Arquitectura modernista

Modernismo. Obras arquitectónicas del siglo XIX y XX. Arquitectos. Antonio Gaudí. Bauhaus. Interpretaciones. Estilos arquitectónicos

  • Enviado por: Mtv
  • Idioma: castellano
  • País: República Dominicana República Dominicana
  • 15 páginas

publicidad
cursos destacados
Iníciate con Ableton Live
Iníciate con Ableton Live
El curso da un repaso general por las órdenes y menús más básicos, para poder generar...
Ver más información

Cómo montar un Ordenador
Cómo montar un Ordenador
En este curso te guiamos de una forma muy práctica y gráfica, para que puedas realizar el montaje de tu...
Ver más información


Universidad Central Del Este

Arquitectura

Práctica de la Arquitectura

El Movimiento Moderno en la Arquitectura Mundial

Enfoques de la Arquitectura

'Arquitectura modernista'

Introducción

Reciente mente el mundo recibió un nuevo siglo y un nuevo milenio. Estamos concientes de los muchos retos que se nos avecinan, pero desconocemos quiénes lograrán salir airosamente de estos.

Nuestro país, la República Dominicana, actualmente está colmada de cambios: el simple cambio de código de área telefónica (809 a 829), que confundirá a más de uno; la compleja adaptación a nuevas autoridades nacionales que pretenden cambiar el código procesal penal; más aún, se enfrenta a la firma de un Tratado de Libre Comercio (TLC) con ciertos países, de cara a una globalización forzada; y la ya aprobada Reforma Fiscal que pronto entrara en vigencia.

El vernos rodeados de una sociedad en transición nos provoca una silenciosa presión a mejorar, a sacar de dentro lo mejor de nosotros mismos y ofrecerlo al mundo.

Pero calma.

Este ánimo de excitación es cíclico; en la historia se evidencia que de tiempo en tiempo el hombre ve sus creencias, sus dogmas, su ambiente, coincidir y casi fundirse ante los umbrales del cambio; causa los más grandes temores, preocupaciones, y anhelos, dado que estamos concientes de que no todos los cambios son malos, y creemos que si todos coincidimos acerca del cuándo cambiar, no nos irá tan mal.

Hace poco más de un siglo, la humanidad pasó un trance similar: de un siglo a otro. Se cerró un siglo colmado de avances y descubrimientos científicos y tecnológicos, y se abrió a otro totalmente desconocido, pero con promesas de ser mejor.

En ese punto convergieron tanto la literatura, la música, la orfebrería, las artes gráficas, en fin, todo lo que el hombre había “creado”, siendo influenciadas y alistadas paras cambiar.Ese cambio marcó la historia, renovó los esquemas, abrió las puertas de la oportunidad a muchos que querían aportar, rompió con la idea de tener un canon fijo e inalterable, permitió al hombre reinventar su “creación”.

Este gran movimiento sentaría las bases a muchos otros más, este movimiento sería el Modernismo.

El Movimiento Moderno en la Arquitectura Mundial

  • ¿Qué es el Modernismo?

  • e ha dicho que el modernismo representa la inquietud de una época, el final del siglo XIX, el cambio histórico. Fue como el broche de oro del fin de siglo, el punto de convergencia entre todas las corrientes inmediatamente anteriores y el trampolín desde donde se apuntó buena parte del manifiesto del arte contemporáneo.

    El modernismo fue un movimiento que se dio a finales del siglo XIX y comienzos del XX, y que influyó tanto las artes decorativas como la literatura, la música, orfebrería entre otras muchas artes y ciencias.

    Fue la expresión de la burguesía; de aquella burguesía que amaba lo visual, lo ostentóreo, lo bonito, lo palpitante, lo vital. Pero como movimiento artístico significó algo más.

    Es una arte burgués, muy caro, que intenta integrar en la arquitectura todo el arte. Es una corriente esencialmente decorativa, aunque posee soluciones arquitectónicas originales.

    Fue un fenómeno principalmente urbano y burgués; aún así, busca separarse de la burguesía y su materialismo, por medio de un arte refinado y estilizante. Es un estilo más decorativo que estructural. Su objetivo era descubrir una forma de hacer artículos valiosamente artísticos, volviendo a la artesanía sin renunciar a la creatividad.

