Balonmano

Condición física. Velocidad. Resistencia. Fuerza. Flexibilidad

  • Enviado por: El remitente no desea revelar su nombre
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 2 páginas
publicidad
publicidad

Balonmano

CONDICION FISICA:
* VELOCIDAD:
Es determinante en las acciones decisivas del juego: lanzamientos, 1 x 1, saltos, bloqueos, paradas,... Se realiza en espacios de acción reducidos y variables, con oposición, adaptándose siempre a las situaciones y objetivos del juego, se caracteriza por:

  • Altas exigencias de coordinación.

  • Importancia de la velocidad de ejecución (movimientos segmentarios independientes).

  • Por lo exigente del binomio tiempo-espacio y la variedad de situaciones se obtienen ventajas constantemente en función del tiempo de reacción simple y electivo.

  • Velocidad desplazamientos cortos, variados, asociados a otros movimientos, constantemente modificados en ritmo y dirección. Capacidad de aceleración, asociada a altas exigencias de fuerza explosiva (paradas, salidas, cambios de dirección, desequilibrios).

A estas exigencias de velocidad se debe poder responder en cualquier momento de la competición, los momentos más decisivos se suelen producir en los finales de partido donde acumulamos un importante grado de fatiga. Necesitamos poder aplicar la velocidad en régimen de resistencia. Los elementos de resistencia son altamente entrenables.

Las manifestaciones de velocidad son producto de varios factores; en la velocidad de desplazamiento, por ejemplo, influyen la coordinación específica, la fuerza de impulso, o las proporciones corporales entre otros. Algunos de estos factores son modificables. El sustrato básico de la velocidad, la proporción de fibras rápidas (FT) no es entrenable (se han conseguido algunas modificaciones con entrenamientos muy exhaustivos, sin embargo estas han sido poco significativas y con entrenamientos difícilmente asumibles en deportes de equipo como el nuestro). En la medida que las manifestaciones de velocidad son más simples los componentes genéticos serán más determinantes: velocidad de ejecución, velocidad de reacción.

* RESISTENCIA:
El balonmano se caracteriza por un esfuerzo predominantemente medio con acciones cortas de alta intensidad. Hablamos de una capacidad aeróbica media, exigencias aisladas anaeróbica lácticas (en ningún momento máximas), y cargas anaeróbicas alácticas (acciones de alta intensidad cortas) frecuentes. Las necesidades de resistencia se centran en la capacidad de recuperación tras acciones explosivas, y la capacidad de realizar estas acciones en régimen de fatiga general.

Siendo importante para el rendimiento sus límites de exigencia son alcanzables para la mayoría de los jugadores con el entrenamiento.

* FUERZA:
En el juego aparecen todos los tipos de contracción a excepción de los isocinéticos (propios de deportes con movimientos no balísticos como natación o remo): excéntrico, concéntrico, isométrico; generalmente combinados.

Las diferentes situaciones del juego exigen aplicaciones de fuerza con diferentes ángulos, base de sustentación, velocidad de aplicación, etc.

Siempre aparecen elementos de coordinación asociados.

La fuerza absoluta es utilizada en situaciones de resistencia mutua y lanzamiento de móviles, la fuerza relativa condiciona las acciones de desplazamientos y saltos.

En relación a la curva de fuerza-velocidad es determinante el concepto de fuerza explosiva, sustrato de la velocidad aplicada en las acciones decisivas del juego. Igualmente es el menos entrenable (con cargas bajas), y sus tests se usan como medida indirecta del porcentaje de fibras rápidas.

* FLEXIBILIDAD:
Fundamentalmente de carácter dinámico, facilita la aplicación de la velocidad y la realización de gestos.

Igualmente colabora en la prevención de lesiones así como en soportar y recuperar las cargas de entrenamiento y competición.

Al igual que en la resistencia los limites necesarios son totalmente alcanzables mediante el entrenamiento.