Anatomía

Tejidos y órganos de tansporte. Excreción. Sistema circulatorio. Arterias, venas y capilares. Corazón. Características de la sangre. Función. Sistema linfático. Urinario. Riñón. Nefrona

  • Enviado por: Marcos Sebastian Borojovich
  • Idioma: castellano
  • País: Argentina Argentina
  • 7 páginas
publicidad
cursos destacados
Cálculo Vectorial y de varias Variables
Cálculo Vectorial y de varias Variables
En este curso se estudiarán conceptos relacionados con las funciones de varias variables como una...
Ver más información

Derivadas Parciales
Derivadas Parciales
En este curso sobre derivadas parciales estudiaremos todos los temas relacionados al calculo diferencial multivariable....
Ver más información

publicidad

Unidad 2

Transporte versus excreción

¿Porque debe haber en el cuerpo un sistema de transporte interno? El cuerpo humano esta formado por millones de células, y cada una de ellas debe recibir continuamente el aporte de oxigeno que se incorpora con la respiración y el aporte de nutrientes provenientes de la digestión, que son absorbidos por el intestino delgado. El sistema circulatorio se encarga de estas funciones y, además, en conjunción con el sistema excretor, retira de las células las sustancias de desechos provenientes del metabolismo celular, principalmente dióxido de carbono y urea.

Los tejidos y los órganos de transporte en los seres vivos

El sistema circulatorio es el sistema de transporte y el liquido circulante es la sangre.

En los organismo pluricelulares se requiere un sistema de bombeo y transporte para mantener circulando la sangre y realizar la distribución de todas las sustancias necesarias. Los sistemas de bombeo y transporte en los seres vivos varían según sus características y nivel de complejidad. Existen sistemas abiertos y cerrados.

  • En los sistemas abiertos, él liquido circulatorio es bombeado directamente de los tejidos del cuerpo, desde los espacios o lagunas hemocelicas y hacia ellas.

  • En los sistemas cerrados, los vasos sanguíneos forman un sistema de tubos, en cuyo interior hay un liquido circulante(sangre) que es impulsado por una bomba o corazón.

Los tejidos y los órganos de excreción en los seres vivos

Como consecuencia del metabolismo celular, se forman materiales de desecho que el organismo no puede volver a usar. La excreción es el proceso por el cual son eliminados del cuerpo estos productos metabólicos no utilizables. Los principales desechos del metabolismo son el agua, el dióxido de carbono y los residuos nitrogenados.

Las diferentes estructuras especializadas en la excreción constan de tubos pequeños, aislados o agrupados, en contacto directo con los fluidos corporales.

Los tubos forman el producto que se elimina mediante tres procesos:

  • Filtración: en la que los fluidos corporales pasan al interior del tubo;

  • Reabsorción: durante la cual los fluidos recuperan en forma activa sustancias que vuelven al fluido corporal;

  • Secreción: en la que se adicionan materiales hacia el fluido filtrado.

Riñones: son los órganos excretores de los vertebrados. Las unidades estructurales y funcionales encargadas de eliminar los residuos de la sangre son las nefronas. Estas estructuras presentan un corpúsculo renal, en el cual tiene lugar la filtración de la sangre.

La estructura y la función del sistema circulatorio:

Sistema circulatorio en los vertebrados.

En las diferentes clases de vertebrados, desde los peces hasta los mamíferos, el numero de cavidades que presenta el corazón es característico de cada grupo. Esto determina si se produce la mezcla de la sangre oxigenada con la carboxigenada y la variación de la cantidad de oxigeno que llega a las células de ese organismo.

  • Peces - una aurícula y un ventrículo.

  • Anfibios - dos aurículas y un solo ventrículo.

  • Reptiles - tabique in completo en el ventrículo pero aun persiste la mezcla de la sangre.

  • Aves y mamíferos - las aurículas y los ventrículos están completamente separados, por lo que la sangre no se mezcla. Esta separación de la sangre oxigenada y carboxigenada permite mantener un buen metabolismo, una mayor eficiencia en la respiración celular, una temperatura corporal constante y un mayor grado de actividad física y mental.

El sistema circulatorio humano

El sistema circulatorio humano esta formado por el corazón y los vasos sanguíneos: arterias, venas y capilares. El corazón tiene cuatro cavidades, dos superiores, las aurículas derecha e izquierda, y dos inferiores más voluminosas, los ventrículos derecho y izquierdo. Amas están separadas entre sí por tabiques musculares de tal manera que la sangre que circula por el lado derecho del corazón no se mezcla con la que circula del lado izquierdo. Entre la aurícula y el ventrículo derechos hay una válvula llamada tricúspide, con tres valvas, y entre la aurícula y el ventrículo izquierdos hay otra válvula, la mistral o bicúspide, con dos valvas.