    Tal vez a causa de la relevancia del pensamiento emanado de la Bauhaus, el mote principal que se ha dado a la arquitectura moderna es el del “racionalismo”, adjetivo concurrente con el de “funcionalismo”, debido al desarrollo de las tesis de Le Corbusier.

    El desarrollo del componente racionalista de la arquitectura, paralelo al progreso de la técnica y los materiales de construcción, favoreció la aparición de lo que se ha dado en llamar el estilo “internacional”, con Mies van der Rohe.

    Al ser este, un movimiento de clase mundial, joven, nuevo, floreal, recibió varios nombres: Art Nouveau en Francia, Jugendstill en Alemania, Modernismo en España, Sezessionstil en Austria, Floreale en Italia, Style 1900 en Bélgica, entre otros.

    No fue un fenómeno homogéneo, sino que se vio marcado por las características nacionales y socioeconómicas de cada país al que llegaba.

    Es definido como una reacción esteticista contra la civilización industrial, nutriéndose a la vez del simbolismo y de la morfología de la naturaleza, enfrentándose a los academicismos e historicismos eclécticos.

    El Modernismo desea romper con las amarras del pasado y alumbrar formas artísticas que emplearían técnicas y materiales nuevos, desarrollándose un estilo original que afecta a la arquitectura, las artes plásticas, gráficas, decorativas, etc. además de las ideas de la época, la espiritualidad, la poesía, etc.

    El modernismo revolucionó la arquitectura contemporánea basandose en líneas curvas y en figuras de la naturaleza. Además fue un estilo muy abarcador llegando a influenciar interiores, exteriores, mobiliarios, pintura, literatura, música, escultura, y muchos otros artes.

  • ¿Cómo surge el Modernismo?

  • Nace en Bélgica con Van de Velde y Victor Horta.

    Aparece gracias a un cierto número de artistas que tomó conciencia de la necesidad de crear una arquitectura propia de la época y no heredada de modelos antiguos. Parte del rechazo del academicismo y de la fealdad del mundo industrial, por eso es un estilo muy decorativo y a veces sólo eso

    La época del modernismo se sitúa a final del siglo XIX y principios del siglo XX, cuando los efectos de la revolución industrial ya se notaban en toda Europa.

    A finales del siglo XIX se agudizan las contradicciones internas propias del clasicismo, a partir de la separación entre la tecnología industrial de los procesos constructivos y el estilismo formal; por lo que surge un periodo de transición, caracterizado por una ruptura con el formalismo clasicista e historicista en las tendencias del Art Nouveau <modernismo>, el dadaísmo y el cubismo en la pintura.

    Se crea una necesidad de renovación y cambio. Se pretende crear un nuevo estilo, sin referencia a lo tradicional en tema ni en estilo. El modernismo trae un componente vitalista de esperanza, se cree en que lo industrial contribuye al avance de lo material y lo espiritual.

  • ¿Cuáles son las características del Modernismo?

  • Los más destacados del modernismo analizaron creativamente los nuevos materiales industriales, así como las posibilidades que les ofreció la industria.

    La línea y la acentuación de las cuervas, de los elementos espaciales, de forma fantasiosa, es uno de los rasgos definitorios de este estilo. Al alambicamiento de las formas, el vitalismo, la sensación de movilidad, la continua referencia a la naturaleza, en cuanto a lo que se refiere que es viva, dinámica, cambiante, se suman el uso de materiales como el cristal, la madera y el hierro fundido. La alusión a elementos de la naturaleza y a las fuerzas, como el agua o el viento, está implícita en las obras llevadas a cabo por el modernismo. Transmite la idea de agilidad a través de líneas curvas, motivos inspirados en la naturaleza, etc.

    Tiene un fuerte componente ornamental. Se inspira en flora y fauna en proceso de estilización, pudiendo llegar así casi a la abstracción. Se intenta expresar un componente de optimismo, que corresponde al estado psicológico de la clase social.

    La arquitectura anteriormente se limitaba a imitar los estilos del pasado, la nueva arquitectura modernista rompe con las limitaciones y crea un nuevo estilo con nuevas formas, técnicas y materiales. El modernismo no se limitó a ser tan solo un estilo artístico, sino que se manifestó en el ámbito literario, musical, artes gráficas, orfebrería, etc.

