Alcoholismo

Ética. Sociedad. Adicción. Consumo. Alcohol. Juventud. Libertad

  • Enviado por: Carla
  • Idioma: castellano
  • País: México México
  • 11 páginas
publicidad
cursos destacados
Dirección por Objetivos y Gestión del Desempeño (Grupo con tutorías)
Grupo Adams
La Evaluación del Desempeño constituye una herramienta fundamental de medición y control del rendimiento de los...
Solicita InformaciÓn

Master en Project Management
EAE-UCJC
¿Quieres aprender a dirigir y coordinar varios proyectos a la vez? Lo que parece una tarea ardua y complicada, se va a...
Solicita InformaciÓn

publicidad

HISTORIA DEL ALCOHOL

En nuestra sociedad no existe la conciencia de que el alcohol pertenece a un grupo de sustancias que se llaman drogas.

El comienzo del alcohol fue en el quinto milenio a.C. por pinturas rupestres donde se recogía miel y que se almacenaba. Por tanto se puede suponer que en un momento determinado esta miel fermentó y que alguien la probó y le gustó. Suponemos que la miel fermentada resultaría más agradable al paladar si se le añadía agua.

Cuatro mil años a.C. se cita la cerveza en un texto egipcio, se tomaba con cañas ya que no se filtraba y contenía granos de la fermentación, flotando en su superficie.

En la Biblia, las menciones al alcohol son abundantes.
Tres mil años a.C. primero los griegos y después los Romanos, ya conocían el cultivo y recolección de la vid.

En el Código Hammurabi, se habla de las bebidas embriagantes, de las tabernas y de lo que ocurre en su interior. Los propietarios y vendedores eran mujeres.
Los árabes en el año 800d.de J.C. descubren la destilación del vino y obtienen bebidas de más alto contenido en alcohol. Recordemos que las palabras alambique y alcohol, son de origen árabe. No hay que olvidar que en el siglo VII Mahoma prohibió a sus discípulos el consumo del vino.

En la Edad Media el vino está en poder de la Iglesia y sólo los obispos y los monasterios son los que controlan el vino.
En el siglo XIV el alcohol es una sustancia importante, se usa como disolvente en la preparación de perfumes, es un medicamento, tiene un uso religioso, produce dinero, etc. Desde el momento en que se descubren los destilados y su capacidad de ser trasladados de un lugar a otro, a diferentes temperaturas, con abundantes trasiegos, el alcohol se encuentra en cualquier sitio y es accesible a toda la sociedad, ya que comienza su comercialización.

Cuando Colón llegó a América, en su tercer viaje, en 1498 le fue ofrecido para beber chicha, que es una cerveza de maíz.
En el siglo XVII comienza la comercialización del vino.

Hasta el año1857 no se descubre la fermentación, fue Pasteur quien descubrió los microorganismos.

En 1918 se prohíbe en EEUU el consumo y la venta de alcohol con más de un 5% de alcohol. Esta ley fue denegada en 1933.
En el siglo XIX se produce un incremento notable del consumo de alcohol debido fundamentalmente a la avance en la comercialización del alcohol y a la revolución industrial.

¿QUÉ ES EL ALCOHOL?

Según el Diccionario General de la Lengua Española (Vox) es alcohol es:

m. Galena. 
Polvo negro que para sombrear los ojos usaron las mujeres. 
QUÍM. Compuesto de carbono, hidrógeno y oxígeno que deriva de los hidrocarburos al ser sustituidos uno o varios átomos de hidrógeno por otros tantos hidroxilos (OH). El nombre científico de los alcoholes termina en -ol: metanol, butanol, pentanol, etc.; ~ amílico, líquido incoloro, aceitoso, de olor fuerte y desagradable, que contiene en su molécula cinco átomos de carbono (v. amilo) ~ metílico (metanol), CH;i3OH, el que se obtiene por destilación de la madera a baja temperatura; líquido incoloro, que se emplea para desnaturalizar el ~ etílico. 
Por antonomasia y por tradición se llama alcohol al ~ etílico (etanol o espíritu de vino), C;i5H;2OH, líquido incoloro, de sabor urente y olor fuerte agradable. Se obtiene por destilación de productos de fermentación de sustancias azucaradas o feculentas, como uva, melaza, remolacha, patata. Forma parte de numerosas bebidas (vino, aguardiente, cerveza, etc.) y tiene muchas aplicaciones industriales: ~ absoluto, el que está completamente desprovisto de agua; ~ desnaturalizado, el etílico mezclado con ciertos productos que le comunican sabor desagradable y lo inutilizan para la bebida, pero no para sus aplicaciones industriales; ~ de madera, el que se obtiene por destilación de la madera; ~ neutro, el etílico de 96 a 97 grados, que se emplea para la crianza de vinos y en la fabricación de licores; ~ vínico, el etílico producido por destilación del vino. 
Bebida que contiene este hidrocarburo: el abuso del ~ perjudica a la salud.