Estas valvas funcionan de tal modo que permiten el pasaje de la sangre desde las aurículas hacia los ventrículos cuando se aren y impiden el reflujo de la sangre de la sangre hacia las aurículas cuando se cierran. Además hay válvulas pequeñas, llamadas semilunares, ubicadas en el nacimiento de la arteria aorta y de la arteria pulmonar.

Del ventrículo izquierdo sale la arteria aorta que al dividirse da ramas a todos los órganos del cuerpo. En el interior de los tejidos, las arterias se ramifican y surgen cada vez arterias más finitas, hasta formar los capilares sanguíneos. En los tejidos de diferentes órganos, los capilares se reúnen y dan origen a pequeñas venas, que a su ves se reúnen para formar venas mas grandes que salen de los órganos y que retornan la sangre al corazón hasta formar dos grandes venas cavas, superior e inferior.

Arterias venas y capilares

1- Las venas presentan al igual que las arterias, tres capas en sus paredes pero más delgadas, menos elásticas y fácilmente extensible, por lo que reducen al mínimo la resistencia al flujo de la sangre durante su retorno al corazón. En su interior hay válvulas a intervalos regulares que impiden el retroceso de la sangre y ayudan a dirigir el flujo venoso.

2- Las vénulas pierden la capa de tejido muscular pero conservan la membrana basal, a diferencia de los capilares.

3- Las arterias tienen las paredes mas gruesas y resistentes de todos los vasos y están constituidas por tres capas. La capa interna o endotelio forma el revestimiento interno de los vasos, la capa media es de tejido muscular liso y la capa externa es elástica y esta constituida por tejido conectivo. Debido a su elasticidad, sus parees se distienden durante la sístole y vuelven a su estado anterior, es decir se retraen, durante la diástole.

4- Las arteriolas tienen menor cantidad de tejido elástico en sus parees pero mas tejido muscular liso. Pueden contraerse y dilatarse gracias a receptores específicos que hay en sus paredes, por eso son el lugar donde la sangre opone mas resistencia al flujo sanguíneo. Las metarteriolas, vasos más pequeños que se dividen las arteriolas, tienen pocas fibras musculares y su desembocadura en los capilares presenta pequeños esfínteres musculares que pueden abrir o cerrar la entrada de estos.

5- Los capilares sanguíneos tienen un diámetro de 6mm y el espesor de sus paredes es de 1mm Aproximadamente, ya que están formadas por una sola capa de células endotelial es. Los capilares originan redes que se ubican en el interior de los tejidos y a través de ellos tienen lugar los intercambios de sustancias.

La estructura del corazón

Un mapa del corazón.

El corazón es un órgano muscular, hueco, situado en el mediastino anterior entre ambos pulmones, por encima del diafragma y detrás del esternón. Esta rodeado por una envoltura fibrosa, el pericardio, que lo separa de los órganos más próximos. Tiene forma de pirámide triangular cuyo vértice se dirige hacia delante y a la izquierda y cuya base mira hacia atrás y a la derecha. Se distinguen cuatro cavidades: dos aurículas superiores y dos ventrículos inferiores. Las partes derechas y izquierdas están separadas por tabiques, ínter auricular e interventricular, se puede decir que esta formado por dos mitades independientes. A su vez, la aurícula y el ventrículo de cada lado se comunican por medio de un orificio auricoloventricular.

Las aurículas tienen paredes más delgadas que los ventrículos, y su forma es irregularmente cúbica. En la aurícula derecha desembocan las venas cavas superior e inferior y en la aurícula izquierda, las venas pulmonares (dos de cada pulmón).

Del ventrículo izquierdo sale la arteria aorta y del ventrículo derecho sale la arteria pulmonar que lleva la sangre hacia los pulmones. Tanto el orificio de la arteria pulmonar como el de la aorta presenta válvulas sigmoideas que impiden el reflujo de la sangre.

En la pared posterior de la aurícula derecha se encuentra un grupo de pequeñas fibras cardiacas, llamado nodo sino auricular o sinusal(NS), que se contrae rítmicamente y cumple la función de controlar el latido cardiaco o marcapasos natural. Los impulsos se inician en él y la excitación se propaga hasta otro centro automático localizado entre las parees de ala aurícula derecha y el ventrículo derecho, el nodo auriculoventricular(NA), y sigue por el fascículo o haz auriculoventricular de his, y las fibras de purkinje, que se ramifican por las parees de los ventrículos y provocan la contracción casi simultanea de ellos.