    Se pueden establecer los siguientes rasgos del modernismo: Amplia libertad creadora; Sentido aristocrático del arte; Actitud abierta hacia lo nuevo; Correspondencia de las artes; Gusto por los temas exquisitos, pintorescos, decorativos y exóticos.

    Pero ya en arquitectura se caracteriza por: creación de espacios orgánicos, concebidos en movimiento; estructura y materiales visibles; ornamentación con formas vegetales, integrada con la arquitectura.

  • ¿Quiénes y cómo impulsaron el modernismo?

  • Se puede hablar del nacimiento y consolidación de la arquitectura moderna en lo que se ha dado en llamar “modernismo”, gracias a la síntesis de la técnica constructiva con la funcionalidad requerida por las diferentes necesidades de habitar la arquitectura lograda por personas como:

    Walter Gropius

    Arquitecto alemán y gran innovador del modernismo, fundador de la conocida Bauhaus.

    Fue un destacado miembro de la Bauhaus. Utilizó grandes superficies acristaladas, y suprimio los soportes de ángulo, utilizando el muro cortina.

    En 1918 es llamado a Weimar para ser director de las escuelas de arte Grossherzoglichen Sächsischen Kunstgewerbeschule y Grossherzoglichen Sächsichen Hochschule für bildende Kunst. Más tarde, en 1919, tras la unión de estas dos instituciones funda la famosa escuela de diseño conocida como Bauhaus Estatal de Weimar.

    Durante los siguientes años, Gropius logra dar a conocer sus ideales en Alemania, con lo que llama la atención de arquitectos, artistas y artesanos de toda Europa. En 1925, la escuela es trasladada a Dessau, donde se inicia una verdadera revolución en la integración de las artes con la tecnología moderna.

    Luego reside en los Estados Unidos, donde asume la dirección de la Escuela Superior de Diseño de Harvard. Ahí funda también The Architects Collaborative, y es reconocido como miembro del Instituto Americano de Arquitectos.

    “Arquitectos, escultores, pintores, todos nosotros debemos regresar al trabajo manual [...] Establezcamos, por lo tanto, una nueva cofradía de artesanos, libres de esa arrogancia que divide a una clase de la otra y que busca erigir una barrera infranqueable entre los artesanos y los artistas. Anhelemos, concibamos y juntos construyamos el nuevo edificio del futuro, que dará cabida a todo;a la arquitectura, a la escultura y a la pintura; en una sola entidad y que se alzará al cielo desde las manos de un millón de artesanos, símbolo cristalino de una nueva fe que ya llega."

    W. Gropius.

    Eduardo Jeanneret-Gris,

    Le Corbusier. Arquitecto y urbanista suizo, concibe al hombre como dimensión básica de la arquitectura.

    Para él cada casa es una máquina para vivir; el edificio debe identificarse con su entorno y tener un espacio verde a su alrededor, para integrar la naturaleza a la vivienda.

    Definió la arquitectura como "el juego correcto y magnífico de los volúmenes bajo la luz", fundamentada en la utilización lógica de los nuevos materiales: hormigón armado, vidrio plano en grandes dimensiones y otros productos industriales. Sus escritos más importantes se recogen en varios libros.

    Entre sus preocupaciones también destacó la necesidad de una nueva planificación urbana, adecuada a los condicionantes de la vida moderna.

    Una de las principales aportaciones de Le Corbusier fue la idea de liberar el territorio, construyendo una ciudad en bloques de cierta altura ubicados en grandes espacios libres y conectados por vías eficientes.

    Intencionalmente o no, desarrollo un vocabulario arquitectónico que fue conocido como “nuevo brutalismo”

    Frank Lloyd Wright,

    De los principales representantes de la arquitectura moderna, busca una expresión formal lógica del habitar.

    Se caracteriza por la integración orgánica del edificio y la naturaleza, por sus formas y por los materiales.

    Destacan cuatro puntos críticos en su obra:

    - el lugar que ocupa en relación con las principales tendencias arquitectónicas, por consiguiente, la resonancia de su obra en la crítica.

    - su formación excepcional, que sobrepasa parámetros típicos de la tradición occidental.

    - la utilización simultánea y flexible de las constantes del lenguaje moderno, la tridimensionalidad anti-perspectiva, la descomposición cuadridimensional y la integración estructural.

