, las proteínas en aminoácidos, los carbohidratos en azúcares sencillos y las grasas en ácidos grasos. Esta degradación de las moléculas grandes libera energía que se disipa en parte en forma de calor. En una segunda etapa, estas pequeñas moléculas son a su vez degradadas para formar moléculas todavía más pequeñas, con la posibilidad de obtener energía útil para la célula. Estas moléculas pequeñas son el piruvato y la acetil coenzima A; el piruvato también a su vez se transforma en acetil coenzima A.

Coenzima

Para el caso de los azúcares, por ejemplo, en la primera etapa se degradan los polímeros, como el glucógeno, para dar glucosa. En la segunda etapa, la glucosa se degrada para dar piruvato, y éste se convierte en acetil coenzima A. Finalmente, ésta se degrada para dar CO2 y H2O. Es necesario señalar que, de las tres etapas, sólo en las dos últimas se obtiene energía provechable por la célula, en forma de ATP. La degradación de la glucosa a piruvato u otros compuestos cercanos es probablemente el camino metabólico más antiguo que existe, y todavía algunos organismos lo utilizan para obtener ATP.

El ATP

Aunque son muy diversas las biomoléculas que contienen energía almacenada en sus enlaces, es el ATP (adenosín trifosfato) la molécula que interviene en todas las transacciones de energía que se llevan a cabo en las células; por ella se la califica como "moneda universal de energía".

El ATP está formado por adenina, ribosa y tres grupos fosfatos, contiene enlaces de alta energía entre los grupos fosfato; al romperse dichos enlaces se libera la energía almacenada.

Coenzima

En la mayoría de las reacciones celulares el ATP se hidroliza a ADP, rompiéndose un sólo enlace y quedando un grupo fosfato libre, que suele transferirse a otra molécula en lo que se conoce como fosforilación; sólo en algunos casos se rompen los dos enlaces resultando AMP + 2 grupos fosfato.

Coenzima

Enzimas Citocromo P450.

Fueron descubiertas en los años 40. Y debido a una particularidad en su absorción, presentaban en los primeros estudios se observaba un espectro de absorción con un máximo en la frecuencia de 450 nanometros en el complejo que se generaba con monóxido de carbono. Además se observó que el pigmento era el componente final de una cadena transportadora de electrones que catalizaba oxidación de sustratos, esto les dio su nombre.

Coenzima

Son una familia de hemoproteínas, localizadas en las membranas del retículo endoplásmico de los hepatocitos y de otras células corporales. Como hemoproteína consisten de una parte proteica (apoproteína) y un grupo heme prostético (Figura 1) (Fossi et al., 1994)

En un principio los diferentes laboratorios obtuvieron resultados distintos y se creó cierta confusión con respecto a las funciones y características de las enzimas citocromo P450. Esto fue aclarado cuando se determinó que existían varios tipos de moléculas de citocromos P450 se podían encontrar en individuos de una misma especie (Guengerich,1993). Las enzimas citocromo P450 son los componentes terminales del sistema enzimático oxigenasa de función mixta (MFO)(Livingstone, 1993).

Se pueden ubicar principalmente en el hígado pero también en glándulas y tejidos del resto del cuerpo (testículos, glándulas adrenales) o tejidos.

Las enzimas citocromo P450 son un grupo promiscuamente activo molecularmente. En la actualidad el número de sustratos conocidos para estas enzimas está por sobre mil. Entre las funciones más importantes que realizan:

a.. Funciones detoxificadoras, eliminando sustancias exógenas, es decir, sustancias que no son sintetizadas en el propio organismo. Esto se logra agregando grupos funcionales, hidrosolubles a compuestos de carácter lipofílico. Entre éstos: drogas, sustancias carcinogénicas, pesticidas, etc (ver figura 3).

b.. Funciones de metabolismo endógeno, es decir, la degradación de sustancias del propio organismo. Como ejemplos de éstos: esteriodes, sales biliares, vitaminas liposolubles (A y D), alcaloides endógenos, etc.

c.. Involucrados en la síntesis de óxido nítrico gaseoso simple, usado, entre otras funciones, como toxina anti-patógeno.

d.. En algunos organismos sirve como mecanismo de defensa ante el ataque de alcaloides tóxicos de plantas y les aporta, por lo tanto, un alimento abundante que no es apetecible por otros organismos.