¿QUÉ ES EL ALCOHOLISMO?

Alcoholismo: Abuso de bebidas alcohólicas. Conjunto de efectos debidos al abuso de bebidas alcohólicas.

El alcohol, en dosis pequeñas, estimula el sistema nervioso y produce una euforia anormal. Efectos que han sido utilizados por el hombre desde antigua ( ya se conocían bebidas alcohólicas en la época neolítica). Sin embargo, en dosis mayores la acción del alcohol sobre el sistema nervioso es depresora, especialmente de al corteza cerebral, por lo cuál inhibe las funciones superiores y libera las más primitivas que estaban inhibidas por aquéllas; es decir el mecanismo d acción es idéntico al de las sustancias que provocan anestesia. El resultado de la ingestión de dosis elevadas de alcohol es el estado de embriaguez (alcoholismo agudo); ésta se caracteriza por síntomas d e orden neurológico (embotellamiento de las funciones sensitivas, trastornos de habla que llegan a la incoherencia, ataxia o falta de coordinación de los movimientos con la típica “marca del borracho”, etc.) y otros de orden psicológico que se concentran en confusión mental y conducta impulsiva, que puede ser peligrosa.

El abuso crónico del alcohol llega a producir lesiones degenerativas del sistema nervioso y de otros órganos (cirrosis hepática, polineuritis), que son causa de algunos cuadros clínicos con personalidad nosológica propia. El alcoholismo crónico lleva consigo fenómenos de habituación similares a los de las toxicomanías y degrada en conjunto la personalidad del individuo, por lo que constituye un verdadero problema médico y social, que está planteando cada vez con caracteres de mayor gravedad. Los psiquiatras están de acuerdo en que la habituación al alcohol se da en personalidades neuróticas que buscan en al acción estimulante y euforizante del mismo una falsa superación de sus conflictos psicológicos inconscientes y de su sentimiento de inseguridad.

Conviene distinguir entre los bebedores ocasionados, llamados también bebedores sociales porque recurren al alcohol como medio de facilitar las relaciones sociales, porque recurren al alcohol por medio de facilitar las relaciones sociales, y los habituales. En estos últimos, suele desarrollarse cierto grado de tolerancia, que explica que no sufran a veces estados de intoxicación aguda, pero los efectos degenerativos, del tóxico suelen ser en ellos mucho más acentuados, y en los casos crónicos pueden llegar incluso a la demencia alcohólica.

El alcoholismo, a diferencia del simple consumo excesivo o irresponsable de alcohol, ha sido considerado en el pasado un síntoma de estrés social o psicológico, o un comportamiento aprendido e inadaptado. El alcoholismo ha pasado a ser definido recientemente, y quizá de forma más acertada, como una enfermedad compleja en sí, con todas sus consecuencias. Se desarrolla a lo largo de años. Los primeros síntomas, muy sutiles, incluyen la preocupación por la disponibilidad de alcohol, lo que influye poderosamente en la elección por parte del enfermo de sus amistades o actividades. El alcohol se está considerando cada vez más como una droga que modifica el estado de ánimo, y menos como una parte de la alimentación, una costumbre social o un rito religioso.

Al principio el alcohólico puede aparentar una alta tolerancia al alcohol, consumiendo más y mostrando menos efectos nocivos que la población normal. Más adelante, sin embargo, el alcohol empieza a cobrar cada vez mayor importancia, en las relaciones personales, el trabajo, la reputación, e incluso la salud física. El paciente pierde el control sobre el alcohol y es incapaz de evitarlo o moderar su consumo. Puede llegar a producirse dependencia orgánica (física), lo cual obliga a beber continuamente para evitar el síndrome de abstinencia.

EL ALCOHOL EN LOS JÓVENES

Con frecuencia leemos en la prensa noticias sobre adolescentes intoxicados por consumir alcohol, fiestas estudiantiles en las que se premia al joven que más copas sea capaz de beber, incidentes y disturbios provocados por las protestas de jóvenes ante el adelanto del horario de cierre de los bares o establecimientos .

No cabe duda que la presencia casi constante de estas noticias en los medios de comunicación y la realidad por cualquiera de nosotros una tarde-noche en las zonas de ambiente juvenil de nuestras ciudades, son elementos que crean una gran sensación de alarma social y desconciertan a padres.

"Los jóvenes beben. Beben mucho y de forma incontrolada. Cada vez son más jóvenes cuando empiezan a ir a bares. Se emborrachan todos los fines de semana y no parece importarles nada más".

Este tipo de afirmaciones se escuchan a menudo en las conversaciones entre adultos, rodeadas de un sentimiento de incomprensión hacia esa manifestación social de rebeldía. Pero, realmente, ¿qué está sucediendo con los jóvenes de nuestro país?.