Circuitos mayor y menor de la circulación

Las funciones del corazón se pueden homologar a dos bombas separadas, en cada una de las cuales circula sangré por rutas diferentes. El lado derecho del corazón dirige la sangre a través del circuito menor o pulmonar, que la transporta hacia y desde los pulmones. El lado izquierdo del corazón bombea sangre en el circuito mayor o sistemático, que hace lo propio hacia y desde los tejidos corporales.

La circulación en el hombre es vascular, cerrada, doble y completa. Vascular, por que la sangre circula por vasos sanguíneos; cerrada por que nunca sale de ellos; doble, por que en su recorrido la sangre establece dos circuitos, el mayor o sistemático y el menor o pulmonar, y completa por la sangre oxigenada no se mezcla con la sangre carboxigenada.

'Anatomía'
Circuito menor o pulmonar: la sangre carboxigenada, proveniente de todo el cuerpo, sale del ventrículo derecho por la arteria pulmonar y va a los pulmones, donde se capilar iza. En ellos se realiza el intercambio de gases o hematosis y luego vuelve oxigenada al corazón, a la aurícula izquierda, a través de las venas pulmonares. De la aurícula izquierda pasa al ventrículo izquierdo y así todo vuelve a empezar.

Circuito mayor o sistemático: comienza cuando la sangre, cargada de oxigeno, sale del ventrículo izquierdo por la arteria aorta y se dirige a todo el cuerpo. Esta arteria se ramifica en arterias de diámetro cada vez menor hasta que se forman los capilares, que se ponen en contacto con todas las partes del cuerpo. En su recorrido a través de los vasos sanguíneos, la sangre va dejando él oxigeno y otros nutrientes, recibe el dióxido de carbono y los desechos y vuelve al corazón, a la aurícula derecha, por las venas cavas superior e inferior.

La circulación y las características de la sangre

El ciclo cardiaco:

Cada latido cardiaco consta de una contracción o sístole seguida de una relajación o diástole. Las aurículas y los ventrículos no se contraen simultáneamente.

Si se comienza la descripción por la sístole auricular, cuando las aurículas están llenas de sangre, se contraen impulsando la sangre hacia los ventrículos, para lo cual se abren las válvulas auriculoventriculares.

La sangre llena los ventrículos; luego los músculos de sus paredes empiezan a contraerse, y la presión de la sangre aumenta dentro de ellos; se cierran entonces las válvulas auriculoventriculares, produciendo el primer ruido cardiaco.

La presión dentro de los ventrículos aumenta rápidamente mientras las válvulas semilunares se mantienen cerradas. Cuando la presión en el interior de los ventrículos es mayor que la presión dentro de las arterias aorta y pulmonar, los ventrículos se contraen, las válvulas se abren y la sangre fluye hacia las arterias aorta y pulmonar. Luego se produce la relajación de los ventrículos. La presión en el interior de los ventrículos desminuye hasta hacerse menor que la que hay en las aurículas, y entonces se cierran las válvulas semilunares produciéndose el segundo ruido cardiaco. La sangre fluye desde las venas cavas y pulmonares hacia las aurículas relajadas y el ciclo vuelve a empezar.

Componentes y funciones de la sangre

La sangre cumple muchas funciones, entre ellas: respiratorias, ya que trasporta el oxigeno y el dióxido de carbono; de nutrición, por que transporta las sustancias simples absorbidas en el intestino delgado; de defensa; de transporte de hormonas; de transporte de desechos del metabolismo celular; de regulación del equilibrio hídrico del cuerpo; de regulación de la temperatura; Etc.

La sangre es un tipo de tejido conectivo formado por una parte liquida, llamada plasma, que representa el 60%; el 40% restante esta formado por los glóbulos rojos o eritrocitos, los glóbulos blancos o leucocitos y las plaquetas.

El plasma es un liquido amarillento formado en un 90 % por agua y que transporta en disolución la mayoría de las moléculas que las células necesitan y los productos d desecho del metabolismo celular.

Los eritrocitos o glóbulos rojos tienen la forma de un disco bicóncavo y son los encargados de transportar él oxigeno.

