Aristóteles

Filosofía griega. Pensamiento aristotélico

  • Enviado por: Charly
  • Idioma: castellano
  • País: México México
  • 3 páginas

publicidad
publicidad

POLÍTICA DE ARISTÓTELES.

VIDA DE ARISTÓTELES.

Filósofo griego nacido en Estagira (de donde deriva su sobrenombre de Estagirita), ciudad de la Calcidia, en Macedonia, en 384 a.c. Fue hijo de Nicómaco.

Muerto su padre se estableció en Atenas siguiendo durante veinte años las lecciones de Platón. La muerte de este (348) emprendió con su amigo Jenócrates un viaje por el Asia Menor, durante el cual conoció a Filipo, rey de Macedonia.

Filipo le pide que se encargue de la educación de su hijo Alejandro Magno.

Aristóteles era sospechoso de la muerte de Alejandro Magno, pero no era fácil lanzarle una acusación política, entonces fue acusado de impiedad; este huyó en 322 a Calcide y este mismo año murió a los setenta y tres años de edad.

DESARROLLO.

Éste libro empieza por definir al Estado como una asociación.

La naturaleza ha creado seres para mandar y otros para obedecer, según Aristóteles un hombre debe mandar por su capacidad de razonamiento y prudencia, la mujer no puede mandar por ser débil. En cuanto a los esclavos dice que la relación amo-esclavo es reciproca y que la naturaleza así lo ha marcado.

El Estado esta antes que la familia o el individuo ya que estos tan solo son parte de el Estado.

El hombre es el primer animal por su inteligencia, pero si este no pudiera vivir en sociedad y bajo leyes sería el último.

Ve a la familia como individuos libres (que son los que mandan), y los esclavos (los que obedecen).

Muestra la diferencia entre riqueza y administración doméstica; la riqueza la ve como algo vano y vil, y la administración doméstica como el hecho de satisfacer las necesidades básicas.

Para el la riqueza te hace egoísta y no siempre cubre las necesidades, por ejemplo: una persona puede tener mucho oro y plata, pero no tener comida; pone como ejemplo al Rey Midas quien todo lo que tocaba se convertía en oro, pero le faltaba lo mas importante, el alimento, entonces este rey no era tan rico, después de todo.

Critíca a Platón y a Sócrates por querer que los bienes sean comunes entre niños, mujeres y hombres, su argumento se basa en decir que el Estado perderá su fuerza.

Sócrates prohibía los placeres a sus guerreros y al mismo tiempo dice que el legislador debe hacer feliz todo el Estado, esta es una contradicción ya que el Estado no puede ser dichoso si una parte de el no lo es.

En las ciudades de ese tiempo no existía la miseria absoluta ya que los bienes se reparten entre los hijos, sea cual sea su número.

En la república de Platón no es así, las propiedades eran indivisibles, y el número de hijos que exceda al de las propiedades carecerá de todo.

Aristóteles analizó algunas constituciones: en la de Creta, los esclavos no hacían revueltas ya que no les daban razones para hacerlas; en cambio en la constitución de Lacedemonia, los esclavos eran enemigos y conspiradores por el trato brutal que les daban.

La virtud era fundamental para Aristóteles, según el la virtud consistía en ser racional, prudente, en saber administrar desde una casa hasta un estado, solo satisfaciendo sus necesidades, no acumulando riqueza como los mercaderes que al igual que los esclavos, artesanos y mujeres eran faltos de virtud.

En general en la constitución de Lacedemonia hay mucha avaricia y pobreza.

La constitución de Creta es la base de la constitución de Lacedemonia, solo que la de Creta es parecida a la de Esparta y por lo tanto mejor.

Pero la constitución mas sabia es la de Cartago y la experiencia lo ha demostrado ya que es la mas prudente y a pesar de ser un gobierno oligárquico, se salva de los peligros que le son consiguientes enriqueciendo a una parte del pueblo y de este modo remedia los vicios de su gobierno y asegura su tranquilidad.

El verdadero carácter que distingue a un ciudadano es el de poder ser nombrado magistrado y juez.

Un niño aún es imperfecto y un anciano inútil, por eso no se les puede llamar del todo ciudadano.

Si se quiere cambiar un Estado, no es necesario cambiar a su gente, lo que debe cambiar es su constitución.

Diferencía lo que es un ciudadano y un magistrado; los dos deben obedecer para poder mandar, así si sabe obedecer, sabrá mandar y su perfección y virtud llegarán mas lejos.

La difrencia entre un gobierno puro y un corrompido, es que en el puro el soberano ve por los intereses de todos y en el corrompido solo por sus intereses. Al gobierno puro se le llama aristocracia, al corrompido monarquía, y cuando está combinado en vista de la común utilidad república.

A las tres desviaciones de los tres gobiernos, se les llama: tiranía, oligarquía y demagogia.

La grandeza del cuerpo político (hombres), no se mide por el número, sino por el poder.

Los elementos esenciales de la ciudad son: las subsistencia; las artes, las armas, la hacienda, antes de todo el sacerdocio oculto divino; y por último el elemento indispensable, la justicia.

Los tres medios que tiene el hombre para adquirir la virtud son: La naturaleza, la razón y la costumbre.

Se debe crear una ley que diga que los niños malformados, deben abandonarse; también que si una familia excede el número de hijos permitido debe abortar “antes que el embrión reciba sentimiento y vida”. En cuanto a la infidelidad dice que ya sea de parte del hombre o mujer, debe declararse como infamia.

La educación debe ser una de las misiones mas importantes del legislador.

En las democracias todos los ciudadanos deben ser electores y elegibles; todos deben mandar a cada uno y cada uno de todos, alternativamente.

El pueblo mas apto para la democracia es el pueblo agricultor.

Por último, el tratado de las revoluciones ocupa el libro octavo, puede considerarse como una reseña de todas las revoluciones griegas y los consejos que en el se dan a los gobernantes son los de mayor importancia.

La igualdad es siempre la principal causa de las revoluciones.

CONCLUSIÓN.

No me gusto el libro, es muy discriminatorio, para el lo único que tiene virtud, son los hombres que se dedican a la política.

Aunque eran otros tiempos, pero no estoy de acuerdo con el, ya que todos somos iguales sim importar sexo, religión u ocupación.

CIENCIA POLÍTICA. EVA CASTILLO GAXIOLA.