Administración de bienes

Economía. Empresas. Bienes. Contabilidad. Mercado. Valores. Depreciación de activos. Método de línea recta. Método de suma de dígitos. Método de porcentaje fijos. Método de fondo de amortización

  • Enviado por: El remitente no desea revelar su nombre
  • Idioma: castellano
  • País: República Dominicana República Dominicana
  • 9 páginas

publicidad
cursos destacados
Planea con la bolsa tu futuro
Planea con la bolsa tu futuro
¿Sabe qué es inteligencia financiera? Aprenda a utilizarla de una mejor manera dentro de sus finanzas personales.
Ver más información

Habilidades gerenciales para el pequeño empresario
Habilidades gerenciales para el pequeño empresario
BIENVENIDOS a nuestro Curso Manual del Pequeño Empresario. El curso fue producido en la Fundación para el...
Ver más información


INTRODUCCIÓN

En el siguiente trabajo que vamos a presentar a continuación, esta basado mayormente en lo que es el proceso para asignar de forma sistemática y racional el costo de un bien de capital a lo largo de su periodo de vida. La depreciación contabiliza la disminución del potencial de utilidad de los activos invertidos de un negocio, ya sea por la perdida de valor de vida al desgaste físico derivado de la utilización habitual del bien, como el caso de la maquinaria, por deterioro que provoca la acción de los elementos debido a la obsolescencia causada por cambios tecnológicos y la introducción de nuevas y mejores maquinas y métodos de producción. Sin embargo, no se trata de reflejar la caída del valor de mercado de los activos.

Los contables utilizan distintos métodos para calcular la cantidad que debe cargarse en concepto de depreciación periódica. El método más utilizado es el de amortización lineal, que consiste en aplicar una taza de depreciación constante para todo el periodo de vida activos.

Depreciación de activos

Son objetos físicos que conservan su tamaño y su forma, pero que eventualmente se desgastan o se tornan obsoletos. No se consumen físicamente, como sucede con activos tales como suministros, pero de igual forma, su utilidad económica disminuye con el tiempo.

El término depreciación significa la asignación sistemática del costo de un activo despreciable durante la vida útil del activo. Es la asignación del costo de un activo fijo tangible al gasto en los periodos en los cuales se reciben los servicios del activo.

Esta se define como la pérdida de valor que sufren los activos fijos, haciendo que su vida resulte limitada. Las causas de la depreciación fundamentalmente son dos: físicas y funcionales.

Las físicas se refieren al desgaste producido por el uso de los elementos naturales.

Las funcionales son aquellas que se presentan por obsolescencia (resulta anticuado) o por insuficiencia (no hace frente al servicio que de el se exige).

Al terminar la vida útil de un activo fijo este se reemplaza invirtiendo en ello cierta cantidad de dinero llamado costo de reemplazo. Para llevar a cavo el reemplazo o reposición de los activos es necesario crear un fondo para contar con los recursos necesarios para reemplazar dicho activo. Este es llamado fondo de reserva para depreciación. Se forma separando periódicamente ciertas sumas de dinero de las utilidades de la empresa. El costo original de un activo menos la depreciación acumulada a una fecha determinada se llama valor en libros y representa el valor que aun tiene el bien en los registros contables de la empresa. Cuando un activo fijo a llegado al final de su vida útil, por lo general siempre conserva algún valor, a si sea como chatarra, llamado valor de salvamento o valor de desecho.

Existen diferentes métodos para calcular el cargo periódico de depreciación. Los más utilizados son: el método de línea recta, método de la suma de dígitos, método de porcentajes fijos y método del fondo de amortización.

Método de línea recta: Este método es el más sencillo de todos y el más utilizado, además es el único aprobado por la Secretaria de Hacienda para cumplir con las disposiciones fiscales sobre la depreciación de activos fijos. Este método supone que la depreciación anual del activo fijo es la misma durante cada año de su vida útil.

Fórmula de la depreciación total:

DT= C-S

(C= al costo inicial del activo y S= valor de salvamento)

Fórmula de depreciación anual:

D= C-S

N

(N= la cantidad de tiempo de vida útil del artículo).

Método de suma de dígitos: Este método no esta autorizado por la Secretaria de Hacienda para efectos fiscales, sin embargo, son utilizados internamente por las empresas para despreciar contablemente sus activos. Es un método de depreciación acelerado en el cual la depreciación es mayor en los primeros años de vida del activo fijo, disminuyendo en los años subsecuentes.

Fórmula de la depreciación anual:

D= (DT) (F)

Método de porcentaje fijos: Este método consiste en utilizar un porcentaje de depreciación constante llamado taza de depreciación sobre valor en libros. La depreciación anual se obtiene por:

D= Vd.

Donde d es la tasa de depreciación y V es el valor en libros del año inmediato anterior al del año cuya depreciación anual se desea calcular.

Método del fondo de amortización: Es una variante del método de línea recta que sin tomar en cuenta los intereses, de tal manera que la suma de los depósitos anuales más sus intereses, sea igual, al final de vida útil del activo, a la depreciación total.

La fórmula seria:

D= (DT) (i)

(1+i) n-1

Donde i = es la taza de interés expresada en forma decimal y n = a los años de vida útil del activo.

Debido a la utilización de diferentes métodos de depreciación para fines del impuesto sobre la renta, la utilidad o pérdida que aparece en la declaración de rentas puede diferir de la que aparece en el estado de resultados.

La depreciación es un gasto que no genera salida de efectivos; los gastos de efectivos para adquisición del activos fijo son independientes de la cantidad de depreciación para el periodo. Los pagos en efectivo para adquirir activos fijos (y las entradas de efectivos por la venta de activos fijos) aparecen clasificados como actividades de inversión.

Conclusión

Realmente, después de haber realizado todo lo concerniente sobre lo que es la depreciación de activos podemos decir que esta es muy importante, ya que permite determinar el agotamiento de los recursos naturales que se desgastan con el tiempo. Además se puede decir que es un proceso que no requiere desembolso de efectivo en un momento cercano al reconocimiento. Por lo tanto el cargo reduce la utilidad neta, pero no afecta lo flujo de efectivo.

También podemos decir que la depreciación es un proceso de asignación de costos y no un proceso de valuación de activos. Los registros contables no tratan de mostrar los valores de mercado corriente de los activos fijos. El valor de mercado de un edificio, por ejemplo, puede aumentar durante algunos periodos contables dentro de la vida útil del edificio. El reconocimiento del gasto de depreciación continua, sin embargo, sin considerar esos incrementos temporales en el valor del mercado. Los contadores reconocen que el edificio solo prestaran servicio útiles durante un número limitados de año y que el costo total del edificio debe ser asignado sistemáticamente a gastos durante el año.

Bibliografía

  • Meigs, Williams. La base para decisiones gerenciales.

  • Consulta en carta 2007.

  • WWW. Google. Com.

  • Universidad Católica Tecnológica del Cibao

    (UCATECI)

    Asignatura:

    Matemática financiera I

    Tema:

    Depreciación de Activos