Los diversos estudios realizados en estos últimos años indican que, efectivamente, los jóvenes beben de un modo diferente al que los hacían sus padres, y que esta forma de beber preocupa por su falta de autocontrol. Por un lado, la edad de inicio en el hábito de beber socialmente ha ido bajando hasta situarse en los 14-16 años. Este dato en sí mismo ya es preocupante porque en nuestro país esta prohibida la venta de alcohol a menores de 18 años.

Estos mismos estudios indican que la cantidad promedio de alcohol consumida semanalmente por nuestros jóvenes está cercana a los límites que se consideran peligrosos para la salud, siendo además que este consumo se centra casi exclusivamente en los fines de semana y se hace de una manera compulsiva, muy rápidamente. Ellos mismos, en sus reflexiones, muestran su desorientación ante la falta de regulación familiar y social que perciben, en la ausencia de referencias externas que les permitan establecer sus propios límites en su conducta personal.

No es de extrañar esta situación en una sociedad como la de este fin de siglo, donde la satisfacción inmediata de todos nuestros deseos, la competitividad y el éxito económico son los valores en alza, convenientemente pregonados por la publicidad y los medios de comunicación.

Además de esto, los jóvenes disfrutan en general de una capacidad económica bastante mayor que la que tenían sus padres a la misma edad, lo que hace posible un mayor consumo y movilidad, en muchas ocasiones en vehículos particulares, con el consiguiente riesgo de accidentes de tráfico. No en vano, uno de cada tres muertos en accidente de tráfico es menor de 25 años, y el consumo de alcohol es la primera causa de muerte por accidente en conductores de 18 a 30 años.

Es totalmente falso que:

  • Un café reduzca los efectos del alcohol.

  • Un baño mejores los reflejos.

  • Tomar agua disminuya los efectos del alcohol.

  • Emitir gran cantidad de orina elimine el alcohol.

  • El vómito elimine el alcohol de la sangre.

  • Se pueda beber más alcohol si se come mucho

Muchas veces en nuestra sociedad vivimos muy cercanamente los efectos del alcohol y pensamos que si hacemos lo mencionado anteriormente nos va a eliminar la cantidad de alcohol que tenemos en la sangre, por lo cuál los jóvenes se confían haciendo esto después de una noche de haber consumido mucho alcohol .

Es muy cierto que la sociedad ha cambiado de la época de nuestros padres a la de ahora , cada día los jóvenes tienen más libertad para salir, tomar, y hacer con su tiempo libre lo que quieran., esto es algo que nos debe preocupar ya que un alcohólico comienza tomando poco a poco, los jóvenes en una encuesta que hice toman durante el Jueves, Viernes, y Sábado por las noches una cantidad promedio de 4 cubas , esto a la semana da un total de 18 cubas y al mes son 72 cubas, por lo que con el tiempo se vuelve una necesidad tomar ya que el cuerpo se acostumbra a recibir la sustancia del alcohol que cuando no la tiene se la pide.

CONCLUSION

Quise hacer este trabajo sobre el alcoholismo en los jóvenes ya que es un tema muy común en nuestra sociedad, además de ser algo que día con día va creciendo.

El alcohol, ahora los jóvenes lo vemos como algo normal, algo que se consume cada fin de semana sin problema pero platicando con mi psicólogo me comentaba que el 80% de sus pacientes de mi edad tienen problemas de principio de alcoholismo por el frecuente consumo de alcohol.

Siento que en esta época han cambiado mucho las costumbres para nosotros los jóvenes ahora tenemos demasiada libertad lo cuál puede ocasionar el libertinaje.

El alcohol es una forma de escapar de los problemas o también para cambiar de personalidad ya que “se supone” que te permite tener mas valor para las diversas cosas.

En nuestra sociedad todavía no es conocido como una droga pero lo es, ya que se va volviendo un vicio y si tu cuerpo se acostumbra a él es muy pero muy difícil quitarte la necesidad de estar tomando.

Una noche que fui a bailar les pedí a mis amigos que esa noche solo tomaran una cuba a algunos y a otros que no tomaran nada, la actitud de ellos fue muy diferente a como normalmente son, además platicando con personas desconocidas la mayoría me comentó que sería casi imposible ir a un antro y no tomar y eso es preocupante por que significa principios de alcoholismo en los jóvenes.

BIBLIOGRAFÍA

  • SAVATER, Fernando; “Ética para Amador” Ed. Ariel, Barcelona, 1991.

  • AL ANON , Guía para un alcohólico, 1991

  • Enciclopedia Encarta 2000

  • ROSALES, José Luis; “¿el alcohol te influye?” Ed La Rosa, Salamanca,1994.

EL ALCOHOLISMO EN LOS JÓVENES

TEORIA DE LA COMUNICACIÓN II

UNIVERSIDAD IBEROAMERICANA

6 DE MAYO DEL 2004

CALIFICACIÓN