Los leucocitos o glóbulos blancos son más grandes que los eritrocitos; su principal función es la defensa de del organismo contra agentes extraños. Los leucocitos se pueden clasificar en granulositos, linfocitos y monocitos.

Las plaquetas son de forma oval o irregular y son fragmentos de células llamadas megacariocitos; su función es intervenir en la coagulación sanguínea.

Coagulación y factores sanguíneos.

Sistema linfático

Los grupos sanguíneos.

Existen cuatro grupos sanguíneos: el A, el B, el AB y el grupo 0. cada uno de ellos esta determinado por la presencia en la superficie de sus glóbulos rojos de una proteína especial llamada antigeno.

En los glóbulos rojos de los individuos que son del grupo A, esta presente el antigeno A, en los del B, antigeno B, AB, antigenos A y B y en los del grupo 0 no hay ningún antigeno.

Además, en el plasma hay otras proteínas, llamadas anticuerpos, que reaccionan ante la presencia de los distintos antigenos.

  • Grupo 0 no hay antigenos en la superficie de los glóbulos rojos y en el plasma están presentes los dos tipos de anticuerpos: anti-A y anti-B.

  • Grupo A, el antigeno A se encuentra en los glóbulos rojos y en el plasma están los anticuerpos anti-B.

  • Grupo B, esta presente los antigenos B en los glóbulos rojos y en el plasma están los anticuerpos anti-A

  • Grupo AB, están presentes loa antigenos A y B y en el plasma no hay anticuerpos.

  • Los individuos del grupo 0 pueden dar sangre a cualquier grupo pero solo puede recibir de su mismo grupo.

  • Los del grupo A puede donar sangre al A y al AB, y recibir del A y del 0.

  • Los del grupo B pueden donar sangre al B y al AB, y recibir del B y del 0.

  • Los del grupo AB pueden donar sangre a los del mismo grupo y recibir de cualquier grupo (Receptor Universal.) Además existe otro tipo de antigeno presente en os glóbulos rojos: el factor Rh. A la sangre que tiene este antigeno, se llama positiva, y a las que no lo posee, negativa. Las personas que son Rh negativas no pueden recibir sangre Rh positiva por que los antigenos presente en la superficie de los glóbulos rojos formarían anticuerpos anti-Rh y, en consecuencia, se produciría la aglutinación de los glóbulos rojos del dador.

Coagulación en la sangre

La coagulación consiste en la transformación del fibrinógeno(proteína presente en el plasma) en fibrina, otra proteína que forma una red de fibras a la manera de un tapón o coágulo en el lugar lesionado. Es una consecuencia de acontecimientos que se desencadenan cuando la sangre se encuentra con una superficie rugosa, como por ejemplo un tejido lastimado. Se produce una serie de reacciones químicas que activan una sustancia llamada tromboplastina, que actuando transformando a la enzima protombina- una proteína producida en el hígado-, en su forma activa, la trombina. La trombina convierte fibrinogeno, una proteína soluble del plasma, en fibrina; esta es insoluble y sus moléculas se agrupan formando una red en la que quedan atrapados eritrocitos y plaquetas; así se forma un coagulo que tapona la herida.

Los órganos excretores

El sistema excretor en el ser humano

En el ser humano existen distintos órganos para la excreción de los desechos del metabolismo celular, sustancias que sé incorporan con los alimentos (aditivos, conservantes y colorantes), fármacos y también sustancias útiles que se encuentran en concentraciones superiores a las necesarias.

Los riñones son los principales órganos excretores, y con ellos colaboran las glándulas sudoríparas, los pulmones y el hígado.

Los pulmones se encargan de excretar el CO2 y el agua que proviene del catabolismo de los Glúcidos y lípidos. El CO2 se difunde desde las células hasta la sangre. Una vez en los capilares sanguíneos que rodean a los alvéolos pulmonares, pasa el aire alveolar y sale del cuerpo formando parte del aire exhalado.

Si bien la principal función de las glándulas sudoríparas que se encuentran en la piel es mantener la temperatura corporal, a través del sudor colaboran con la excreción de alrededor del 10% de los desechos metabólicos. El sudor esta compuesto por las mismas sustancias que la orina, pero las concentraciones son muchas mas bajas por el 99% es agua.

El hígado cumple una importante función excretora. Al destruirse los glóbulos rojos, sé metaboliza el grupo hemo de la hemoglobina y se forma la bilirrubina, pigmento que pasa a la sangre y se transporta al hígado. Desde allí, junto a los otros integrantes de la bilis, llega al intestino delgado. Las hormonas tiroideas y los medicamentos, entre otras sustancias, también pueden ser excretados por el hígado.