    - Su capacidad para comprender los problemas filosóficos, científicos y artísticos, elaborando una metodología proyectual en perfecta sintonía con el pensamiento más avanzado, ajustándose a la concepción de la relatividad de Einstein.

    Llegó a verse involucrado en Arts and Crafts y Art Nouveau, cubismo y expresionismo, luego racionalista e informalista, pop y minimal, y hasta post-modern.

    Ludwig Mies van der Rohe

    Es un auténtico maestro en la creación de espacios abiertos con solo uno o dos muros. Entre sus obras llaman la atención los rascacielos cubiertos de cristal en las ciudades de Chicago y Nueva York.

    En 1938, es nombrado director de la Escuela de Arquitectura del Instituto Politécnico de Illinois.

    Entre sus obras más sobresalientes se aprecia la primera aplicación del muro-cortina de hierro y cristal en los rascacielos de Chicago, así como la aplicación del sistema de grandes naves sin pilares con cubierta suspendida.

    Sus ideas se basan en los principios de la construcción y ello se traduce, en su arquitectura en una absoluta rectitud constructiva.

    Opinaba que el arquitecto solo debe investigar los efectos vinculados a la estructura. Llegó a sostener la postura del “menos es más”.

    Pensaba que la arquitectura no esta sujeta el día que pasa ni a la eternidad, sino que se halla anclada en su tiempo; solamente puede ser auténtica expresando su época.

    Antoni Gaudí

    Preside el modernismo español en Cataluña, pero sobrepasa los límites de la corriente modernista con una obra más expresiva y simbólica.

    Es un artista en todo el sentido, ya que no solo dirige la construcción, sino que él mismo se involucra realizando las esculturas, trabajos en metal, en madera, en vidrio, pinturas, es decir, de principio a fin, Gaudí..

  • ¿Cuál es la base académica del Modernismo?

  • La Bauhaus, que constituyó en su momento la contribución más importante a la educación estética. Fue creada en 1919 por Walter Gropius, y cerrada en 1933 bajo presión de los nacionalistas, comienza y termina con la historia de la república de Weimar.

    En ese corto período de 14 años, no sólo se crean las bases de lo que hoy se conoce como diseño, sino que en esta escuela de arte se desarrollaron y aplicaron un nuevo tipo de concepciones pedagógicas.

    En 1918, el gobierno alemán puso a cargo de Walter Gropius la dirección y administración de las dos escuelas más importantes de arte en Weimar, la Schsichen Kunstgewerbeschule y la Schsischen Hochschule für bildene Kunst. Finalmente, tras la unión de ambas, el 12 de abril de 1919 Gropius fundó la Statliches Bauhaus in Weimar, la escuela de arte más moderna en su tiempo.

    Constituye el punto central de diferentes corrientes, logrando un equilibrio gracias a las eminentes cualidades organizativas y coordinadoras de su fundador.

    La fascinación que ejerce la Bauhaus parece seguir inquebrantable; es aplicable a los conceptos de pedagogía del arte y del diseño generados en la Bauhaus, y que han dejado sentir sus efectos hasta hoy.

    Se considera la Bauhaus como célula germinal del “diseño moderno”, comprendiendo en ello su importancia histórica para el siglo XX.

    Su arquitectura sobresalió por ser funcional; en ella se utilizaban al máximo los nuevos materiales y la tecnología. Las clases de arquitectura en esa escuela procuraban crear una profundidad analítica en el estudiante. Los cursos trataban temas relacionados con estática, construcción, calefacción y ventilación, materiales, matemáticas y física.

    Asimismo, se desarrollaban estudios sobre urbanización, relación de volúmenes, los distintos caminos para desarrollar un proyecto, orientación de viviendas e interacción de interiores y exteriores; también se analizaba al habitante de la futura obra. Sin duda alguna, los experimentos de la escuela Bauhaus llevaron al desarrollo de la arquitectura de este siglo.

    Ahí se experimentaba con tejidos, trabajo de metales, diseño inmobiliario, fotografía, diseño escenográfico, pintura, escultura y arquitectura. Esto llevó a diseños incipientes, funcionales y eficientes.

    Figuras del mundo entero se unieron a esta institución pedagógica que orientó el pensamiento de toda una generación de arquitectos, diseñadores y artistas hacia la creación de obras con utilidad social, producidas en serie.