Las lagrimas son un producto excretorio secundario, pero su volumen habitualmente es muy escaso. Están formadas un 98% de agua y el 2% restante corresponde a Na+, Cl-, K+, proteínas y glucosa.

Tienen propiedades bactericidas pues poseen lisozima, una enzima capas de degradar los polisacáridos de las paredes celulares de algunas bacterias. Su función principal es lubricar y humectar la superficie del ojo.

El sistema urinario y el riñón

El sistema urinario esta formado por los riñones, los uréteres, la vejiga y la uretra. Los riñones, además de su función excretora, regulan la composición de la sangre y de los líquidos corporales. Por otra parte, cumplen también la función endocrina, pues producen hormonas: eritropoyetina y renina.

Los riñones están ubicados a ambos lados de las vértebras lumbares, en la pared posterior de la cavidad abdominal. Estos órganos con forma de poroto presentan en el borde interno el hilio, región relacionada con la arteria y vena renal y el uréter.

Los uréteres, llevan la orina desde ka pelvis hasta la vejiga por la acción de las ondas peristálticas de sus paredes. Cada uréter se abre en la vejiga a través de un orificio con un repliegue que funciona a manera de válvula para impedir el reflujo de la orina.

La vejiga es un órgano muscular hueco, ubicado en la parte inferior de la cavidad abdominal. La forma depende del contenido de la orina, pues sus paredes se van distendiendo a medida que se van llenando. Las fibras musculares de la vejiga forman alrededor del orificio uretral un músculo circular, el esfínter interno de la vejiga, que funciona independientemente de la voluntad y retiene la orina en la vejiga. Existe otro anillo muscular, el esfínter externo, formado por fibras musculares estriadas, de control voluntario.

La nefrona y la micción

La unidad funcional del riñón es la nefrona, formada por la cápsula de bowman y un conjunto de túbulos. La cápsula y el ovillo de capilares(glomérulo) que contiene, constituyen el corpúsculo de Malpighi. La cápsula se continúa por el túbulo contornado proximal, el asa de henle y el túbulo distal, que desembocan en el tubo colector. Se calcula que en cada riñón humano hay un millón de nefronas. La orina que se excreta representa la actividad de todas las nefronas y el resultado de la combinación de tres procesos: filtración en los glomérulos, reabsorción de algunas sustancias y secreción de otras a lo largo del tubo renal. La destrucción de un numero considerable de nefronas puede llevar la insuficiencia de la fusión excretora del riñón, conocido como uremia.

Los tres procesos:

  • Filtración glomerular: como la presión de la sangre en los glomérulos es alta por que el calibre de la arteriola aferente es mayor que el de la eferente, se produce un filtración desde la sangre hacia el interior de la cápsula.

Se filtra una quinta parte del agua del plasma, sales, glucosa, aminoácidos, urea, creatinina, ácido úrico y proteínas pequeñas. Las proteínas de mayor tamaño y los elementos figurados de la sangre son retenidas.

  • Reabsorción: por este proceso, las sustancias pasan desde la luz del túbulo contornado hasta los capilares peri tubulares en forma activa(en contra del gradiente de concentración) y pasiva (a favor del gradiente.). La reabsorción permite recuperar la mayor parte del agua filtrada (99%) toda la glucosa, gran parte de los aminoácidos, sales y otros solutos que se filtran libremente.

  • Reabsorción en el túbulo contorneado proximal: se reabsorbe alrededor del 70% del agua, na+, cl-, ca2+ y mg2+, toda la glucosa, casi la totalidad de los aminoácidos y el ácido ascórbico(vitamina C), el 50% de la urea y parte del ácido úrico. Las proteínas filtradas se reabsorben por endocitosis.

  • I. Reabsorción en el asa de henle: en la rama descendente se reabsorbe agua y en la ascendente, que es impermeable al agua, se recuperan Na+ y Cl- por transporte activo.

  • II. Reabsorción en el túbulo contorneado distal: llega entre el 10 y el 15% del filtrado glomerular. Se absorben agua, Na+ y Cl-.

  • III. Reabsorción en los tubos colectores: en ellos tiene lugar la concentración de la orina. Se reabsorben agua, Na+ y Cl-. La permeabilidad al agua de estos tubos y la de los contorneados dístales están regulados por la hormona antidiurética(ADH.) En ausencia de esta hormona, los tubulos contorneados dístales y los colectores son impermeables al agua.