    En esos años el Partido Nacional Socialista ya gobernaba en Alemania y, al no aprobar el intercambio cultural con artistas de otros países, estableció que el arte debía ser puramente alemán. Por ello, en 1933 la escuela fue definitivamente clausurada.

    El edificio fue diseñado por el mismo Gropius y cuenta con un museo, una colección documental y una biblioteca. Esta organización revela la gran importancia de la escuela, su progreso a lo largo de la historia y la manera en que sirvió como plataforma vital para el desarrollo de nuestro siglo.

    No podemos olvidar la gran influencia que esta escuela ejerció en México, empezando con los primeros arquitectos funcionales como José Villagrán García, Enrique del Moral, Mario Pani y muchos otros.

    El ejemplo más directo es la obra de Ciudad Universitaria en el Distrito Federal, construida a mediados de siglo por 40 arquitectos. Esta construcción fue concebida buscando una arquitectura funcional que exigiera un nœmero mínimo de materiales, como el hormigón armado y las estructuras de metal y cristal, logrando así una obra de vanguardia a un bajo costo

  • ¿Qué provoca el Modernismo en la historia?

  • El modernismo degenera en una búsqueda de una arquitectura autóctona, de marcado carácter burgués y nacionalista, que defina al lugar en que se hace y que a la vez lo relacione con el mismo estilo hecho, quizás, del otro lado del mundo.

    Propicia el surgimiento de una diversidad de expresiones formales que resultan en productos arquitectónicos válidos solamente cuando responden en su conjunto a los postulados de racionalidad, congruencia, funcionalidad y constructividad que conforman el acervo del proceso del desarrollo del pensamiento arquitectónico-urbano del presente siglo.

    Movilizó a la sociedad hacia el arte contemporáneo. Le dio gran importancia al diseño, desarrollo la figura del diseñador.

    Aporta nuevas soluciones a los problemas arquitectónicos; se interesa por los nuevos materiales.

    El modernismo es un movimiento abarcador, no solo se dio a la elaboración de residencias, museos o parques exclusivos, sino que se adecuó a estaciones de ferrocarril, tranvía y a bodegas, permitiendo al ciudadano común disfrutar de su riqueza. Esto, claro, propició que el movimiento se orientara a la resolución de los mas diversos problemas, pero un se volvió exclusivo o clasista a favor del proletariado.

    A pesar de declaraciones de muerte del “modernismo” en las décadas de los 70s y 80s, y con ello las también variables declaraciones de “nacimiento del postmodernismo”, lo que coexiste actualmente es una diversidad de expresiones formales que resultan en productos arquitectónicos válidos solamente cuando responden en su conjunto a los postulados de racionalidad, congruencia, funcionalidad y constructividad que conforman el acervo del proceso del desarrollo del pensamiento arquitectónico-urbano del presente siglo.

    El racionalismo es la arquitectura de nuestro tiempo. Ésta se caracteriza por la desornamentación decorativa, la sinceridad de los materiales, y los volúmenes de geometría perfecta. Nace con la decisiva influencia de la Bauhaus.

  • ¿Cómo afecta el Modernismo a la vida de la República Dominicana?

  • La República Dominicana recibe la influencia modernista de mano de lo poetas, y es de forma quizá tímida que empieza a crear edificaciones de carácter modernista, no por ello pierde el sentido del movimiento, sino que se adecuan mudamente para fortalecer el estilo.

    Nuestra arquitectura se ha vuelto más internacional, también ha logrado aunar muchos movimiento en lo que se conoce como arquitectura Dominicana. Hemos sabido recibir y hemos sabido dejar pasar; hemos incorporado lo que hemos necesitado, y hemos aprendido de todos los errores. Nuestra arquitectura es más funcionalista que estilizada, reflejando en gran medida la influencia de la Bauhaus.

    Interpretaciones Arquitectónicas.

    La arquitectura sufre muchas leves alteraciones según sea el medio en que se vaya a realizar. Es influenciada por fuerzas materiales, políticas, socio-económicas, filosófico-religiosas, científicas, en fin, cualquier aspecto de la vida humana incide en la manera de hacer arquitectura.

    La interpretación espacial no cierra el camino a las demás, pues en ella influyen todas las restantes. En el espacio de arquitectura se materializan el contenido social, psicológico y los valores formales

  • Arq. Formalista

  • La composición arquitectónica debe corresponderse a una serie de principios, como son:

    • La unidad: debe reflejar tanto en planta como en alzado un carácter de unión.

    • La simetría: es el equilibrio en los edificios de carácter axial.

    • Equilibrio o balance: simetría en la arquitectura sin ejes.

    • Énfasis: centro de interés visual.

    • Contraste: la unidad es la armonía de elementos contrarios y no la igualdad de todos los elementos.

    • Proporción: relaciones de las partes entre sí y con el conjunto del edificio.

    • Escala: relación entre las dimensiones de un edificio y las del ser humano.

    • Expresión o carácter: personalidad propia de cada obra de arquitectura.

    • Verdad: adaptación aspecto-función pero sin exageraciones.

    • Urbanidad: los edificios deben integrar el ámbito urbano en armonía mutua.

    • Estilo: es la lingüística del dibujo.

    Faltan, aún así, algunas palabras capaces de expresar la habitabilidad en su sentido exhaustivo (material, psicológico y espiritual) y el diseño como la relación armónica entre las partes que forman una misma cosa.

  • Arq. Espacial.

  • El valor original de la arquitectura es el espacio interno, y todos los restantes elementos volumétricos, plásticos y decorativos tienen valor en el juicio del edificio según la influencia que ejerzan en el valor espacial, el cual está estrechamente ligado a los vacíos.

    El espacio se divide en función de lo que contendrá, la impresión que ocasionará al usuario y la forma física en que dicho espacio irá a satisfacer dichas necesidades.

  • Arq. Simbólica

  • Desde la antigüedad el hombre se ha movido por símbolos, La arquitectura es en gran escala una forma de control de los símbolos, ritos y mitos, siendo la arquitectura el soporte desde el que estos se expresan.

    Debe tomarse este simbolismo como un código revelado, es precisamente a este código al que hace referencia la Arquitectura o la Simbólica arquitectónica, que es la percepción del mensaje a través de la figura.

    La Simbólica arquitectónica sirve como un lenguaje excepcional para revelar y transmitir las ideas metafísicas.

    Conclusión

    El modernismo se desarrollo como un estilo internacional de manifestación urbana y burguesa, y marcó una pauta dejando huellas imborrables en la historia humana. Cubrio todo el mundo y su legado perdurará.

    De hecho, se considera que, en términos generales, la arquitectura del siglo XX se ha desarrollado en torno al modernismo.

    Sera, quizás, por lo que dice Colas, que “los arquitectos del modernismo temprano tenían más conciencia y preocupación por el ambiente arquitectónico y los ocupantes de sus edificios, que la que tenían los arquitectos posmodernos de los ochenta.”

    En fin, la arquitectura y las ideas espaciales, urbanas o no, del próximo milenio, deberán absorber e incorporar los componentes de una nueva ciencia, la cibernética, que se desarrolla a pasos cada vez más acelerados desde hace dos décadas, llevándonos en contra del reloj..

    Cada movimiento artístico suele provocar una reacción y, casi inevitablemente, aparece una persona o un movimiento que pretende corromper las ideas sugeridas por su antecesor. Mantengámonos firmes en lo que creemos y en lo que queremos, dejaremos huellas.

    Citas Bibliográficas

    • Henry-Russell Hitchcock, Arquitectura de los Siglos XIX y XX. Ediciones Cátedre, 1998.

    • Josep M. Gràcia, Simbólica arquitectónica, Symbolos Ed., Barcelona, 2004

    • Renato Del Fusco, Historia de la Arquitectura Contemporánea. Celeste Ediciones, 1992.

    • Peter Gössel y Gabriele Leuthäuser, Arquitectura del Siglo XX. Taschen, 2001.

    • Carlos E. Gispert, Historia del Arte.

    • Werner Blaser, Ludwing Mies van der Rohe. GG Ediciones, 1995.

    • Bruno Zevi, Frank Lloyd Wright. GG Ediciones, 1995.

    • Paolo Berdini, Walter Gropius. GG Ediciones, 1995.

    • Joseph Rykwert, Los Primeros Modernos: Los Arquitectos del siglo XVIII.

    • Diccionario Pequeño Larousse Ilustrado, 1999.